Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Jerson Ortiz · 08 de Marzo de 2019

Los tres precandidatos a la Gobernación junto al expresidente César Gaviria.

2107

0

Ayer se empezó a tomar una encuesta que contrató el partido Liberal para definir entre tres precandidatos que son de la línea del gobernador Álvaro Pacheco y de su aliado político el representante Harry González, cuál será el candidato con el que se la van a jugar en las elecciones a Gobernación de octubre.

Como los resultados se van a conocer la otra semana y los tres firmaron un pacto de apoyar al que gane, con eso el ‘pachequismo’ le quiere ganar terreno al Centro Democrático y a los conservadores que también quieren la Gobernación y están pensando en irse en coalición, pero que aún no saben cuándo ni cómo van a elegir a sus cartas.

La encuesta que dijo Gaviria

La decisión de ir a encuesta se tomó hace dos semanas cuando los precandidatos Óscar Raúl Rojas, César Torres y Diego Ramírez se reunieron con el jefe del partido, el expresidente César Gaviria.

A Bogotá los tres llegaron de la mano del representante a la Cámara, Harry González, que como contamos se ha encargado de hacer campaña con ellos por todo el departamento inclusive llevándolos a inaugurar obras públicas.  

En esa reunión Gaviria impuso su idea, porque los tres precandidatos no se pusieron de acuerdo para apoyar a uno solo.

Desde que lanzó su precandidatura el diputado César Torres, que declinó hace cuatro años para apoyar a Pacheco, pidió definir con una consulta en mayo.

 

“Yo tengo un trabajo social reconocido en todo el departamento. Y si se trata de mostrar resultados de ese trabajo, una consulta habría sido el camino. Pero acatamos la encuesta y ahora estoy trabajando para ganarla”, nos comentó Torres.

Para el ingeniero Diego Ramírez, que fue el secretario de Infraestructura de Pacheco hasta junio del año pasado y antes había sido funcionario suyo en la Alcaldía de Florencia, lo ideal habría sido que el directorio regional hubiera escogido al candidato por hoja de vida y méritos.

“Yo soy una persona muy técnica, sin tacha, no me he hecho contar en elecciones pero tengo la capacidad para liderar una campaña así. Igual, aspiro que con la encuesta, sea cual sea el resultado, no se creen divisiones”, nos dijo Ramírez.

Al que sí le sonó la idea desde un principio fue al administrador de empresas Óscar Raúl Rojas, que aunque fue candidato a la Cámara hace cuatro años por Cambio Radical, fue el secretario de Planeación de Pacheco hasta enero de 2018, cuando renunció para hacerle campaña a la Cámara a Harry González.

“La encuesta abre el escenario a que cualquiera pueda ganar. La cuestión es que no se podía dilatar más la elección del candidato, y llevarlo a una consulta en mayo hubiera sido desgastante porque tenemos el antecedente de la consulta liberal a la Presidencia entre De la Calle y Cristo”, dijo Rojas a La Silla Sur.

Después del plumazo de Gaviria, definieron que la encuesta se va a hacer de manera presencial y con tarjetón en mano a 1.200 personas en los 8 municipios con mayor población de Caquetá (San Vicente del Caguán, Florencia, Belén, Doncello, Milán, Puerto Rico, Cartagena del Chairá y Paujil).

La empresa que contrató Gaviria es JPG Investigación en Mercados, una encuestadora que nunca antes había hecho encuestas en Caquetá, pero que está registrada ante el Consejo Nacional Electoral desde hace 15 años.

El año pasado JPG se unió con otras encuestadoras regionales (Yamil Cure y Mediciones y servicios de marketing) para montar una alianza que se llamó ‘Los Mosqueteros’, y que hizo unas encuestas en la campaña presidencial.  

Como los encuestadores van a llegar a lugares públicos como plazas de mercado y parques y también a barrios, los tres precandidatos se la están jugando con toda y de distintas maneras para posicionarse, porque creen que tener el aval liberal y la bendición del gobernador Pacheco aumenta sus posibilidades de ganar en octubre.

Juntos pero no revueltos

Durante la última semana los tres se han dedicado a recorrer las calles de los ocho municipios, a mover sus nombres en redes sociales y a buscar micrófono en los medios de comunicación para atacar a sus rivales.

Por ejemplo, el administrador Rojas no solo está repartiendo publicidad impresa donde explica cómo marcar su nombre, sino que también ha puesto a sonar jingles, videos e imágenes con su campaña, como si ya estuviera propiamente en campaña.

También ha hecho reuniones masivas con dirigentes tradicionales como James Villanueva, que fue candidato a la Cámara del Centro Democrático, o el exgobernador Germán Medina.

Y en su discurso está vendiendo la idea de que es el más cercano a Pacheco porque le ayudó a hacer el plan de desarrollo y porque lo está asesorando en el proyecto de creación de la Región Administrativa y de Planeación de la Amazonía.

El ingeniero Ramírez ha puesto a circular en los canales locales como TV5 o Lente Regional una entrevista que hizo su campaña donde habla de su trayectoria, al tiempo que ha buscado a los presidentes de la juntas de acción comunal para pedirles que le voten.)

Y ha dicho en emisoras y reuniones que al contrario de sus rivales, él no tiene alianzas con sectores políticos tradicionales y que como es nuevo y técnico es garantía para el partido.

Por su parte el médico Torres activó a la maquinaria de líderes con la que consiguió hace cuatro años sacar la segunda votación más alta a la Asamblea (3.821 votos),  y está manejando el discurso de que a diferencia de sus compañeros, tiene experiencia administrativa porque ha sido ordenador del gasto en la Presidencia de la Asamblea y antes como director regional de Caprecom y el hospital regional. (LINK)

Y le ha reprochado a Rojas que no siempre ha estado en el partido (viene de ser candidato de Cambio Radical) y al ingeniero Ramírez que nunca se ha hecho contar.

En una semana cuando se conozcan los resultados de la encuesta, se sabrá cuál de las tres estrategias funcionó, y si a pesar de los señalamientos de parte y parte se mantienen unidos.

Lo que está claro mientras tanto es que con la encuesta, el equipo político de Pacheco y González quiere ganar terreno mientras sus competidores definan cómo van a jugar.

Contra el uribismo

Después de ganar en 2015 las dos alcaldías más importantes, las de Florencia y San Vicente del Caguán, de sacar el año pasado  una curul a Cámara con Edwin Valdez y de barrer en las presidenciales (Duque sacó el 62 por ciento de los votos), el Centro Democrático tiene en la mira pelearle la Gobernación a los liberales.

Y para eso tiene a tres precandidatos: el ganadero Arnulfo Gasca, el ingeniero James Urrego y el médico Luis Francisco Ruiz.

Como contamos, los tres fueron a pedirle el aval al líder del partido, el senador Álvaro Uribe Vélez, en el taller que hizo en Neiva hace dos semanas.

Pero desde entonces, en el CD de Caquetá no tienen claro cómo ni cuándo van a definir el candidato. Lo único definido es que ninguno de los tres se quiere bajar porque creen que tienen músculo político para llevar la candidatura.

Gasca porque viene de ser candidato en las regionales pasadas donde sacó 37 mil votos (5 mil votos menos que Pacheco), y porque con él se podría cocinar una alianza con los conservadores, ya que siempre ha militado ahí.

Urrego porque además de que es hermano del exrepresentante conservador Luis Fernando Urrego, que le hizo campaña a Uribe a allá, recoge a un sector de empresarios que se mueve en negocios de ingeniería.

Y Ruiz porque tiene experiencia electoral y política ya que fue alcalde de Cartagena del Chairá entre 2012 y 2015, y hasta octubre del año pasado gerenció el hospital Las Malvinas de Florencia.

“Por ahora no se ha definido el mecanismo, estamos esperando que la dirección nacional nos defina, yo estoy dispuesto a lo que sea”, nos dijo el precandidato Urrego.

Según Libardo Ramón, veedor del CD de Caquetá, la demora en la escogencia es porque están pendientes de que las directivas nacionales hagan una reunión allá.

“Se va a mirar la trayectoria, su capacidad intelectual, el carisma y la posibilidad de que haya triunfo, nos dijeron que hay actuar con optimismo pero mirando la realidad”, comentó Ramón.

La Silla Sur conoció que dentro del uribismo local no descartan la idea de definir todo en una consulta en mayo.

Eso le daría al ganador de la encuesta liberal, al gobernador Pacheco y al representante González, un margen de dos meses para seguir abonando terreno y buscar acordar alianzas que refuercen su apuesta por mantener el poder en Caquetá.

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia