Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Jerson Ortiz | Adelaida Ávila Cabrera · 26 de Junio de 2018

Los protagonistas de las presidenciales en el Sur y sus apuestas para 2019.

824

0

Además de ratificar el apoyo al uribismo en Huila y Caquetá, y a Petro en Putumayo, las elecciones presidenciales dejaron varios ganadores y perdedores en cada uno de los departamentos del Sur (en la mayoría de los casos con miras a las locales de 2019).

Ganadores

Ernesto Macías

Se posicionó como el senador uribista del Sur del país. Coordinó todas las visitas que hizo Duque a Amazonas, Caquetá, Putumayo, y por supuesto en Huila, siempre a su lado. Tendió puentes con empresarios y otros sectores políticos como el del senador liberal Rodrigo Villalba y excandidatos de la Alianza Verde que llegaron a reforzar la campaña en segunda vuelta.

Dentro del partido le reconocen tanto su trabajo en la carrera presidencial que en el caso de que el senador Álvaro Uribe Vélez no se lance a la Presidencia del Senado, él sería una fuerte opción dentro de la bancada del partido. Con presidente aliado podrá demostrar su rol como gestor de inversiones para el Sur.

 

Jaime Felipe Lozada

El representante huilense fue parte del grupo de conservadores que se la jugó por Iván Duque desde antes de la consulta de la derecha. Después, en las dos vueltas movió su base política para llenar los eventos en los que Duque estuvo en Pitalito, Garzón y Neiva. A través de él también llegaron empresarios y dirigentes conservadores del sur del departamento que hacen parte del movimiento Integración Conservadora

Esa apuesta le ayudaría a fortalecer su estructura burocrática en el departamento, donde ya tiene a aliados suyos en la Electrificadora del Huila, y ser un factor decisivo en las regionales del año entrante

Los cacaos empresariales

Los que mueven la economía regional del Huila estuvieron en bloque con la campaña de Duque. Entre ellos están los piscicultores Eugenio Silva y Manuel Macías, el constructor Diego Ospina Duque, y los socios o dueños de empresas de vigilancia como Laos o la empresa de gaseosas Cóndor

Además de aportar económicamente para garantizar la logística de las visitas de Duque, estos empresarios movieron a sus empleados y sus familias para que asistieran a los eventos de la campaña y votaran por el candidato del uribismo.

Esperanza Andrade

La electa senadora conservadora se movió públicamente por Duque, mientras su hermano el senador Hernán Andrade se mostraba diplomáticamente ‘neutral’ como presidente del directorio nacional del conservatismo. Su cercanía con Marta Lucía Ramírez, a quien había apoyado en 2014 mientras Hernán estaba con Santos, le permitió ganar espacios al interior de la campaña.

Esperanza mantuvo vivo el movimiento político que la acompañó para ganar la curul al Senado en marzo, empezando por los diputados Sandra Hernández y Carlos Alirio Esquivel y los excandidatos a la Cámara Jorge Murcia y Fernando Castro, y lo puso a disposición de la campaña del uribismo

Armando Cuellar

El gerente de la empresa de transportes Coomotor, fue uno de los pocos empresarios que se la jugó por Petro. Sus declaraciones se volvieron virales, y la campaña de la ‘Colombia Humana’, las usó para intentar desvirtuar el mito del ‘castrochavismo’ y el miedo de los empresarios a apoyarlo.

Aunque le llovieron críticas desde otros sectores políticos y económicos, Cuellar se mantuvo hasta el final e inclusive hizo parte del comité logístico de la campaña de Petro en el Huila. Gracias a ese liderazgo varios dirigentes han puesto a sonar su nombre para que sea la apuesta del movimiento político a la Gobernación o la Alcaldía de Neiva.

 

Perdedores

Rodrigo Villalba

Ni como uno de los senadores liberales más experimentados ni como el coordinador nacional de la campaña de Humberto de la Calle, pudo demostrar su trabajo en estas elecciones

Tras el fracaso del candidato liberal, el senador Villalba se subió al bus de Duque con una reunión política que no tuvo mayor eco en la prensa local, y a la que el uribismo mandó de delegado a Carlos Holmes Trujillo. Habrá que ver si con ese apoyo de última hora, el senador Villalba logra ganar puntos ante Duque y mantener así parte de lo que ganó con el gobierno de Santos, empezando por la Presidencia del Banco Agrario .

Rodrigo Lara Restrepo

Después de haber sacado más de 20 mil votos en el Huila que le ayudaron a llegar al Senado, se dedicó a recorrer el departamento para buscarle votos a Vargas Lleras

Según sus cuentas, Vargas Lleras iba a tener la segunda votación más alta en el departamento. Pero no fue así. El exvicepresidente no solo quedó por detrás de Duque, Petro y Fajardo, sino que ni siquiera pasó de 18 mil votos. Y como a diferencia de otros dirigentes de Cambio Radical decidió no apoyar a nadie en segunda vuelta, quedó a la deriva de cara al nuevo gobierno

Cielo Gonzáles Villa

La exgobernadora del Huila fue la primera dirigente del Huila que se la jugó de frente por Vargas Lleras. Y aunque en un principio mostró resultados porque le ayudó a recoger más de 100 mil firmas a Vargas para que la Registraduría lo avalara como candidato, y luego movió su estructura para que Rodrigo Lara Restrepo saliera senador y para que Cambio Radical ganara su primera curul a Cámara en el departamento, los resultados de la primera vuelta la dejaron mal parada

Además en su regreso a la política regional, estalló el escándalo judicial que terminó con la captura de su esposo Germán Manrique, señalado de corrupción por un contrato de restaurantes escolares en Santander.

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia