Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Jerson Ortiz · 15 de Enero de 2019

Jussan Fuker buscó a los dirigentes del Mais de Amazonas para pedirles el aval.

2871

0

Los movimientos alternativos que le movieron votos a Gustavo Petro en Leticia, Amazonas, ahora quieren poner alcalde y para lograrlo aspiran mantener amarrada la misma votación que sacó el candidato de la Colombia Humana.

Como para ellos el rival a vencer es el candidato del Centro Democrático porque el actual alcalde es de ese partido, se empezaron a reunir desde la semana pasada para barajar nombres, y por lo pronto ya tienen uno que justamente se cotizó coordinando la campaña de Petro.

El Mais, el primero en moverse

Al igual que pasó en Bogotá donde ya anunciaron que le van a dar el aval a la Alcaldía al concejal Hollman Morris, en Leticia el Movimiento Indígena Alternativo y Social, Mais, es el que está agitando el sonajero de los alternativos pensando en las regionales.

 

Los integrantes del directorio departamental se reunieron hace unos días para escuchar al administrador de negocios internacionales Jussan Fuker, que está pidiendo pista para que le den el aval y liderar una alianza con el Polo, la Alianza Verde, la UP y los otros sectores que fueron la base del petrismo.

Fuker tiene 24 años y nunca ha sido candidato a una elección.

Entre 2016 y 2018 trabajó como contratista del Departamento de Prosperidad Social, DPS, una entidad que manejaba el exrepresentante a la Cámara el liberal Eduar Benjumea, que se quemó este año buscando la reelección.

Allá, dice, llegó después de repartir hojas de vida por todo el municipio y con el visto bueno de Benjumea, pero que no se identifica políticamente con él.

A pesar de eso tiene un reconocimiento dentro del movimiento alternativo local porque en 2017 fue uno de los impulsores de una marcha contra la corrupción, y el año pasado fue uno de los que se la jugó por Petro desde la consulta de la izquierda, y después ayudó a promover la consulta anticorrupción.

Para el precandidato la coyuntura política que se formó en el país con las presidenciales marcará el debate y los resultados de las regionales, y por eso, dice que le madrugó a la gestión de los avales.

“El trabajo que hicimos con Petro es el que me tiene acá. Eso abrió muchas puertas en el país, y por eso estas elecciones locales van a ser históricas”, le dijo Fuker a La Silla Sur.

En Leticia, los sectores alternativos lograron mover más de 6 mil votos en cada vuelta presidencial. En la primera los votos sumados de Petro y Sergio Fajardo fueron 6.344, mientras que en la segunda el de la Colombia Humana sacó 6.676.

Si mantienen esos votos creen que pueden ganar.

“Yo creo que si logramos capitalizar ese voto alternativo que se identifica con la lucha contra la corrupción, por la transparencia, podríamos dar la sorpresa y quedarnos con la Alcaldía”, añade Fuker.

En las elecciones de 2015 donde hubo siete candidatos, José Araujo del Centro Democrático ganó con 6.400 votos.

Pero a pesar de que abonó terreno con el Mais, en el movimiento aún no dan por hecho que él vaya a ser el candidato.

“Jussan ha estado haciendo un trabajo fuerte y digamos que tiene afinidad ideológica con el pensamiento del movimiento indígena y social. Ese encuentro fue un primer acercamiento, pero aún no se puede decir que tiene el aval del Mais”, le dijo a La Silla Sur, Nepomuceno Castillo, secretario ejecutivo del Mais Amazonas.

El visto bueno dependerá de que Fuker les presente una propuesta de gobierno en febrero, que aprueben no solo el comité departamental del partido, sino el municipal que no se ha conformado, y que los demás sectores alternativos también estén de acuerdo.

Por ahora en el sonajero de la Alcaldía de Leticia no hay candidatos ni de la Alianza Verde, ni del Polo, ni de la UP, y por eso todos podrían terminar en la coalición que está cocinando el Mais.

“También vamos a escuchar a los otros candidatos que nos busquen, acá se trata de analizar propuestas y escoger lo mejor para Leticia”, añadió Castillo del Mais.

La meta que se pusieron para definir es marzo porque no quieren que los demás partidos les cojan ventaja.

La disputa nacional aterriza en lo local

Aunque las elecciones locales manejan otras dinámicas a las de presidencia, porque en ellas pesan las maquinarias y la afinidad con el candidato más que el voto de opinión o la identidad ideológica (derecha-izquierda), para los alternativos de Leticia el rival a vencer en octubre será el partido de gobierno.

Como hemos contado, el Centro Democrático local tiene en carpeta a dos nombres para intentar sostener el poder en la Alcaldía: el ingeniero Jhon Jairo Acuña, que trabajó en la administración hasta julio del año pasado para no inhabilitarse, y el concejal Alejandro Castillo Pantevis.

Lo que está por verse es si el mal arranque del gobierno del Presidente Duque afectará esos intereses. Como contó La Silla Sur ese temor de ser arrastrado por ese lastre ya se ha hecho visible en otros departamentos como el Huila.

Lo que está por verse es si el petrismo local podrá capitalizar eso a su favor.

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia