Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por LaSillaVacia.com · 12 de Marzo de 2019

9631

0

Ayer el alcalde de Bucaramanga, Rodolfo Hernández, nuevamente suspendido por la Procuraduría por decirle corrupto a un funcionario de su administración sin que exista condena de por medio, volvió a hacer una movida de cara a las locales de octubre. 

Convocó y lideró una reunión en la sede administrativa de su constructora HG con ocho de los precandidatos que quieren recoger el voto de opinión y están buscando su guiño.

 

Aunque en principio el encuentro fue leído como el primer paso para una potencial unión, al final lo que dejó claro fue que para sellar la alianza la tienen cuesta arriba. 

La razón está en que las dos opciones que se están contemplando para decantar la baraja: ir a  una consulta interpartidista o definir el nombre del ungido mediante una encuesta, no convencen a todos los integrantes de ese grupo o tienen alguna dificultad jurídica. 

La primera es la más complicada por el origen de los candidatos. 

Mientras cinco están detrás de un aval:
- El exsecretario de Planeación de la Gobernación, Sergio Muñoz, quiere el aval del Mais, partido por el que se lanzó en 2015. 
- El exsubsecretario del Interior Ludwing Mantilla y el odontólogo Sergio Prada, quieren el aval de Alianza Verde. 
- El concejal del Polo Jorge Flórez es el candidato de su partido. 
- El exsecretario de Desarrollo, Jorge Figueroa, está preinscrito como candidato por el Centro Democrático. 

Otros tres están recogiendo firmas. 
-Juan Carlos Cárdenas, exvicepresidente de Cemex, se inscribió por Ciudadanos Libres, un movimiento con el que el alcalde Rodolfo Hernández quiere poner candidatos en todo el departamento. 
- Carlos Sotomonte, exmiembro de la junta directiva del acueducto de la ciudad, quien militaba en el Polo pero decidió lanzarse por un movimiento que llamó Coraje. 
- Cecilio ‘Gigio’ Vera, empresario contratista y dueño de las canchas sintéticas Gigiomanía, se inscribió por el Movimiento Cívico Ciudadano Bucaramanga Vive.
 
Eso hace que al menos esos tres, si quieren participar, deban desistir de la idea de recoger firmas y salir a buscar que un partido los inscriba como precandidatos.

Según dos fuentes de adentro de esos grupos, dentro de las colectividades que quieren competir no habría problema en inscribir como propios a los tres que están huérfanos para habilitarlos en la carrera, el problema es que no es tan claro que Cárdenas, Sotomonte y Vera quieran renunciar de entrada a recoger firmas.

Eso porque pasarían de tener el control de su aspiración, a quedar supeditados a la voluntad de las directivas regionales de cada partido.

Además habría un problema adicional, y es que en la lógica de la consulta la aspiración del uribista Jorge Figueroa no encajaría, porque los partidos alternativos no quieren mostrar que dentro de la baraja de opciones también entra la posibilidad de aliarse con el Centro Democrático. 

“Se vería como un cálculo electoral. Simplemente no hay compatibilidad y entonces Figueroa tendría que buscar otro aval”, dijo a La Silla uno de los asistentes. 

Aunque optar por el segundo camino y definir el ungido por encuesta en la práctica es más sencillo y es la que más le gustaría a Hernández, tampoco tiene mucha acogida entre los candidatos.

La razón de fondo está en que entre la mayoría el imaginario es que la ganará el que la pague, y que en esa medida no tendrían garantías para competir. 

El temor tiene gasolina porque, como ha contado La Silla, Hernández está haciéndole campaña abierta a Juan Carlos Cárdenas, y su movida de convocar a la reunión tiene una doble lectura. 

La primera, que nos la dijeron cuatro asistentes, es que el Alcalde buscó la reunificación y volvió a abrir la baraja partiendo de un sondeo que pagó Sergio Prada que reveló que entre los ocho tenían el 34 por ciento de la intención de voto y no había favoritismos marcados. 

“A Cárdenas no le ha ido bien. No está despegando y Rodolfo necesita repensar el candidato”, explicó a La Silla uno de los precandidatos que pidió no ser citado.

Que sea así no es tan claro porque como la campaña no ha iniciado lo que normalmente miden ese tipo de sondeos es la recordación de los que arrancan en la carrera.

La segunda lectura, es que más allá de abrir la baraja lo que está haciendo el Alcalde es dándoles caramelo a los demás candidatos, para luego alinearlos en torno a la aspiración de Cárdenas, con quien está completamente casado.

Por ejemplo, este lunes habló en su Facebook Live utilizando el nombre del movimiento de Cárdenas, Ciudadanos Libres, para motivar el voto en octubre; y el precandidato está apareciendo en zonas de la ciudad que Hernández ha visitado previamente para supervisar obras. 

Como el plazo para definir si se van a consulta vence el 12 de abril, la siguiente reunión se realizará entre el 26 y el 27 de marzo. Habrá que ver si en estas dos semanas aclaran el panorama, o si el voto alternativo despega en la carrera dividido.
 

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia