Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Jineth Prieto · 18 de Octubre de 2017

1734

0

Pese a que hace un mes el alcalde de Bucaramanga, Rodolfo Hernández, y el Concejo levantaron la banderita de la paz en un almuerzo, la tregua les duró poco. 

El viernes pasado inició una nueva puja luego de que el concejal de Opción Ciudadana, Pedro Nilson Amaya, quien hace parte de la bancada de oposición, levantara una polverada al asegurar  en un debate de control político que la administración de Rodolfo Hernández tenía intereses indebidos en los Cerros Orientales, una zona de protección que es considerada uno de los pulmones de la ciudad.

Luego de que el fin de semana en varios medios se moviera el tema, Hernández respondió ayer en su programa de Facebook 'Hable con el Alcalde', y no solo tildó a Amaya de "mentiroso" sino que lo acusó de hacer esas acusaciones para presionarlo.

En medio del cruce de versiones, La Silla revisó las declaraciones del concejal y las respuestas de la Alcaldía a los señalamientos y les aplicó el detector de mentiras.

De las 7 afirmaciones que le chequeamos al concejal Amaya 4 resultaron falsas, una engañosa, una insostenible y la restante verdadera. De la Alcaldía, las 4 que revisamos resultaron verdaderas.

Estas son las explicaciones.

 

“Si se quieren intervenir (las áreas de importancia ecológica de Bucaramanga) el municipio debe solicitar todos los permisos pertinentes a la Cdmb y no al Área Metropolitana"

Víctor Azuero, director del Área Metropolitana de Bucaramanga
VERDADERO
 

Explicación: Uno de los grandes logros del POT de segunda generación que fue aprobado en la administración de Lucho Bohórquez estuvo en que sacó a los Cerros Orientales, así como a la escarpa occidental y a la de Malpaso, de la jurisdicción urbana y la integró al Distrito Regional de Manejo Integrado, Drmi, que es una zona protección especial ecológica cuya vigilancia corresponde técnicamente a las corporaciones autónomas ambientales, en este caso la Corporación para la Defensa de la Meseta de Bucaramanga, Cdmb.

 

“De acuerdo con el acuerdo metropolitano firmado por el presidente de la junta del área metropolitana que es el señor Alcalde, nos están camuflando como un parque lo que en el futuro es un desarrollo urbano”

Pedro Nilson Amaya, concejal de Bucaramanga
FALSO
 

Explicación: El concejal hace referencia al acuerdo 005 de 2016 que fue firmado por el Área Metropolitana de Bucaramanga en mayo de ese año. En ese documento lo que hizo el AMB fue incluir siete zonas de Bucaramanga, Floridablanca y Piedecuesta (entre esos los Cerros Orientales) dentro del sistema de parques metropolitanos. Sin embargo, eso no implica, como dice Amaya, que se abra la puerta para el desarrollo urbano de esos sectores.

Como explicamos arriba, la zona está protegida por el Drmi, lo que significa que, según el acuerdo 1246 de 2013 de la Cdmb, tiene prohibida cualquier construcción urbanística; además, si la Alcaldía tuviera interés de habilitar construcciones allí debería seguir dos pasos: solicitarle a la Cdmb que extrajera a los cerros orientales del área protegida, y luego ir al Concejo para que esa corporación debatiera y aprobara la modificación del POT.

Adicionalmente, Amaya omite decir que la posibilidad de que en los cerros orientales se habilitara un parque (algo que permiten las zonas que están protegidas por el Drmi) fue aprobada en 2014 por el Concejo de Bucaramanga cuando tramitó el POT de segunda generación (en el parágrafo del artículo 175, que es el que se refiere a los parques metropolitanos, se dice que todas las áreas protegidas podrán ser usadas para parques).

No obstante lo anterior, lo que sí deberá hacer la Alcaldía de Bucaramanga para hacer realidad el parque de los Cerros Orientales será pedirle a la Cdmb que le cambie a ese sector la categoría y le dé la de ‘uso público’, que es la que permite que se hagan los senderos ecológicos. En la Cdmb le explicaron a La Silla que ese es un trámite que no afecta la protección de los cerros orientales y conserva el Drmi (que es el que impide la urbanización).

 

“Con la palabra estancia (en el artículo 175 del POT) nos están empezando a camuflar en el futuro el Ruitoque 2 del área metropolitana de Bucaramanga”

Pedro Nilson Amaya, concejal de Bucaramanga
FALSO
 

Explicación: Dos expertos en urbanismo y el exsecretario de Planeación de Bucaramanga, Mauricio Mejía, le explicaron a La Silla que esa palabra hace referencia a obras que no usan concreto, que están diseñadas para visitas de paso, y que son ligeras -casetas, taquillas, senderos-. Como explicamos atrás, para abrirle la puerta a la urbanización de los Cerros Orientales, la Alcaldía de Bucaramanga necesitaría solicitarle a la Cdmb que extrajera ese sector del Drmi y posteriormente cambiarle el uso del suelo a “urbano” con un proyecto de acuerdo que tendría que ser debatido y aprobado por el Concejo.

 

“(El proyecto del POT) no habla en ningún momento de los parques cerros orientales, habla de un bosque… se les está colando un miquito en la resolución del Área Metropolitana”

Pedro Nilson Amaya, concejal de Bucaramanga
ENGAÑOSO
 

Explicación: Si bien es cierto que en ninguna parte del POT se habla de los Cerros Orientales como parque, en dos ocasiones en el acuerdo se hace referencia explícita a los parques en zonas de Drmi.

La primera es en el artículo 160 donde se habla del sistema de espacio público y en el que se dice que uno de los objetivos del nuevo ordenamiento territorial del municipio es “establecer la interconexión espacial y funcional... especialmente las escarpas oriental y occidental, a través de corredores, parques y ejes ambientales integrando los ecosistemas con la ciudad construida”; la segunda es en el parágrafo del artículo 175, en el que se dice que los parques que “se encuentran dentro de la delimitación del Distrito Regional de Manejo Integrado o la categoría de protección que se adopte, y que sean sustraídos de ella, se incorporarán al suelo urbano mediante decreto del Alcalde, para que sean destinados exclusivamente a las actividades especiales de protección de los recursos naturales, recreación y estancia”.

Eso implica de entrada, como ya lo explicamos arriba y como lo contó la prensa en su momento, que los cerros orientales quedan protegidos y que su uso se puede modificar vía Alcaldía siempre y cuando sea solo para parques, algo que quita la connotación de “mico” a la que hace referencia el concejal.

 

“El término de parque corresponde al amoblamiento urbano”

Pedro Nilson Amaya, concejal de Bucaramanga
FALSO
 

Explicación: Según la resolución 1246 de 2013 de la Cdmb sobre la homologación del Distrito Regional de Manejo Integrado de Bucaramanga, los parques no corresponden a amoblamiento urbano cuando están dentro del Drmi. Uno de los usos permitidos dentro de esa zona de protección es el de ‘General de uso público’, que tiene que ver con el desarrollo ecoturístico y que permite “acceso a los visitantes a través del desarrollo de una infraestructura mínima tal como senderos o miradores”.

 

“Ustedes (Alcaldía) ya han invertido plata con una firma de Medellín haciendo unos estudios”

Pedro Nilson Amaya, concejal de Bucaramanga
VERDADERO
 

Explicación: Como contó La Silla en el cumplinómetro al primer año de Rodolfo Hernández, la Alcaldía contrató con la Empresa de Desarrollo Urbano de Medellín, los diseños de un parque ambiental en los Cerros Orientales, algo que fue una de las promesas de campaña de Rodolfo Hernández. Según los plazos trazados por la Alcaldía, a finales de este año todos los estudios quedarán listos y se iniciarán los trámites para hacer los senderos ecológicos.

 

“Como en el POT quedó que los Cerros Orientales eran un bosque debieron hacer la modificación en el Concejo para convertirlo en parque”

Pedro Nilson Amaya, concejal de Bucaramanga
FALSO
 

Explicación:Como lo explicamos atrás, debido a que los Cerros Orientales siguen protegidos y dentro de la zona del Drmi, no era necesario hacer trámite alguno en el Concejo.

 

“Detrás de los parques llevan otra expectativa de negocio”

Pedro Nilson Amaya, concejal de Bucaramanga
INSOSTENIBLE
 

Explicación: El concejal ha dicho que el negocio está en que HG, la constructora del Alcalde, tiene un lote en los cerros orientales y que por esa razón está interesado en habilitarlos para urbanizar. No obstante, no es claro cómo haría negocio si el sector se mantiene en zona de protección (solo se podría extraer con autorización de la Cdmb y luego del Concejo) y la construcción de senderos no le abre la puerta a la construcción de vivienda.

 

“Las intervenciones por donde van los senderos no están dentro de las propiedades del Ingeniero Rodolfo Hernández”

Zoraida Ortiz, secretaria de Infraestructura de Bucaramanga
VERDADERO
 

Explicación: El trazado del parque va desde el restaurante Corcovado en la parte alta de Morrorrico, cruzan por el ‘Tanque de Pan de Azucar’,sector que aunque recibe ese nombre no está ese barrio, pasa el barrio Los Anayas y finaliza en la parte de atrás de la Universidad Autónoma de Bucaramanga, donde empieza el barrio El Jardín. Según los planos del parque, que están siendo diseñados por la Empresa de Desarrollo Urbano de Medellín, la distancia desde el trazado de los senderos al lote de la constructora HG (que es propiedad de Rodolfo Hernández) es aproximadamente de 700 metros y está en sentido opuesto al desarrollo del parque.

 

"Los cerros orientales empezaron a urbanizarse porque esa tierra es privada"

Rodolfo Hernández, alcalde de Bucaramanga
VERDADERO
 

Explicación:La mayoría de los Cerros Orientales están en manos de empresas privadas. El de Rodolfo Hernández es un lote llamado ‘Club de Jardinería’ que le compró a Urbanas en los 90. El otro gran propietario es Urbanas.

 

“Ya hemos sostenido varias reuniones con Urbanas que es dueño de la mayor parte de esos predios, algo así como 40 hectáreas 400 mil metros cuadrados, para cambiarle zonas de cesión”

Rodolfo Hernández, alcalde de Bucaramanga
VERDADERO
 

Explicación: Como contó La Silla, Urbanas está negociando desde el año pasado con la Alcaldía la donación de ese lote a cambio de que se lo valgan como una zona de cesión (son las que tienen que entregar los urbanizadores por cada metro cuadrado construido para garantizar zonas verdes y compensar el daño ambiental) de otros proyectos de vivienda.

 

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia