Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Ana León · 15 de Julio de 2018

5962

0

Esta semana se concretó la primera movida de un sector de los precandidatos a la Alcaldía de Bucaramanga que quieren conquistar el voto independiente de la ciudad y convertirse en los herederos de Rodolfo Hernández.

 

Sergio Isnardo Muñoz, exsecretario de planeación de la Gobernación de Didier Tavera; Emiro Arias, dirigente del Polo en Santander; Carlos Sotomonte, miembro de la junta directiva del Acueducto de Bucaramanga y uno de los líderes de la defensa del páramo de Santurbán; y Julián Silva, excandidato a la Cámara de Representantes por Alternativa Santandereana; se reunieron en un almuerzo el viernes que les sirvió para empezar a definir la estrategia con la que jugarán el próximo año.

El organizador fue Muñoz, quien, según los cuatro asistentes, convocó al almuerzo para que todos tiraran línea sobre los retos que afrontará el próximo Alcalde, y hablaran de la necesidad de crear una agenda conjunta para la ciudad que mantuviera la línea de transparencia de Hernández.

Eso porque, como nos lo contó uno de los precandidatos, algunos están barajando la idea de irse a una consulta para que de ahí salga un único candidato de la línea de los independientes.

Sobre todo porque al dispersar las aspiraciones fraccionarían el potencial electoral que representa Hernández y eso dispararía sus posibilidades de perder frente a los candidatos de las maquinarias.

Sin embargo, no es tan claro si tal y como plantearon los acercamientos les funcione para lograr que el Alcalde le de el guiño a alguno de ellos.

La principal razón está en que Sergio Muñoz en los últimos años ha dado varias volteretas políticas al lado de los poderosos tradicionales. 

(Fue secretario de planeación de Richard Aguilar y en 2015 arrancó en la carrera por la Alcaldía de Bucaramanga como su candidato, y después de la quemada lo recogió el senador liberal Miguel Ángel Pinto quien lo puso como su cuota en el gabinete de DidierTavera en planeación durante su primer año de gobierno).

También les juega en contra que, por lo que supo La Silla, ninguno de los otros tres precandidatos le agradan a Hernández de entrada.

"A Julián Silva y a Sotomonte los ve más como candidatos al Concejo", le dijo a La Silla una fuente que le habla al oído al Alcalde. "El problema con Emiro Arias es que solo conquistaría el sector de la izqueirda, y lo de Rodolfo Hernández abarca centro derecha y centro".

Aún así, dos de los precandidatos nos contaron que lo que sí está definido es que van a seguir reuniéndose.

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia