Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Laura Soto | Adelaida Ávila Cabrera · 26 de Noviembre de 2018

2036

0

Continuando con nuestra serie sobre quiénes son los integrantes de las Unidades de Trabajo Legislativo (UTL) de los congresistas del país, en La Silla Pacífico le pusimos la lupa a los equipos de asesores de los cuatro representantes a la Cámara del Cauca.

Hasta octubre de este año los cuatro tenían contratadas a 40 personas a las que les miramos desde su preparación académica, sus relaciones políticas, hasta su trayectoria en el sector público y privado.

Aunque en esencia esos cargos sirven para que los congresistas se rodeen de expertos que les ayuden a mejorar su labor legislativa y por eso el Estado les habilita anualmente $468 millones a cada uno para que los contraten, al final encontramos que en la región varios utilizaron algunos de esos puestos para pagar favores políticos contratando a quienes les ayudaron en campaña y les mueven los votos en región.

Encontramos que en las UTL hay en mayor proporción políticos de carrera que se movieron para hacer campaña a los representantes (17 de los 40), seguido de técnicos, periodistas y familiares de los representantes o de sus aliados. 18 de los 40 integrantes de las UTL son profesionales.

Consultamos las hojas de vida de los funcionarios en la página de servidores públicos y completamos la reportería con políticos y periodistas locales. De los cuatro congresistas solo Carlos Julio Bonilla atendió nuestra solicitud de entregar información sobre sus funcionarios.

Carlos Julio Bonilla

Con un súper aliado en los medios

En la UTL del Representante Liberal está Diana Marcela Galarza Barco, tecnóloga agroindustrial y técnica profesional en laboratorio. Además es esposa de David Luna, gerente y dueño del diario Proclama del Cauca de Santander de Quilichao (municipio de donde es oriundo el congresista). Allí, ella fue la encargada de la publicidad de 2005 a 2015.

Proclama es de propiedad de la Alfonso Luna Geller, padre de David, que apoyó a Bonilla cuando se lanzó y ganó la Alcaldía en Santander de Quilichao en 2004. Desde entonces Proclama y Bonilla han mantenido una relación comercial por medio del pago de publicidad, según nos dijo Alfonso Luna, pero dos fuentes políticas nos dijeron que Luna y Bonilla son cercanos políticamente.

Galarza Barco le hizo campaña a Bonilla en las pasadas elecciones y trabaja en la UTL desde 2017.

En esa oficina hay políticos que hicieron campaña por el Representante: Paulo Adolfo Filigrana que es un abogado de Santander de Quilichao que trabaja en la UTL desde el 2010 y también trabajó en la campaña de Germán Vargas Lleras a la Presidencia; y el exalcalde de Guachené Arley Cajiao Mina, quien trabaja en la UTL desde el 2012 y es integrante del Partido Liberal.

Cinco de los nueve integrantes de su UTL son técnicos que se especializan en temas como gerencia, ciencias políticas o administración. De los nueve, cuatro son profesionales.

John Jairo Cárdenas

Llena de políticos

Cuatro de los once integrantes de la UTL del Representante liberal son políticos de carrera en el Cauca y tres de ellos tuvieron cuestionamientos.

Una es Aidee Omaira Chacón, abogada de El Tambo y política de carrera: fue Concejal, candidata a la Alcaldía de ese municipio y Diputada del Cauca por el Partido Liberal. En 2017 fue capturada por presunta participación en un delito de daño ambiental, pero luego dejada en libertad.

A ellos se suman dos concejales que perdieron sus candidaturas por no cumplir los requisitos al momento de lanzarse.

Una es María Guadalupe Valenzuela, quien se lanzó al Concejo en el 2015 por La U, pero su candidatura fue revocada porque tenía una condena por fraude procesal y eso la inhabilitaba y como por eso el Partido no cumplía con la ley de cuotas, toda la lista al Concejo fue revocada.

Entre los que se quedaron sin curul está Fabian Hernando Acosta, un administrador de empresas que también está en la UTL y ha trabajado intermitentemente en esa oficina de Cárdenas desde 2012. En medio locales su nombre suena como aspirante a la Alcaldía de Popayán.

Otro es Ulises Carrillo Grajales quien es técnico industrial de Miranda y fue candidato a la Alcaldía de ese municipio en 2015 por el Partido de La U. Se quemó con 4277 votos.

De los once cuatro son técnicos, uno en geotecnología y tres derecho.

Faber Muñoz

Con familiares y extrabajadores de su esposa en la UTL

Muñoz es el único representante que tiene en su equipo a una financiadora de campaña que a su vez es su familiar.

Es Cristal Grueso, quien le donó 12 millones de pesos a la campaña y es la sobrina de Diana Patricia Grueso Zuñiga, esposa del Representante.

Grueso es ingeniera ambiental y sanitaria y especialista en proyectos de desarrollo y en gerencia social. En 2016 fue contratista del Ministerio de Agricultura por medio de la Asociación Mutual de Actividades ambientales de la que es representante legal registrada en El Tambo, Cauca.

Otro funcionario de esa UTL tiene nexos con el representante Muñoz, vía su esposa. Se trata de Olmer Chávez Muñoz, abogado y magíster en políticas públicas de Popayán. En 2017 fue asesor de comunicaciones de la Escuela Superior de Administración pública (Esap) cuando la esposa de Faber, Diana Grueso, era la directora de la territorial Cauca.

Chávez Muñoz también se midió en elecciones. En 2007 fue candidato al Concejo de Popayán por el Partido Liberal, pero se quemó con 784 votos y fue asistente del representante John Jairo Cárdenas hasta hace poco.

Además de Chávez, hay otros dos políticos de carrera trabajando con el Congresista y que le ayudaron en campaña. Uno es Roberth Arcos Vergara, exdiputado del Cauca (2012-2015) por el partido de La U. Fue suspendido por la Procuraduría por un mes por usar un carro oficial en asuntos particulares que fue robado. Buscó la reelección en 2015 pero se quemó.

También está Analida Medina Perdomo, una recurrente contratista de la alcaldía de Páez, Cauca, desde 2013. En 2007 fue candidata a la Alcaldía de Páez por el Partido Liberal.

Por último, el congresista Muñoz tiene en su equipo de trabajo un periodista que se mueve en el mundo político.

Ciro Martínez Torres es un comunicador social que hasta hace poco dirigió la emisora de la Alcaldía de Popayán. También fue periodista político de Radio Súper Popayán. Es conocido por trabajar con políticos de diferentes partidos y ser el encargado de hacer la estrategia de medios. Por ejemplo, en 2015 trabajó en la campaña a la Gobernación del Cauca de Felipe Muñoz quien perdió su curul en la Cámara contra Faber Muñoz.

Martínez es jefe de prensa de Faber y también se encarga de la logística para eventos políticos de La U en Cauca.

De los diez integrantes de la UTL sólo encontramos una persona con un perfil técnico sin vínculos o trabajo político previo. Se trata del Administrador de empresas, Carlos Felipe Palta, quien trabajó diez años en las Centrales eléctricas del Cauca y en la Alcaldía de Popayán.

Solo tres de los diez empleados son profesionales.

Crisanto Pisso

El que más políticos tiene

Cuatro de los diez integrantes de la UTL son políticos locales y uno es familiar de un político.

En la UTL está Luis Daniel Sánchez Torres, abogado e hijo del concejal liberal de Popayán, Luis Enrique Sánchez, quien está en el cargo desde 2001 y fue imputado por la Fiscalía en 2017 por los delitos de peculado y tráfico de influencias por haber usado maquinaria del municipio a favor de un particular. Por los mismos hechos fue suspendido seis meses por la Procuraduría en julio de 2017.

Sánchez Torres hizo parte de la campaña de Pisso en la capital del Cauca y trabaja con el congresista desde 2017.

También fue contratado el líder político indígena Venancio Dagua, quien integró el Consejo Regional Indígena del Cauca (Cric). Fue alcalde de Toribío en 1988 y en 1994. En 2004 fue candidato a la Alcaldía de Toribío por el Partido Liberal, sacó 1698 votos. En 2011 fue el presidente del directorio Liberal de Toribío.

A ellos se suman Silvana del Carmen Suárez, politóloga y líder de la Organización Nacional de Mujeres del Partido Liberal y ha trabajado de cerca con el senador liberal caucano, Luis Fernando Velasco.

Por último están Raúl Hernando Zabala que hace parte del directorio liberal de Corinto, en Cauca y Luis Gerardo Rondón, un abogado que hizo campaña por Pisso en las últimas elecciones y se quiere lanzar a las regionales si obtiene el visto bueno del congresista.

De los diez hay dos técnicas, una administradora de empresas y una economista.

La mitad de los integrantes de la UTL son profesionales.

 

Nota: Para ver la base de datos con todos los integrantes de las UTL dar clic aquí

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia