Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Tatiana Duque · 11 de Febrero de 2018

801

1

La Industria de Licores del Valle (ILV) se apresta a definir las nuevas condiciones para la comercialización de su producto, cuyas ganancias han venido en declive durante los últimos años porque el consorcio Suprema, que tenía el monopolio de la venta del licor por cinco años incumplió las metas.

Ahora, con el contrato con Suprema a punto de la liquidación y una auditoría de la Contraloría que preliminarmente habla de un presunto vacío fiscal de más de 67 mil millones de pesos producto de las ventas que no se realizaron, estas son las cifras del negocio en el departamento que este año arrancaron en rojo, según el ente de control.

4

millones de botellas sin vender

Es el número de botellas que el consorcio Suprema le pidió a la Licorera del Valle que le dejara vender mientras liquidan el contrato entre las partes. Esas son las botellas que el distribuidor no vendió en 2017, ya que tenía que llegar a 8 millones 500 botellas de licor vendidas y solo alcanzó a 4 millones 515 mil botellas.

Según el informe preliminar de la Contraloría, el mayor descalabro en ventas del año pasado ocurrió en los últimos cuatro meses, cuando, según el convenio firmado entre ILV y el consorcio, tenían que venderse 6 millones 290 mil botellas (o sea casi el 80 por ciento de lo acordado para el año) y solo cumplió con 1 millón 129 mil botellas, la mayoría en diciembre, reportando un 38 por ciento de la meta.

Mientras la gerencia de la Licorera anunció que posiblemente para marzo tendría un nuevo plan de compra de licor con varios vendedores y con pago anticipado por los licores, desde el sindicato de trabajadores y la asamblea del Departamento, piden que a Suprema no lo dejen comercializar lo que falta, porque, aseguran, no tienen cómo hacerlo.

Sobre todo porque, como argumenta la diputada Juanita Cataño, Suprema no tiene la liquidez para comprar las botellas y distribuirlas, aún más cuando el consorcio no ha pagado en su totalidad cuatro préstamos que pidió a Infivalle, el banco departamental, para su sostenibilidad.

 

 
41

mil millones de pesos

Según el informe preliminar de la Contraloría, esta es la suma que dejó de entregar la Industria Licorera del Valle al Departamento para la salud, el deporte y la educación, producto del impuesto al consumo que debía salir de las casi 4 millones de botellas que Suprema debía vender en 2017. De acuerdo con el ente de control este faltante incidió en “una afectación a las finanzas del Valle del Cauca (...) hechos que configuran una presunta incidencia fiscal”.

 

 
8.690

millones de pesos

Es el déficit de la Industria Licorera del Valle, según los estados financieros que proyectó la Junta Directiva con corte a noviembre del año pasado. La Contraloría en su informe dice que esta cifra muestra “la grave lesión de las finanzas” de la ILV por las botellas que no se vendieron el año pasado y la plata que el Consorcio Suprema dejó de pagarle a la entidad departamental.

La Contraloría advierte que ese déficit puede ser mayor una vez la Junta de la ILV consolide los estados financieros a corte de diciembre.

 

 
93%-21%

El cumplimiento más alto y más bajo de Suprema en cinco años de venta exclusiva

Son los porcentajes más altos y más bajos de cumplimiento de las metas de venta de licores del Consorcio Suprema en los últimos cinco años de contrato de comercialización exclusivo con la ILV, según la Contraloría. El más alto ocurrió en 2012, cuando fueron vendidas 10 millones 550 mil botellas sobre una total de 11 millones 299 mil.

Y el más bajo ocurrió en 2015, cuando se vendieron 2 millones 573 mil botellas sobre un total de 12 millones 500 mil.

La Contraloría concluye en su informe preliminar que haberle dado el contrato exclusivo de comercialización a una sola empresa muestra que hubo “una indebida planeación (...) que afectaron el posicionamiento y expansión de la marca (...) incurriendo en un incumplimiento a los principios de la función administrativa de responsabilidad, de economía, eficacia y eficiencia”.

 

Comentarios (1)

anarkos

11 de Febrero

0 Seguidores

De quien es el contrato? El consumo de aguardiente bajó???

De quien es el contrato? El consumo de aguardiente bajó???

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia