Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Adelante Gobernador!

Señor Gobernador, usted es el encargado de destapar la olla, póngase tabocas y no le de miedo, aunque las elites políticas se molesten, no quieren perder el control, nostalgia del poder y de los recursos; lo que está haciendo la Asamblea, al negarle las facultades, es vergonzoso.

Jacobo Solano
Jacobo Solano
Escritor
142 Seguidores0 Siguiendo

25 Debates

93 Columnas

Columna

258

0

07 de Agosto de 2016

Por: Jacobo Solano C.

Matador resumió en una genial caricatura el mapa de Colombia sin La Guajira para retratar el peor momento que vive el departamento en toda su historia, debido a un robo continuado por parte de su clase política, en complicidad con las autoridades de control y el olvido del gobierno central. Hoy, hay un gobernador encargado de limpiar la casa y duele, que sea un foráneo o un cachaco, como le llaman, sea quien venga a darnos catedra de moral y sobre todo de lo que se pudo hacer y no se hizo. Pero La Guajira adolece de líderes con criterio y capacidad  de autocrítica en las comunidades, en la opinión, en la academia y en los gremios, precisamente por esa excesiva dependencia de lo político y por la cultura de ilegalidad que se enquistó, por falencias intelectuales y factores territoriales y sociales que no supieron manejar  a pesar de contar con muchos recursos naturales que pudieron ser motor de desarrollo. Adelante gobernador Vélez, siga con su labor, en La Guajira sí hay corrupción y es cultural, el que no roba no sirve, como he denunciado a través de los años, en columnas anteriores. Aquí hay una olla podrida que ha pasado por los últimos gobernadores, lo de Oneida se sabía, es injusto que al mes de mayo, ya llevara el 90% del presupuesto ejecutado, diciendo que no había un peso, pero encontraron 215.000 millones en cuentas, un tesorero con firma única, no fueron capaces ni de entregar la administración contratos regados en el piso, otros que no aparecen y para colmo ahora recibirá 550 millones por reposición de votos; lo que ha salido de Kiko Gómez da pena, contratos de todas las pelambres; el mandato de Chemita Ballesteros se recordará solo en los casinos de Bogotá; para no mencionar a Jorge Pérez Bernier, quien sigue campante, como si nada hubiese pasado, a pesar de ser el gran responsable de esta crisis. Señor Gobernador, usted es el encargado de destapar la olla, póngase tabocas y no le de miedo, aunque las elites políticas se molesten, no quieren perder el control, nostalgia del poder y de los recursos; lo que está haciendo la Asamblea, al negarle las facultades, es vergonzoso y clara muestra de que no se resignan, históricamente la gran mayoría de diputados han sido cómplices de este desangre por unas migajas que reparten en los patios de Riohacha, así aprobaron la llamada revolución del agua, no se me olvida como José Luis González trabajó a esa asamblea donde sesionaba un pariente que desgraciadamente se llama igual que yo, a punta de Old Parr y parranda; hoy, ese crédito con el Banco Mundial se está comiendo a La Guajira; el colmo del descaro es el de Antenor Durán, que exige respeto, ¿será que no recuerda quienes fueron sus aliados? Tiene años de estar viviendo de la política, sin presentar un solo proyecto beneficioso para el departamento. Muchos alcaldes están molestos también, pero ellos, en el fondo, saben que lo que usted dice es cierto, pero no lo pueden reconocer porque salen salpicados y nadie se busca su propio mal, entiéndalos. El carrusel de obras en el departamento es mayúsculo, en contratos en las últimas administraciones se han robado lo que usted no se imagina, que responde German Vargas y Rodrigo Lara de Cambio Radical?. Es un momento coyuntural, siguen muriendo los niños wayuu y la problemática social se desborda, pero después de la tempestad viene la calma y La Guajira se encausara en el camino del desarrollo, lo sé.