Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Juan Pablo Pérez B. · 21 de Diciembre de 2018

2006

0

Continuando con nuestra serie sobre quiénes son los integrantes de las Unidades de Trabajo Legislativo (UTL) de los congresistas del país, en La Silla Caribe revisamos los equipos de asesores de los siete representantes a la Cámara del Atlántico.

De acuerdo con la información que obtuvimos a través de un derecho de petición a la Cámara de Representantes y la que nos dieron los propios congresistas, en total hay 53 personas contratadas como asesores a quienes les revisamos su preparación académica, su trabajo político (si lo tienen) y su trayectoria profesional.

Aunque en esencia esos cargos sirven para que los congresistas se rodeen de expertos que les ayuden a mejorar su labor legislativa y, por eso, el Estado les habilita anualmente 468 millones de pesos a cada uno para que los contraten, encontramos que en el departamento varios utilizaron también esos puestos para pagar favores políticos.

Especialmente, encontramos casos más claros en los cuatro congresistas del grupo Char.

Hay que anotar, sin embargo, que estos casos son la minoría y que, en general, estas UTL están integradas por profesionales en algún área y con cierta experiencia.

César Lorduy

Una de las integrantes de la UTL del representante Lorduy es hija de un cuestionado clan del municipio de Galapa, que siempre ha votado con los Char.

Se trata de la economista Ana Margarita Vargas Cuida, hija del condenado exalcalde de Galapa José Fernando Vargas, quien dirige un grupo propio aliado del charismo y que, en las pasadas elecciones, votó con Arturo Char al Senado y César Lorduy a la Cámara.

Como contamos en La Silla Caribe, Vargas fue condenado en 2014, cuando todavía era alcalde, por falsedad ideológica en documento privado por un caso que tiene que ver con unas urbanizaciones que autorizó durante su primera Alcaldía a finales de los noventas.

En el 2015, su hijo José Vargas Muñoz fue elegido alcalde del municipio, pero su elección fue anulada un año después ya que la ley no permite que sean elegidas personas que tengan hasta segundo grado de consanguinidad con funcionarios que, dentro de los doce meses anteriores a las votaciones, hayan ejercido autoridad civil o administrativa.

En las atípicas del 2017, los Vargas volvieron a poner alcalde en Galapa en medio de una jornada caracterizada por la compra masiva de votos, como denunciamos en La Silla Caribe.

En la UTL del representante Lorduy también trabajan un abogado, un administrador, periodistas y un ingeniero ambiental que es hijo del chofer del senador Arturo Char.

José Amar

En la UTL del representante Amar trabaja Demetrio Ruiz, quien lleva 28 años en la Cámara de Representantes y los últimos cuatro años asesoró al entonces representante Luis Eduardo Diazgranados, hoy senador y fórmula de Amar en las pasadas legislativas.

Entre los asesores de Amar, también hay una persona que estudió Relaciones Internacionales, otra persona que trabajó en la UTL de un exsenador liberal y un periodista cercano al concejal barranquillero Santiago Arias, del grupo político del representante Amar.

Modesto Aguilera

Una de las asesoras del representante charista Modesto Aguilera es cercana al grupo de un exalcalde del municipio de Tubará que apoyó en campaña al senador conservador Laureano ‘el Gato Volador’ Acuña, con quien Aguilera iba en fórmula informal (como están en distintos partidos, para no incurrir en doble militancia), como lo contamos.

Se llama Gina Lucía Coll Coll y es familiar del exalcalde Tom Coll Coll, cuyo grupo votó por el Gato.

Gina Coll, para más señas, hizo parte en el pasado periodo legislativo de la UTL del senador Acuña.

El hecho de que una persona cercana al Gato Volador esté ahora en la UTL de Aguilera es una seña más de la alianza que por debajo de la mesa hicieron.

Entre los asesores de Aguilera también hay abogados, conductores y una enfermera con especializaciones en Gerencia que lo apoya en los temas del sector salud.

Karina Rojano

Entre los asesores de la primípara representante Karina Rojano hay tres personas que han trabajado en el Concejo de Barranquilla en estos ocho años en los que el padre y jefe político de la Representante, el concejal Carlos Rojano, ha sido el mandamás de esa corporación.

Una de ellas, llamada Erika Rodríguez, incluso entró a trabajar como asesora de la Presidencia del Concejo en el 2010, cuando Rojano era presidente del Concejo.

La representante Rojano también tiene entre sus asesores a administradores de empresas, abogados y un ingeniero químico.

Los otros tres congresistas

Los congresistas Martha Villalba de La U y Armando Zabaraín del Partido Conservador también tienen personas en sus UTL que los apoyaron en campaña y que trabajan con ellos desde hace varios años.

Pero no se trata, como en casi todos los otros casos, de allegados a políticos que los apoyaron, sino a ellos mismos.

La liberal Jezmi Barraza tiene cinco asesores de los cuales tres son administradores de empresas y uno es un contratista que aparece como representante legal, entre 2014 y 2015, de una empresa llamada Acelec con contratos de interventorías en Sucre y La Guajira.

 

 

Acá puede ver la base de datos con los perfiles de los 53 asesores de los representantes del Atlántico.

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia