Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Laura Ardila Arrieta · 25 de Noviembre de 2018

Dumek Turbay, gobernador de Bolívar.

3468

3

Desde 2014, 19 departamentos se han unido para constituirse en cuatro Regiones de Administración y Planificación RAP, una apuesta definitiva en el camino hacia el país de regiones que contempla la Constitución del 91.

Pero para que esas RAP tengan dientes y eventualmente puedan convertirse en unos entes autónomos (llamados Región Ente Territorial RET) con patrimonio y capacidad de ejecución propios, primero debe pasar en el Congreso una Ley de Regiones que ha sido promesa tanto del Gobierno de Juan Manuel Santos, como del de Iván Duque.

A pesar de ello, y aunque le falta apenas un debate para salir, el proyecto que fue radicado en 2017 por 60 congresistas recibió hace poco un concepto negativo por parte del Ministerio de Hacienda por sus posibles impactos fiscales. El año pasado ya lo había objetado la misma cartera, aún durante Santos. 

Para hablar de eso, La Silla Caribe entrevistó al gobernador de Bolívar Dumek Turbay, quien, junto a Eduardo Verano del Atlántico, es el otro gran impulsor de la RAP Caribe que nació el año pasado y de la Ley de Regiones.

La Silla Caribe: ¿Cómo lee el concepto negativo del Ministerio de Hacienda a la Ley de Regiones que va a dar dientes a esas pirañas muecas que son las RAP?

Dumek Turbay: Ciertamente las RAP han sido un esfuerzo enorme, pero, tú lo planteas como es, por ahora son sólo un escenario de discusión y planeación sin dientes. Aún así, nuestra idea inicial era principalmente enviar un mensaje de que el Caribe y las regiones sí pueden determinar su propio destino. Esto ha incomodado y molestado en el nivel central, en donde, desde el Gobierno pasado de Santos, están diciendo que las RAP son más burocracia, más funcionarios, más de lo mismo.

Nosotros estamos demostrando que no es así. Mira, las RAP están dando insumos y siendo protagonistas en la discusión del Plan Nacional de Desarrollo, mostrando utilidad y fortaleza. ¿A qué nos enfrentamos hoy? Al egoísmo y miopía del Ministerio de Hacienda que, escudado en el tema fiscal, vuelve a poner la talanquera histórica que el centro siempre le ha puesto al desarrollo de las regiones.

La Silla Caribe: Lo que el Ministerio ha dicho sobre la Ley de Regiones, tanto en el Gobierno Santos como en el de Duque, es que es inconveniente generar la obligación de destinar recursos del Presupuesto General para financiar las RAP y sus gastos de funcionamiento y que si las RAP llegan a un estadio aún más autónomo podrían terminar afectando la distribución del Sistema General de Participaciones...

Dumek Turbay: ¿Qué le decimos al Ministerio? Si quieren, nos pongan presupuesto en la Ley de Regiones, esa conquista será posterior, pero nosotros necesitamos esa Ley, que esa Ley pueda ser una ilusión, un insumo, la motivación de los gobernantes que vienen, porque nosotros ya estamos terminando Gobierno, pero los que vienen tienen que continuar con este proceso. Es importante que los que vengan nos copien en el discurso de independencia y autonomía y de pedir regionalización. Yo soy enemigo de la queja y nosotros no tenemos que andar mendigando como región, en el Caribe tenemos recursos para la gestión pública sin necesidad de eso. Hubiéramos querido que saliera con presupuesto la Ley, pero si no se los dan su aprobación igual sería un gran paso. Porque al final la lucha nuestra es contra el centralismo.

La Silla Caribe: Pero frente a los argumentos de Hacienda, ¿la Ley sí tendría esos posibles impactos fiscales? Porque la distribución del SGP sólo podría cambiarse vía reforma constitucional y el proyecto como está hoy no obliga a que la Nación les mande a las RAP recursos del Presupuesto General, sino que permite cofinanciar proyectos...

Dumek Turbay: La gran angustia del Ministerio de Hacienda es que la verdad de a puño que es el maltrato y la inequidad con la región Caribe en el SGP se convierta en nuestra siguiente misión. Cuando se nos dice que no, cuando se nos desestimula en este proceso bajo el argumento de los recursos, realmente lo que están evidenciando es el temor de que, una vez lograda la Ley de Regiones, nosotros pudiéramos pedir la revisión del SGP. Porque la regla con la que se aplica esa distribución en bastante inequitativa entre regiones. En esas condiciones, ¿qué le puede interesar al Ministerio que una RAP funcione o que la Ley de Regiones surja como la conquista de toda la vida para que nuestras regiones tengan independencia, autonomía y puedan determinar su propio destino manejar sus propios recursos? Nada. Hoy el Ministerio de Hacienda es un enemigo de los departamentos que se le volvieron incómodos porque están opinando y pidiendo espacios.

La Silla Caribe: De todas formas hay que decir que en las bases del Plan de Desarrollo de Duque quedó un capítulo sobre descentralización, que habla de consolidar los esquemas asociativos como las RAP y de facilitar su acceso a fuentes de financiación…

Dumek Turbay: El Plan tiene que de alguna manera estar en sintonía con los nuevos vientos en las regiones. Nacieron las RAP Centro, Caribe, Eje Cafetero, Pacífico, hay una explosión de emoción frente a la posibilidad de que las regiones se empoderen. Sin embargo, ahí hablan de fortalecer y de una comunicación directa con el territorio, pero no dicen cómo va a ser. Es decir, ¿cómo nos vamos a volver importantes en la ejecución de ese Plan? El enunciado tiene que ir con acciones directas.

Mira que ahí no hay mención a los Planes de Desarrollo con Enfoque Territorial, que ya existen. Tu no puedes impulsar unos grandes acuerdos sin tener en cuenta otros que también se han dado en el territorio. Hablo de los PDET y también de los Pnis (Plan de sustitución de cultivos que nació de los acuerdos de La Habana). Recibo con agrado que el Plan pueda tener como base la equidad, la legalidad, la innovación. Creo que tiene claro el camino, lo que no tiene claro es el cómo. Necesitamos tareas en ese Plan de Desarrollo porque lo que no quede incluido allí difícilmente va a ser reconocido o apoyado por la instancia nacional. Nuestro llamado es a que en esos pactos se arremanguen la camisa, se suban la bota del jean y se metan al pantano, y la discusión se abra incluyendo más a los que viven en las regiones.

La Silla Caribe: Volviendo a la Ley de Regiones, y más allá del concepto del Ministerio, ¿qué opina de que congresistas y dirigentes de regiones como Antioquia también se estén oponiendo a la Ley?

Dumek Turbay: Antioquia nos ha acostumbrado a ir a la vanguardia, a ser ejemplo, casi todos los gobernantes del país tienen como referente de gestión pública ese departamento, pero en este caso parece que no se dieron cuenta de las RAP. No entraron a ninguna. Sólo cuando vieron consolidado el tema cayeron en la cuenta de que era buena idea. Y el no estar los ha llevado a poner palos en la rueda. Yo lamento mucho eso.

Necesitamos esa Ley, que esa Ley pueda ser una ilusión, un insumo, la motivación de los gobernantes que vienen, porque nosotros ya estamos terminando Gobierno, pero los que vienen tienen que continuar con este proceso. 

Dumek Turbay.

La Silla Caribe: Pero, ¿Antioquia podría entrar a alguna de las RAP constituidas? Porque uno de sus argumentos es que no están en ninguna...

Dumek Turbay: Claro, incluso, por sus costas, se ha planteado que pudiera estar en la RAP Caribe. Lo que hemos dicho en las discusiones en el Congreso es que Antioquia, que ha sido el referente para el país de independencia del centro, no puede convertirse hoy en un verdugo del proceso. Lo he conversado con el Gobernador (Luis) Pérez. Con él hemos tenido la mejor de las relaciones. No es contra ellos, todo lo contrario, ellos fueron la inspiración.

La Silla Caribe: ¿Usted me puede confirmar si en la primera cumbre de gobernadores desde el Gobierno Duque, este año en Mompox, el Presidente prometió la Ley de Regiones?

Dumek Turbay: Duque ha sido un convencido de que la Ley de Regiones es necesaria. Entiendo que ha tenido algunas angustias generadas por las genialidades del Ministerio de Hacienda, pero estoy confiado en que le dará el impulso final.

La Silla Caribe: ¿Pero en la cumbre la prometió?

Dumek Turbay: Lo dijo, sí claro.

La Silla Caribe: En cualquier caso, el proyecto de ley como está no incluye ni gastos de funcionamiento para la RAP ni  contempla, por ejemplo, la elección popular de un gobernador regional y otros aspectos de los que se han hablado. ¿Cómo debería ser en su concepto la estructura ideal de las RAP y de las RET?

Dumek Turbay: Cuando hemos estado en la discusión, yo, fiel a mi estilo práctico, he dicho que creo que la figura del gobernador regional no la vamos a ver jamás. Eso está en contravía de lo que piensa Eduardo (Verano), pero es que, si ha sido tan difícil llegar hasta aquí, se me hace absolutamente imposible pensar en este momento en un casi Presidente del Caribe. Lo que sí veo viable, que es el temor de Hacienda, es que en un futuro podamos consolidar nuestra intención de que se replantee y se revise el SGP y que los recursos que generamos del Caribe de alguna manera puedan tener otra forma de asignarse. Un pequeño ejemplo: no toda la contribución que paga un turista que llega a Cartagena en un crucero se queda en la ciudad. Hay que discutir eso. Lo mismo lo de las competencias.

La Silla Caribe: ¿Cómo así?

Dumek Turbay: Por ejemplo, el Alcalde de Cartagena tiene unas competencias cruzadas en unos temas con la Dimar y con el Ministerio de Cultura. Más allá de lo de los recursos, sería importante empezar a mirar esas cosas desde la RAP. Entonces, el gobernador regional suena bien, pero más que eso ajustemos la actual gobernanza del territorio, porque no sólo pasa en Cartagena. La RAP y la Ley de Regiones van a trascender a un tema de competencias. Al Gobierno Nacional le preocupan los recursos, a nosotros nos interesan las competencias, porque al final las competencias son las que en gran medida nos pueden ayudar a resolver los problemas a los ciudadanos de a pie.

La Silla Caribe: Bueno y ¿todo lo que no se ha podido lograr en descentralización no tendrá que ver, también y especialmente, con una histórica falta de liderazgos regionales fuertes y con la corrupción de algunos de nuestros gobernantes?

Dumek Turbay: Eso es claro. Ha habido una falta de liderazgo frente a lo que en verdad le conviene a la región. Nos falta unificar el camino. Fíjate, a mí me gusta mucho en ese sentido el planteamiento de la independencia del Presidente Duque con el Congreso porque pudiera decirse que eso da la posibilidad a los congresistas de alzar la voz, de decir lo que realmente se necesita que se diga.

La Silla Caribe: ¿Se refiere a la política de cero mermelada para los congresistas?

Dumek Turbay: Sí. Está claro que, en parte, si el liderazgo de la región no toma distancia del centro en esos temas, no vamos a ser nunca coherentes con el discurso. Que si a mi me dicen “pídale algo al Presidente Duque”, yo le diga con libertad: “Resuelva el problema de la energía en el Caribe”.

Los OCAD son la peor pesadilla para el desarrollo... una inquisición. 

Dumek Turbay.

La Silla Caribe: Quienes se oponen a que las regiones manejen presupuestos más grandes argumentan que tenemos unas debilidades institucionales que arrancan por, insisto, la corrupción. Si la RET Caribe existiera, ¿usted se imagina a uno de los alcaldes de Cartagena en líos, o a sus amigos corruptos, disponiendo de eso?

Dumek Turbay: Yo creería que frente a ese riesgo, lo único que toca hacer es enfrentarlo. Yo creo que hoy ninguna de las posibilidades de desarrollo del Caribe puede limitarse porque haya ese riesgo. Hay un ordenamiento jurídico que señala que quien comete la falta tiene que responder frente a ello y creería que el aire de esperanza es la manera como los organismos de control han estado vigilantes sobre estos temas. Esto no es exclusivo del Caribe ni de las regiones, pero tenemos que asumirlo. Entonces, nosotros tenemos que seguir exigiendo competencias, solicitando los recursos y ser, al tiempo, lo suficientemente capaces y responsables de demostrar que sí podemos. Si eso no es así, creeme que le haremos un daño enorme a esta región.

La Silla Caribe: Otro de los riesgos es que pase que, con las RAP, haya centralización dentro de nuestra descentralización. Ese era el argumento de La Guajira para no meterse en la RAP Caribe: que, por ejemplo,  todos los proyectos terminen en Barranquilla o Cartagena. ¿Cómo evitar eso?

Dumek Turbay: Bueno, eso es cierto. Y lo podría decir también, por ejemplo, la gente del sur de Bolívar: que todo se lo vamos a invertir al norte o a Montes de María. Frente a eso, lo que hemos dicho es que aquí lo que hay es que estar en sintonía, que ningún gobernantes falte en ninguno de los escenarios. La Guajira puede tener los mismos compromisos presupuestales o las mismas acciones de desarrollo que el resto. Aunque, fíjate, también están las situaciones de desgobierno a las que ha estado sometido ese departamento. Yo tengo lo mismo en mis narices con Cartagena, que ha tenido 25 alcaldes en los últimos 30 años. Te tengo que confesar que, en las reuniones, muchas veces solamente hay dos o tres departamentos presentes.

La Silla Caribe: El proyecto de la Ley de Regiones también contempla que las RAP puedan presentar directamente proyectos a los OCAD (Órgano Colegiado de Administración y Decisión de las regalías). ¿Usted cree que las RAP podrían ser el nuevo diseño institucional para asignar las regalías?

Dumek Turbay: Mira, yo soy el presidente del OCAD Caribe, soy el presidente del OCAD departamental, fui presidente del OCAD del río, soy representante de los gobernadores en el OCAD Paz, y quiero decirte que los OCAD son la peor pesadilla para el desarrollo. Yo tengo una impotencia permanente y una gran confrontación conmigo mismo porque no puedo entender cómo, habiendo tanta necesidad, los recursos siguen en los bancos generando intereses. Los OCAD fueron constituidos, realmente, para que las regiones tuvieran dificultades para acceder. Supuestamente no nos aprueban porque no sabemos presentar proyectos, pero te digo que ese proceso es una verdadera inquisición. Hay una palabrita que deberías investigar: el “cumple” de los proyectos.

La Silla Caribe: ¿Como el “check”?

Dumek Turbay: Sí, lo tienen que dar los funcionarios del Ministerio respectivo, es un visto bueno.

La Silla Caribe: Pero, ¿no será que en verdad no presentan buenos proyectos, bien sustentados técnicamente?

Dumek Turbay: Esa es la versión que se le ha dado al público. Pero la versión real es que ahí hay de todo. Hay funcionarios con responsabilidad, que colaboran, y otros que están detrás de otras cosas.el país.

La Silla Caribe: ¿De qué?

Dumek Turbay: No sé

La Silla Caribe: ¿De coimas?

Dumek Turbay: No, no sé. No tengo un caso en particular, pero no sé si es un afán de, como te decía, hacer una inquisición frente al proceso para que no avance. Si fuera por mí, los OCAD se acabarían

La Silla Caribe: Pero, ¿entonces le parecería buena idea que la RAP fuera el nuevo diseño institucional de los OCAD?

Dumek Turbay: Claro. Es que, si el proyecto está mal formulado, si el proyecto tiene debilidades, ¿quién responde? ¡Que responda el gobernante! Un buen alcalde, o buen gobernador, no es el que deja las cuentas de la Alcaldía o la Gobernación repletas de dinero, habiendo tanta necesidad. Esto no quiere decir que estoy planteando que los gobernantes se vuelvan despilfarradores de recursos, no, sino que la lógica debería ser que los recursos de los entes territoriales deberían estar en el territorio, resolviendo problemas, fortaleciendo los circuitos económicos de nuestra región. Hoy aprobar un proyecto (por OCAD) es una tragedia. Y te digo, a Bolívar le han aprobado bastantes, pero pese a esos buenos números, me siento aburrido, impotente. Sometidos todos a un sistema perverso y poco expedito, mientras el colegio se necesita y el acueducto rural se necesita.

La Silla Caribe: Ya que se refirió a la crisis de Cartagena, no puedo dejar de preguntarle: ¿cree que en 2019 la ciudad se va a poder liberar de las mafias corruptas y parapolíticas, culpables en gran parte del desgobierno? Para que el poder central ya no se vea obligado a intervenir...

Dumek Turbay: Tarea difícil, aunque la ciudadanía está levantada ya. Lo que pasó con la Consulta Anticorrupción fue un mensaje. Nadie vio carros ni bololó de electores, pero alcanzó una votación importante. Hay un despertar y, en ese sentido, yo creo que si sale un candidato independiente tiene todas las posibilidades de ganar.

Comentarios (3)

José Saramago ..

25 de Noviembre

4 Seguidores

El gobernador Dumek José Turbay Paz, liberal de la poderosa casa de los Turba...+ ver más

El gobernador Dumek José Turbay Paz, liberal de la poderosa casa de los Turbay, es santista de corazón. Es el mismo Dumek José Turbay Paz que quiere que el puente en obra 'Roncador' se llame 'Celeste' como homenaje a la primera nieta del presidente Santos.
En el perfil de 'LaSillaVacia' dice que fue elegido por “buena parte de las fuerzas cuestionadas de Bolívar (herederos de parapolíticos)”.

Gustavo Adolfo

25 de Noviembre

0 Seguidores

Que tal si los recursos que necesitan los consiguen actualizando el catastro y...+ ver más

Que tal si los recursos que necesitan los consiguen actualizando el catastro y cobrando impuestos adecuados a los propietarios de tierras... Es solo una idea.

José Saramago ..

25 de Noviembre

4 Seguidores

Es una idea bastante parecida a la que tiene Petro, pero él los llama “impu...+ ver más

Es una idea bastante parecida a la que tiene Petro, pero él los llama “impuestos progresistas”.Claro que todos sabemos que tales impuestos son una forma camuflada de decir “expropiar y apropiar”,aumentar los impuestos hasta que el dueño de la tierra o bien quede asfixiado y no pueda pagar, y el Estado se apropie de esa propiedad para repartir “entre el pueblo(o sea, él y la lucha revolucionaria)”.

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia