Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Carlos Hernández Osorio · 23 de Agosto de 2017

3693

8

El alcalde Enrique Peñalosa mantiene su intención de vender la Empresa de Telecomunicaciones de Bogotá (ETB), pero ya se resignó a que no contará a tiempo con la plata que esperaba recibir de ese negocio para hacer las obras que prometió. Eso queda claro en el proyecto que le presentó la semana pasada al Concejo para que lo autorice a endeudarse por 2,4 billones de pesos.

El motivo principal para presentarlo fue la decisión de un juez, hace mes y medio, de parar el proceso para vender la empresa debido a presuntas irregularidades en el trámite mediante el cual Concejo le dio permiso al Alcalde para hacer ese negocio.

La Alcaldía apeló el fallo, pero ante la incertidumbre sobre cuándo saldrá la decisión de segunda instancia (y la posibilidad de perder definitivamente el pleito), prefirió asegurar los recursos más rápido pidiéndole al Concejo que le apruebe un nuevo cupo de endeudamiento, un proyecto que, de pasar, estaría listo en un mes.

Si se lo aprueban, Peñalosa gana tiempo ante la necesidad de ejecutar obras cuando se acerca a la mitad de su mandato y no se sabe si será revocado.

Sin embargo, le deja un sabor de triunfo a la oposición porque la demanda contra la venta la interpuso el Polo junto con sindicalistas; y además se pondrá en manos del Concejo, donde es probable que le pongan muchos peros porque el año pasado le habían aprobado otro cupo para endeudarse por 5,1 billones. Y porque los concejales, en campaña, tienen una vara más alta para aprobar proyectos.

La necesidad de correr

Con la plata de la venta de la ETB Peñalosa pensaba apalancar la financiación de proyectos sociales clave de su plan de desarrollo: 10 colegios, 6 hospitales, 8 jardines, 10 centros culturales, 16 centros de discapacidad, 1 centro de comando y control de seguridad, 2 centros culturales y la creación de un fondo de innovación.

Para lograrlo, su administración calculaba que el negocio se haría en octubre. Ese calendario permitía sostener la idea de la Alcaldía de que el año en que comenzarían las grandes ejecuciones sería el 2018.

 

Pero ante el retraso que implicó la decisión del juez de tumbar la venta, esa meta se vio trastocada. Por ley, solo tiene tiempo para vender hasta un año antes de terminar el mandato (finales de 2018) y en medio trámites judiciales ya no es seguro que lo logre.

“Si bien finalmente se puede llegar a los propósitos previstos por la administración, muy seguramente los recursos no llegarán con la oportunidad requerida”, se lee en el proyecto que estudia el Concejo.

Peñalosa, de todas formas, no renunció a vender la empresa (algo que les hubiera quitado a los revocatorios uno de sus principales caballitos de batalla) y por eso insistirá en los tribunales. Pero mientras eso se soluciona, el cupo es el plan b.

El ingrediente adicional es que, aunque la plata del cupo es la misma que se esperaba recibir por la venta de la ETB, cambian las obras que se financiarán los 2,4 billones.

El cambio más drástico es que salen los seis hospitales (que se financiarán en alianzas con privados), y entran el proyecto de renovación urbana para recuperar el Bronx y el Transmilenio por la Séptima (que ya se sabía que iba a financiarse con un crédito después de que Peñalosa no logró que le aprobaran su propuesta de costearlo con valorización).

Garantizar plata para ejecutar, en todo caso, también es importante desde un punto de vista político, pues con la revocatoria cada vez más retrasada y con posibilidades de que se celebre el año entrante, los promotores ya no solo podrían hacer campaña a punta de la insatisfacción con las políticas del alcalde (que ha sido su principal motivo), sino con el incumplimiento del plan de desarrollo (otro motivo previsto en la ley), si es que no comienzan a ver las megaobras sociales que prometió.

La aprobación pronta del cupo depende del Concejo, donde aún no es claro el futuro del proyecto.

El reto en el Concejo

La Alcaldía radicó el proyecto la semana pasada y hasta ahora no comienza la discusión, pues está dedicada a explicarles la propuesta a los concejales.

La Comisión de Hacienda deberá votar en primer debate antes del 10 de septiembre, y de ahí pasará a plenaria, donde el gobierno pretende que sea aprobado a finales de ese mes.

Una idea de lo que se viene la dan los tres ponentes: Gloria Stella Díaz, del Mira; David Ballén, de La U, y Jorge Torres, de la Alianza Verde. Los dos últimos son de la coalición peñalosista.

Díaz ya pidió que lo retiraran porque considera que tiene vicios legales.

Ballén le dijo a La Silla Cachaca que está indeciso: “varios compañeros me han manifestado que no quieren más deuda para Bogotá, sobre todo después de que la misma secretaria de Hacienda, Beatriz Arbeláez, dijo que Bogotá no podía tener más cupo de endeudamiento cuando estábamos discutiendo la venta de las acciones de la Empresa de Energía”.

Y Torres nos dijo que, aunque las obras en juego son vitales para la ciudad y sus análisis concluyen que Bogotá sí puede endeudarse más, la Alcaldía deberá “demostrar que no dejaremos ahogado el siguiente gobierno”. 

Arbeláez, la secretaria de Hacienda, ya aseguró que el Distrito está en capacidad de  endeudarse más y que eso es sostenible.

Pero el debate sigue pendiente y los concejales volverán sobre esas dudas técnicas.

Peñalosa también se encontrará con desafíos políticos. El más importante es buscar el respaldo de la bancada de Cambio Radical (el partido que lo avaló) justo después de que, como lo contó La Silla Cachaca, el jefe máximo de ese partido, Germán Vargas Lleras, cuestionó la que, a su parecer, es la lentitud con la que avanza el alcalde en construcción de vías y vivienda.

Un concejal de Cambio, en esa línea, le dijo a La Silla después de que la Alcaldía radicó el proyecto del cupo: “Para qué tanto presupuesto si no hay quién ejecute”. Y aunque aún no está definida la posición de la bancada, hechas públicas las quejas de Vargas los concejales pueden tener más argumentos para ponerle trabas al proyecto.

Por lo anterior, la decisión de Peñalosa de no contar con la venta de la ETB y endeudarse más con el fin de cumplir puede ser práctica si el Concejo aprueba rápido el proyecto, pero se arriesga a que allá le cobren ese afán.

Comentarios (8)

gunther

23 de Agosto

0 Seguidores

es obvio que, los unicos beneficiados con la no venta de la etb, son las ratas...+ ver más

es obvio que, los unicos beneficiados con la no venta de la etb, son las ratas del sindicato ya que, conservarian sus prevendas las cuales no hacen sino desangrar a la empresa, de resto es argumentacion izquierdista

GMolano

23 de Agosto

0 Seguidores

Claro que se lo van a cobrar ni mas faltaba. Pero yo lo veo por el lado amable...+ ver más

Claro que se lo van a cobrar ni mas faltaba. Pero yo lo veo por el lado amable si el alcalde gestiona un monton de recursos y es revocado (la probabilidad es pequeña pero posible). La ciudad le quedara agradecida por haber asegurado los recursos para el primer metro subterraneo de bogota. Y si los concejales no "concretan" su desinteresado apoyo, de esa plata no veran un peso.

DIDUNDI

23 de Agosto

3 Seguidores

Convencido plenamente q el concejo le hará la segunda con el cupo, las mayor...+ ver más

Convencido plenamente q el concejo le hará la segunda con el cupo, las mayorías oirán a su jefes y corriendito harán lo q corresponde.

A propósito d Peñalosarota, parece q le salió un èmulo d sus títulos, precisamente el exfiscal anticorrupcion' CORRUPTO.

Nota pendiente sobre este ítem en la endogamia CORRUPTAColombiana.

PIICIEM

23 de Agosto

0 Seguidores

Para quienes no saben leer y si saben no logran desenrredar esta madeja, el re...+ ver más

Para quienes no saben leer y si saben no logran desenrredar esta madeja, el resumen traduce que el ejercicio de la politica NO ES EL DE TRABAJAR en defensa de los intereses del pueblo, por el contrario es el de utilizar toda clase de herramientas en su contra con las que explota su aridez mental y logra su enrriquecimiento. 

PIICIEM

23 de Agosto

0 Seguidores

LA CORRUPCION POLITICA salta a la vista, cuando no hay resultados positivos pa...+ ver más

LA CORRUPCION POLITICA salta a la vista, cuando no hay resultados positivos para los miembros del Consejo automaticamente nace su oposicion. Se anteponen claramente los intereses politicos y economicos de los Consejales, ante el desarrollo y consecuente beneficio para los ciudadanos. ESA ES LA POLITICA de quienes elegimos como nuestros representantes  

PIICIEM

23 de Agosto

0 Seguidores

QUE PODEMOS PEDIR cuando despues de anos de ser senalada la familia Piraquive ...+ ver más

QUE PODEMOS PEDIR cuando despues de anos de ser senalada la familia Piraquive fundadora del movimiento Mira, de multiples y macabros delitos junto con sus dirigentes continuan en el poder?. Es una verdadera VERGUENZA y un atentado contra la dignidad humana el APOYO POLITICO a la corrupcion que se practica en Colombia.  

julia gutierrez

28 de Agosto

0 Seguidores

Los opositores destruyeron la ciudad en 12 años y ahora preteden que Peñalos...+ ver más

Los opositores destruyeron la ciudad en 12 años y ahora preteden que Peñalosa la reconstruya y mejore en un año! No hacen ni dejan hacer !

Incorregible

29 de Agosto

0 Seguidores

La preocupación del alcalde es que no ha podido cumplirle dandole los contrat...+ ver más

La preocupación del alcalde es que no ha podido cumplirle dandole los contratos a los constructores que le financiaron su campaña; ni a los interesados en construir en la reserva Van Der Hammen ni a los de la VOLVO con la compra de los buses, por eso busca dejar más epeñada la ciudad

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia