Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Carlos Hernández Osorio | Adelaida Ávila Cabrera · 29 de Marzo de 2019

9794

14

Mañana comienza a hacerse la encuesta que definirá el candidato verde a la Alcaldía de Bogotá entre Claudia López y Antonio Navarro. Y aunque ambos han hecho una campaña amistosa en la que no han hecho un esfuerzo por marcar diferencias y proponen un cambio frente a lo que ha hecho Enrique Peñalosa, sus trayectorias, su relación con la ciudad y con los políticos, así como algunas de sus propuestas sí marcan distancia entre ambos.

La encuesta la hará el Centro Nacional de Consultoría hasta el 6 de abril, con la idea de entrevistar a 3.000 personas. La auditoría estará a cargo de la encuestadora Guarumo.

La definición del candidato verde es importante porque, de acuerdo a como están hoy las tendencias, de ahí es posible que salga el próximo Alcalde de Bogotá.

La Silla Cachaca presenta un comparativo entre López y Navarro a partir de puntos que pueden incidir en su imagen y en temas que serán centrales en la campaña, como el metro.

Instrucciones: haga clic sobre las personas para abrir o cerrar la información en detalle. Si tiene problemas para visualizar la tabla en su celular, gírelo. 

 
 
Su trayectoria política en Bogotá
Claudia López
La ciudad ha sido su fortín, aunque no su foco
Claudia López nació y creció en Bogotá, y la ciudad ha sido su principal fortín electoral: en 2014, como candidata al Senado de los verdes, sacó en la ciudad 41.000 de sus 81.000 votos; y la consulta anticorrupción, de la que fue cabeza, pasó el umbral en Bogotá, algo que no logró a nivel nacional.
Además, en la administración pública hizo sus primeros pinitos como Directora de Acción Comunal de Enrique Peñalosa en 1998, después de lo cual fue alcaldesa local de Santa Fe. Sin embargo, Bogotá no ha sido hasta ahora el foco de su agenda política ni su principal bandera, porque siempre ha tratado temas nacionales.
Ahora bien: esa ha sido una característica muy común de los alcaldes, como Antanas Mockus, Lucho Garzón, Samuel Moreno y Gustavo Petro, que incluso se hicieron elegir alcaldes con la idea de aspirar a la Presidencia. Algo que también es probable con López, que de hecho estuvo indecisa en si lanzarse a la Alcaldía o aspirar a la Presidencia en 2022.
Antonio Navarro
La ciudad como su última escala
Navarro ha sido un político con agenda sobre todo nacional, que después de ser dos veces candidato presidencial se volcó a lo local para ser alcalde de su natal Pasto (1995-1997) y gobernador de Nariño (2008-2011).
En Bogotá fue representante a la Cámara (1998-2002), y como senador por dos periodos (2002-2006 y 2014-2018) obtuvo en la ciudad la mayoría de sus votos. En 2014, cuando hacía parte de la misma lista de Claudia López, fueron los más votados y ella lo superó tanto en la votación nacional como en la de Bogotá. Aquí López sacó 41.000 votos y Navarro, 23.500.
En el Distrito fue Secretario de Gobierno de Gustavo Petro en 2012, un cargo de mucho más alto perfil que el que tuvo Claudia López como Directora de Acción Comunal, pero en el que Navarro sólo estuvo tres meses.
A diferencia de López, además, Navarro ya no quiere ser Presidente y dice que esta será su última campaña política.
 
 
 
 
Su relación con la clase política tradicional
Claudia López
De confrontación
Hoy es improbable que la clase política tradicional de Bogotá intente alguna alianza con Claudia López, y ella tampoco la está buscando.
Como académica, se dedicó a evidenciar las relaciones entre políticos y paramilitares, y como política su principal bandera ha sido la lucha contra la corrupción, que en el Congreso se concretó en una confrontación constante con políticos tradicionales, en sus denuncias contra ellos y la mermelada del gobierno Santos y en el liderazgo de la consulta anticorrupción que promovió, precisamente, después de que el Congreso hundió sus iniciativas que pretendían combatir ese flagelo.
La idea de López es aliarse con los sectores alternativos, que incluyen al Polo, Colombia Humana, Compromiso Ciudadano y Activista. Eso puede tener la desventaja de que la arrincone a la izquierda, aunque por ser de centro y tener un discurso enfocado en el llamado a la ciudadanía a que acompañe su causa, como hizo con la consulta anticorrupción, puede lograr una movilización de sectores más allá de la izquierda.
Antonio Navarro
Busca acuerdos
Navarro es pragmático a la hora de tratar con la clase política y eso puede incidir en la campaña en caso de que gane la encuesta.
Como político, es producto del acuerdo que dio origen a la Constitución del 91, del que es famosa su foto junto al liberal Horacio Serpa y el conservador Álvaro Gómez Hurtado. De hecho, como Ministro de Salud hizo parte del gobierno de coalición que armó Virgilio Barco en 1990, después de desmovilizarse.
Como Alcalde de Pasto y Gobernador de Nariño, de donde es oriundo, ha resaltado que tuvo en su gabinete a funcionarios que venían de otras tendencias políticas por el hecho de que eran técnicos. Y como Secretario de Gobierno de Bogotá, con Petro, ofreció hacer acuerdos de representación política en el gabinete para que los concejales de otros partidos tuvieran participación y así lograr gobernabilidad.
En su campaña por la Alcaldía, que ya ajusta más de un año, se ha reunido con concejales, ediles y líderes de partidos tradicionales como Cambio Radical, La U y el Liberal, por ejemplo, en donde no lo ven como un radical y más bien como alguien con quien pueden negociar, a diferencia de Claudia López. Eso le puede ayudar a arañar votos en la derecha, pero al tiempo le puede poner en cuestión el halo de alternativa a su candidatura.
 
 
 
 
Su relación con la izquierda
Claudia López
Ha sido aliada, pero no militante
La derecha constantemente ubica a López en la izquierda, con la idea de relacionarla con los que considera malos 12 años de gobiernos de esa tendencia que vivió la ciudad entre 2004 y 2015. Sin embargo, ella ha sido más una aliada de la izquierda en procesos específicos en los que en todo caso ha mantenido una agenda propia, que una militante de izquierda.
De cara a los acuerdos con otras fuerzas y a un posible gobierno suyo eso es clave porque no necesariamente acogerá toda la visión de ciudad que le planteen el Polo y Colombia Humana, con los que posiblemente termine haciendo una coalición si gana la encuesta.
López arrancó su carrera política en 2014 como candidata al Senado de la Alianza Verde, un partido de centro con algunas tendencias de izquierda que se acentuaron cuando se fusionó con Progresistas, de Petro.
En el Congreso fue aliada de la izquierda como parte de la oposición que le hizo al gobierno Santos (excepto en temas de paz), y en 2018, cuando fue fórmula vicepresidencial de Sergio Fajardo, hizo parte de la Coalición Colombia, que incluyó al Polo Democrático. Para segunda vuelta votó por Gustavo Petro.
Sin embargo, hace cuatro años respaldó al liberal Rafael Pardo a la Alcaldía y no a la candidata del Polo y el petrismo, Clara López. Además trabajó en la primera alcaldía de Enrique Peñalosa como Directora de Acción Comunal.
Antonio Navarro
De allá viene, pero no se vende como de izquierda
El origen político de Navarro es la izquierda, comenzando porque es desmovilizado de la guerrilla del M19, y desde entonces y hasta que ingresó a la Alianza Verde en 2013 militó en partidos y movimientos de izquierda, incluidos el Polo y Progresistas, de Petro, desde los que respaldó las tres alcaldías de esa tendencia (excepto el de Samuel Moreno cuando estalló el carrusel de la contratación).
Es amigo de Petro. Sin embargo, como candidato de la Alianza Verde ha desarrollado una agenda que no ha comprado el tono pendenciero que usa la izquierda frente a Peñalosa, al tiempo que mantiene el énfasis en la política social, que es bandera de la izquierda en la ciudad.
Navarro está dispuesto a hacer la coalición más amplia posible y eso incluye al Polo y a la Colombia Humana, pero ya dijo que tomarse una foto con Petro no sería necesario en tanto los votos de él fácilmente los puede recibir de manera natural, precisamente por su pasado de izquierda.
 
 
 
 
Lo que haría con el metro
Claudia López
Segunda línea que baje por la 80
Claudia López dice que si Peñalosa deja contratado todo el metro elevado (desde Bosa hasta la Caracas con 72), aunque a ella no le gusta, lo terminará para no perder más tiempo. “No pienso hacer la Peñalosada de echarlo a la caneca”, le dijo a Semana.
Eso tiene un matiz y en eso coincide con Navarro, y es que buscaría en todo caso negociar con el contratista y la Nación para ver la posibilidad de hacer el tramo subterráneo por la Caracas, pero si no se puede, continuaría el proyecto tal cual lo deje estructurado Peñalosa.
Su apuesta en ese caso es mitigar los impactos, sobre todo en el centro, con un plan ambicioso de renovación urbana.
Para una segunda línea su intención es llevarla por la Calle 80 hasta Suba y Engativá, en el occidente.
López ha hecho otra propuesta que aún no es claro si se puede cumplir: que si Peñalosa no deja el metro contratado, ella pueda como alcaldesa contratar un primer tramo entre Bosa y la Primera de mayo (tramo sur) elevado tal y como está hoy propuesto, y convencer a los técnicos y al Gobierno Nacional de meterlo subterráneo por la Caracas (tramo centro), con la idea de que tenga más capacidad para atender la demanda de ese corredor.
No es claro que se pueda cumplir porque tal y como está estructurado hoy el proceso, la idea es hacer un solo contrato, y no hacer varios contratos por tramos.
Antonio Navarro
Extenderlo hasta la 100, y de ahí hacer la segunda línea
Navarro también ha dicho, como Claudia López, que si Peñalosa deja contratado el metro elevado “toca ejecutarlo”, aunque primero buscaría negociar con el contratista para buscar la posibilidad de modificar los diseños de tal forma que en el tramo del centro, que es el que va por la Caracas, sea subterráneo, pero ese no es un inamovible para él. Si no lo logra lo continúa tal y como está.
Independientemente de lo que ocurra con eso, se propone extender hasta la calle 100 la primera línea que dejará Peñalosa en la 72, con lo que la llevaría más al norte que Claudia López, y luego estructurar la segunda línea desde ahí para “que conecte Suba, Engativá, Teusaquillo, Chapinero, el centro, Rafael Uribe y Usme”.
 
 
 
 
Lo que mantendría de Peñalosa
Claudia López
Conectar Transmilenio de Soacha con el metro y política de mujer
La frase que le sirve de caballito de batalla a Claudia López es: “tengo el carácter para corregir lo que va mal, la humildad para continuar lo que va bien y el liderazgo para hacer lo que hace falta”.
Aunque en general considera mala la administración Peñalosa, en sus propuestas está la idea de continuar una obra que está en el corazón de Peñalosa: completar la Avenida Ciudad de Cali con un Transmilenio desde Soacha hasta la conexión con el metro.
Para López también es importante mantener política como el sistema distrital de protección a las mujeres (conocido como Sofía), la Línea Púrpura (en la que psicólogas, enfermeras y trabajadoras sociales orientan a mujeres en asuntos de salud física y psicológica), y los planes de seguridad local para mujeres.
También ha elogiado la política de atención a migrantes venezolanos, que seguramente le tocará seguir aplicando al próximo alcalde.
Antonio Navarro
Lagos de Torca y parques
Con la idea de no polarizar, Navarro también ha manifestado una posición de continuar lo que considere que va bien.
Ha dicho que lo que Peñalosa ha hecho con los parques le gusta (no la tala de árboles sino la recuperación de esos espacios para que la gente los disfrute).
Sin embargo, el proyecto de mayor envergadura que adelanta Peñalosa sobre el que Navarro se ha mostrado a favor es Lagos de Torca (conocido técnicamente como el Plan de Ordenamiento Zonal del Norte), un proyecto urbanístico en el norte de la ciudad, al lado de la reserva Van der Hammen, en el que el alcalde planea construir128.000 viviendas con un esquema de financiación esencialmente privado y que ha sido polémico porque algunos ambientalistas consideran que sí tiene un impacto ambiental grande porque rompe la conectividad entre cerros y río Bogotá.
 
 
 
 
 
 
 

Comentarios (14)

Jesús Tobar Sánchez

29 de Marzo

0 Seguidores

En la trayectoria política de Navarro se dice que fue senador en el período ...+ ver más

En la trayectoria política de Navarro se dice que fue senador en el período 2010-2014, cuando lo correcto es que lo fue en 2002-2006.

Ana

29 de Marzo

0 Seguidores

Claudia Lopez es superior a Antonio Navarro, ha mostrado su gran capacidad y t...+ ver más

Claudia Lopez es superior a Antonio Navarro, ha mostrado su gran capacidad y trabajo en la alcaldía de Peñalosa. No. Me convence si interés en unirse a Petro, que hizo una alcaldía corrupta y demoledora para Bogotá.

José Saramago ..

29 de Marzo

3 Seguidores

la diferencia es que uno es solo gritería”, y el otro si ha gobernado calla...+ ver más

la diferencia es que uno es solo gritería”, y el otro si ha gobernado callado.

Nepomuceno Yusunguaira

29 de Marzo

0 Seguidores

Claudia tiene buenas ideas. No entiendo por qué la atacan sin piedad por el ...+ ver más

Claudia tiene buenas ideas. No entiendo por qué la atacan sin piedad por el hecho de ser "gritona". Es mejor eso que ladinamente propiciar un conflicto a plomo limpio. Un cuestionamiento propio de hipócritas. No sé cómo la haga en la administración, pero tiene carácter. Navarro tiene a su favor una postura más ponderada (¿"tibia" para algunos?) lo que le da margen de maniobra y más experiencia.

José Saramago ..

07 de Abril

3 Seguidores

https://twitter.com/i/status/1114750082010820613
Sobre el ENLACE, en la W...+ ver más

https://twitter.com/i/status/1114750082010820613
Sobre el ENLACE, en la WRadio le preguntaron a la candidata “gritona” Claudia López que si se sabia el himno de Bogotá,
¿y que paso?:el resultado fue que no se lo sabia, y solo hasta que le pusieron a reproducir la música con su letra, ella repetía como “loro”.
Navarro se conecta mejor con la gente, con la gente que es gente sin tanta “gritería”.

Nepomuceno Yusunguaira

29 de Marzo

0 Seguidores

Ambos tiene como punto positivo el de no sabotear el Metro si Peñalosa lo dej...+ ver más

Ambos tiene como punto positivo el de no sabotear el Metro si Peñalosa lo deja contratado. Una jugada limpia, algo que Peñalosa desconoce. El petrismo buscaría impedir la construcción del Metro elevado y ello haría que la ciudad nunca pudiera tener tal sistema masivo de transporte. Una "peñalosada", como afirma Claudia. Se deben diferenciar derecha y centro izquierda en una postura menos mezquina.

Saint Sinner

29 de Marzo

0 Seguidores

Me parece un Desproposito su comentario, Peñalosa quiere fortalecer el trasmi...+ ver más

Me parece un Desproposito su comentario, Peñalosa quiere fortalecer el trasmilenio, y solo quiere dejar nomás un tramo de Trasmetro, y nada más, para que sea su complemento al Transmi, además hay demaciadas irrgularidaes como pagar sueldo a un gerente sin iniciar ninguna contrucción, entre otras cosas raras en los presupuestos dados y a los que van adjudicar la obra, etc, etc, etc

Nepomuceno Yusunguaira

31 de Marzo

0 Seguidores

Fíjese usted, estimado forista, que fue una acción absolutamente miserable y...+ ver más

Fíjese usted, estimado forista, que fue una acción absolutamente miserable y mezquina de parte del señor Peñalosa haber echado a la caneca los estudios avanzados que hizo el exalcalde Petro. Pienso que en ese sentido no debemos igualarnos con esas caspas de ultraderecha, porque seríamos exactamente la mismas porquería. Si no sale ese pedazo de Metro del Peñalosa, Bogotá nunca tendrá tal sistema.

José Saramago ..

31 de Marzo

3 Seguidores

¿“estudios avanzados del señor Petro”?:
decir que la alcaldía de P...+ ver más

¿“estudios avanzados del señor Petro”?:
decir que la alcaldía de Petro fue mediocre es todo un elogio para él, nada que tenga que ver con Petro es avanzado,. mas bien si RE-aTRASADO, y así dejo a la ciudad de Bogotá.
Y quien dijo que iba a hacer el “metro” gano la alcaldía, y ese fue Samuel Moreno Rojas: al final después de mas de 50 años que lo hagan subterráneo o elevado pero lo hagan por fin.

Laureano gonzalez

29 de Marzo

0 Seguidores

Navarro tine pata de palo y claudia de caucho pero son los mismos cojos el un...+ ver más

Navarro tine pata de palo y claudia de caucho pero son los mismos cojos el uno porque si y la otro porque no

DIDUNDI

29 de Marzo

3 Seguidores

1-La moda ahora es disque 'construir sobre lo construído ' q, en ot...+ ver más

1-La moda ahora es disque 'construir sobre lo construído ' q, en otras palabras NO ES MÁS q comodidad d oportunismo político tanto en papeleta Claudia como Navagdoo. Ambos saben el futuro dl metro elevado y lo + fácil q les resulta es acomodarse a la necesidad URGENTE dl medio d transporte y así apaciguar el karma diario d un TransmiMedio tan obsoleto como ineficiente.

DIDUNDI

29 de Marzo

3 Seguidores

2- D otro lado pongamosle ritmo a esto, Duribe y su combo dicen q no pueden pr...+ ver más

2- D otro lado pongamosle ritmo a esto, Duribe y su combo dicen q no pueden prometer lo q no pueden cumplir a los indígenas y acto seguido flexibilizan la regla fiscal x 2 años para atender a los Venezolanos. Osea, atender a los Venezolanos le resulta + fácil y cómodo políticamente q atender una región q a sabiendas sabe juega en contra d sus intereses políticos.
No problem con las nuevas deudas.

Yamil Cure Ruiz

02 de Abril

25 Seguidores

La encuesta desde un punto de vista técnico la debería ganar Navarro busque ...+ ver más

La encuesta desde un punto de vista técnico la debería ganar Navarro busque el Diario del Encuestador en esta misma plataforma y encontrara esos detalles técnicos que darán el veredicto

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia