Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Juan Esteban Lewin · 27 de Abril de 2015

4585

0

Horacio Serpa, el Senador más votado y codirector del Partido Liberal, es uno de los encargados de generar consensos en su partido para escoger candidatos que den la pelea en las elecciones regionales de octubre y ha jugado un rol visible en varias esquinas del país, pero en su propia casa no ha logrado acuerdos. Al contrario: en el colegio electoral de Santander que se reunió el sábado en Bucaramanga, quedó claro que el trapo rojo está roto.

A la reunión, que encabezaron Serpa y el representante a la Cámara Miguel Ángel Pinto, no asistieron los congresistas ni las fichas clave del grupo político liberal que más votos recogió en las elecciones de 2014, el del senador Jaime Durán y el representante Edgar Gómez Román. Eso a pesar de la importancia del encuentro, pues los colegios son pequeñas convenciones para elegir a los Comités de Acción Liberal, directivas que, aunque no otorgarán avales para octubre, si incidirán en ese proceso que concretará la Dirección Nacional Liberal (de la que forma parte Serpa).

Una alta fuente de esa vertiente le confirmó a La Silla que Durán y Gómez están buscando alternativas a los candidatos de Serpa y Pinto. El Senador impulsa al exalcalde de Bucaramanga por la Anapo y exsenador liberal Honorio Galvis, que quiere repetir Alcaldía, y respalda al excongresista del viejo PIN, Didier Tavera, que ahora aspira a la Gobernación.

Según pudo verificar La Silla, en el grupo de Durán y Gómez no ven con bueno ojos a los concejales rojos de Bucaramanga, que serían el principal sostén de la candidatura de Galvis, y ven con preocupación el problema jurídico que afronta Tavera, quien tiene abierta una investigación en la Fiscalía por determinador de un homicidio. Una grabación revelada por La W muestra el tamaño de la pelea: el senador Durán dijo en una reunión que si tratan de darle el aval a Honorio Galvis, “se dividió esta joda”. 

Con esa distancia frente a Serpa, Durán y Gómez han buscado acercarse a una porción importante de los “cacaos” empresariales de Bucaramanga, que también tienen reservas frente a Tavera. La Silla pudo confirmar con tres fuentes independientes que, en una reunión con empresarios la semana pasada a la que asistió Serpa, Alejandro Galvis (principal accionista de Vanguardia Liberal, compañero de colegio y amigo de Serpa y uno de los Súper poderosos de Santander) dijo que si Tavera era candidato él se saldría del Partido.

Ante este panorama, Serpa, de lejos el santandereano más influyente en la Dirección Nacional Liberal, tendrá que decidir si se la juega por sus candidatos o acuerda alguna fórmula con los congresistas santandereanos más votados, para que el Partido no se rompa en uno de sus principales fortines.

En La W, Serpa dijo que buscar ser factor de unidad. Pero un congresista liberal del departamento le dijo a La Silla que el problema con Serpa es que éste pretende mantener la unidad mientras toma partida. “Eso no se puede lograr si usted, en esa condición (directivo nacional), tiene candidatos”, dijo.

Fotografía de portada tomada de Observatorio Solitario

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia