Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por LaSillaVacia.com · 28 de Noviembre de 2012

3231

0

Una nueva autoridad del orden nacional se mete en la polémica de las basuras que vive Bogotá. Se trata del Defensor del Pueblo, Jorge Armando Otálora, quien le dio cinco días de plazo al alcalde Gustavo Petro para que le explique, en concreto, cómo será el nuevo modelo del aseo en la ciudad, que implementará la administración a partir del 18 de diciembre.La Silla Vacía supo que Otálora está muy preocupado porque considera que Petro no ha sido claro en su propuesta y en cómo va a garantizar la prestación del servicio de recolección de basuras, en caso de que ésta falle o se demore más en poder ser implementada. Por eso, hoy a las 10 de la mañana el defensor radicó una carta en la Alcaldía en la que le expone al mandatario local sus inquietudes.El Defensor del Pueblo no es superior jerárquico de Petro, sin embargo sus solicitudes a la administración aplican como si fueran un derecho de petición, según nos explicó una fuente de la Defensoría. Esta actuación de Otálora evidencia que su gestión no se parecerá a la de su antecesor, Vólmar Pérez, quien, en una actitud más bien ausente, prefería no intervenir en temas que le generaran polémica. 

Contexto