La contraofensiva de los cristianos de Santos para ganarles a los verdes en Bogotá

Imagen

La contraofensiva de los cristianos de Santos para ganarles a los verdes en Bogotá

 

Para enfrentar el crecimiento de la Ola Verde en Bogotá, La U tiene un arma secreta: el voto cristiano.

Santos no sólo va a misa y ha vuelto el tema de la creencia en Dios un asunto principal de su campaña contra Mockus, sino que cuenta con la bendición del pastor César Castellanos, el líder de la de la Misión Carismática Internacional, que tiene más de 60 mil feligreses en Bogotá.

En enero, el ex Ministro de Defensa fue bendecido en una ceremonia en la que estuvieron y vieron por internet más de 12 mil feligreses en el coliseo el Campín de Bogotá. Allí, Castellanos sentenció que los candidatos presidenciales que se suben a esta plataforma, siempre son elegidos presidentes. (Por ejemplo, Álvaro Uribe).

Según Luis Felipe Salas Moisés, representante de La U y pastor de la Iglesia “En tu presencia”, en la capital hay más de 800 iglesias evangélicas apoyando a Santos. “Son 350 mil votos cristianos que se suman a la campaña en Bogotá y esto hará la diferencia”, le dijo Salas a La Silla Vacía.

Estos votos podrían contrarrestar el éxito que los verdes tienen entre el electorado joven bogotano, que en la pasada consulta interna le pusieron 253 mil votos a Mockus, Lucho Garzón y Enrique Peñalosa.

Uno de los apoyos de Santos en la campaña por el voto cristianos es Rodrigo Rivera, ex senador liberal y actual gerente político de Juan Manuel Presidente, desde hace varios años asiste a la iglesia “Avivamiento”, una de las más grandes del país. Tiene más de 300 mil fieles y sedes en todo el país. Santos también estuvo en esta iglesia y fue presentado por Rivera.

Rivera tiene un grupo denominado “cristianos con Rodrigo Rivera”, que cuenta con un espacio en Facebook y un blog, donde hay toda una argumentación para que los pastores no se declaren “antipolíticos” y asuman una posición, aunque no partidista. “La Biblia dice que la política está incluida dentro de las cosas que le pertenecen a Cristo, es decir TODAS”, afirma una de las columnas que Rivera escribió en el blog.

El Partido de La U, una potencia evangélica

Con el transfuguismo la mayoría de congresistas evangélicos que antes estaban en los partidos disueltos por la parapolítica Colombia Viva y Colombia Democrática y en Cambio Radical terminaron en las toldas de este partido uribista.

Luis Carlos Restrepo, cuando era Presidente de La U, y el representante y ahora senador Roy Barreras se encargaron de conquistarlos. Les aseguraron que si se unían bajo la sombrilla de la U iban a hacer una bancada suficientemente grande para aprobar proyectos suyos como el Ministerio de la Familia y a pasar iniciativa a favor de un tratamiento tributario favorable a las iglesias cristianas.

Así, de los 24 tránsfugas que llegaron al Partido de La U en agosto, cinco son pastores cristianos que llegaron con el voto de sus feligreses debajo del brazo. Con los cinco nuevos y los tres pastores que ya militaban en este partido, el uribismo suma ocho parlamentarios evangélicos de los elegidos en el 2006, que ahora estarán con Juan Manuel Santos. Sin embargo, algunos de ellos mostraron su debilidad el pasado 14 de marzo. Se quemaron.

Uno de los quemados fue el representante Salas, quien fue el primer líder evangélico en entrar a La U y el actual coordinador de la campaña entre las iglesias bogotanas.

Sacó 17 mil votos, le faltaron tres mil votos para la curul. Sin embargo, afirma que se ha reunido con pastores poderosos de Bogotá, como los de la Iglesia Manantial de Vida Eterna (que tiene ocho emisoras en todo el país y un canal de televisión), los cuales le han confirmado su apoyo a La U.

El ex senador uribista Jorge Enrique Gómez también es un apoyo clave de Santos. El pastor, que fue denunciado ante los medios por una mujer a la que le quedó debiendo 100 millones, es el líder del Centro Misionero Bethesda o Iglesia de Millón de Almas, la cual en su sede de la Avenida 1 de Mayo congrega a más de 10 mil personas cada domingo.

De los ocho candidatos cristianos que se lanzaron con La U, se quemaron seis. Sólo fueron elegidos los candidatos de la Misión Carismática Internacional: el representante Luis Felipe Barrios y la entrante senadora Claudia Wilches, herederos de los votos de la senadora Claudia Rodríguez de Castellanos. Ella trasteó todo su movimiento de Cambio Radical a La U, pero no participó en esta contienda.

Y esa sí es una fuerza segura a favor de Santos. El pastor Castellanos, esposo de la senadora Rodríguez, ya lo bendijo y los 41 mil votos que la iglesia puso para la elección al Senado, irán ahora a favor del candidato de la U.

“Nuestra Iglesia tiene 21 años y se conoce muy a fondo los temas políticos, no quiere ensayar algo nuevo, sino lo que le convenga a la Nación y Santos está cien por ciento con la familia que es el núcleo de la sociedad”, dijo Luis Felipe Barrios a La Silla Vacía.

Tener al Dios cristiano de su lado es un gran activo para cualquier candidato. No sólo porque son muchos sino por su disciplina y activismo. Por ejemplo, después de que el periodista Jaime Bayly criticó en su programa de televisión la bendición de Santos por parte de la Misión Carismática y dijo que "'hacer de la religión propaganda política, a mí me parece que eso no está bien”, los dueños de NTN24 han recibido decenas de correos de feligreses que le pedían respeto por el candidato y su movimiento.

El 14 de marzo, pese a los pronósticos, muchos cristianos no salieron a votar. Y la gran bancada evangélica de la U se desmoronó y solo se eligieron dos congresitas. Hay que ver si para las presidenciales, la bendición de Castellanos sirve y su profecía se cumple.

 

Compartir
0