Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

6984

5

 

A menos de un mes de que el Presidente presente en París los ambiciosos compromisos de Colombia para enfrentar el cambio climático, Juan Manuel Santos decidió darle la espalda en casa: ayudó a que se reeligiera la mayoría de los directores apadrinados por políticos que han convertido a las corporaciones autónomas regionales -cuya gestión es clave para adaptarse a los estragos ambientales del cambio climático- en focos de clientelismo.

Aunque el Gobierno nacional solo tiene dos votos en los consejos directivos de cada CAR (el del Presidente y el del Ministro de Ambiente) y los políticos usualmente logran armar coaliciones que los dejan en minoría, Santos ni siquiera dio la pelea.

En dos terceras partes de las elecciones, el Presidente apoyó con su voto al candidato del político dominante, incluso cuando estaba compitiendo con un candidato de perfil más técnico y apoyado por su Ministro de Ambiente.

Esto a pesar de que Santos armó un gran escándalo tras la debacle de la ola invernal de 2011 prometiendo ‘intervenirlas' y anunciando una reforma que nunca llevó al Congreso.

“Queda la sensación de que el Gobierno optó por el ‘hagámonos pasito’: se reeligieron los mismos y, cuando los cambiaron, fue por gente que venía de la misma corriente”, dice una persona del sector ambiental que conoce las movidas en las CAR.

Estos son los nuevos mandamases de las 22 CAR que ya cambiaron de director y las movidas políticas en las restantes once:

Comentarios (5)

DIDUNDI

09 de Noviembre

3 Seguidores

Pagos Sres., las deudas burocráticas dl clientelismo más puro se cobran x ve...+ ver más

Pagos Sres., las deudas burocráticas dl clientelismo más puro se cobran x ventanilla.

…Tomen su parte q la mía la necesito cuando llegue el momento d acomodar todo en el congreso por la Habana y hasta el 2018 donde el tira y afloje entre los q hoy somos amigos, mañana……mmmm?.....

Rodrigo Velasco Ortiz

09 de Noviembre

0 Seguidores

Una de las virtudes éticas es la búsqueda de coherencia entre el discurso, los pensamientos y las acciones. Pero en la política ha desaparecido y lo único que cuenta es "ganar" a cualquier costa. La práctica del "Todo vale" desmorona cualquier institucionalidad y cada vez va minando más hondamente la confianza que requiere el ciudadano para respetar las leyes y los supuestos acuerdos de convivencia. Es una verdadera lástima. ¿Siempre ha sido así? Hoy es doloroso constatarlo.

Una de las virtudes éticas es la búsqueda de coherencia entre el discurso, los pensamientos y las acciones. Pero en la política ha desaparecido y lo único que cuenta es "ganar" a cualquier costa. La práctica del "Todo vale" desmorona cualquier institucionalidad y cada vez va minando más hondamente la confianza que requiere el ciudadano para respetar las leyes y los supuestos acuerdos de convivencia. Es una verdadera lástima. ¿Siempre ha sido así? Hoy es doloroso constatarlo.

Robin Hood

10 de Noviembre

0 Seguidores

Lo mismo hace Santos y Cesar Gaviria sobre la 'guerra contra las drogas, ...+ ver más

Lo mismo hace Santos y Cesar Gaviria sobre la 'guerra contra las drogas, una cosa dicen y hacen adentro y otra afuera, para la galería internacional.

DiegoACB

10 de Noviembre

0 Seguidores

Cero y van dos. El gobierno Santos dice una cosa y hace otra, no solo en mater...+ ver más

Cero y van dos. El gobierno Santos dice una cosa y hace otra, no solo en materia ambiental sino lo mismo con la política de drogas. Tanto que se ufana de "promover el debate" para seguir con las mismas políticas de los años 90. Aunque eso es común en los gobiernos contemporáneos: hablar mucho para crear una buena imagen pública. Si no, miren al Papa.

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia