Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por LaSillaVacia.com · 09 de Febrero de 2017

José Vargas Mu?oz (izquierda) y su padre José Fernando Vargas Palacio, condenado por falsedad ideológica en documento público (a la derecha), acompa?ando en tarima a su candidato en Galapa: Carlos Alberto 'Beto' Silvera.

2552

0

Dice el dicho que la tercera es la vencida y eso sí que lo quiere aplicar Cambio Radical en Galapa, uno de los cinco municipios del área metropolitana de Barranquilla, en donde se realizarán atípicas el próximo 5 de marzo. Allí, el partido vargasllerista volvió a apoyar al mismo grupo cuestionado al que se le han caído los últimos dos alcaldes con su aval, y que pese a los líos penales de su líder máximo quiere seguir en el poder.

 

Se trata del grupo político que dirige el exalcalde José Fernando Vargas Palacio, quien con el respaldo de la vargasllerista casa Char fue elegido mandatario en octubre de 2011, pese a que poco antes de las votaciones había sido condenado en primera instancia a cuatro años de prisión y al pago de 50 salarios mínimos legales por falsedad ideológica en documento público.

El proceso en su contra llevaba varios años (la denuncia data de 1999, cuando, siendo también Alcalde, Vargas expidió un certificado de disponibilidad de servicios públicos a un proyecto de vivienda de interés social que terminó con muchos problemas), por lo que es imposible pensar que la colectividad no estuviera al tanto del antecedente.

Como la sentencia fue confirmada en 2014, el mandatario fue capturado y posteriormente suspendido por el entonces gobernador liberal José Antonio Segebre.

Su movimiento, no obstante, siguió en el poder a través de la designada alcaldesa Carmiña Navarro, quien venía de ser secretaria de Hacienda de Vargas Palacio.

Pese a esos líos, para las siguientes regionales Cambio Radical y los Char volvieron a avalar al mismo grupo en cabeza del hijo del exmandatario: el hoy exalcalde José Vargas Muñoz, quien ganó la elección, pero fue anulado en octubre del año pasado debido a que la ley no permite la escogencia popular de personas que tengan hasta segundo grado de consanguinidad con funcionarios que dentro de los doce meses anteriores a las votaciones hayan ejercido autoridad civil o administrativa, como era el caso y esa colectividad debía saber.

Bajo la misma sombrilla, los Vargas le apuestan ahora a volver a la Alcaldía con Carlos Alberto ‘Beto’ Silvera, un ingeniero que es amigo cercano de José Vargas Muñoz y que además suma respaldos como el del representante liberal Mauricio Gómez (aliado de los Char).

Es tan evidente que Silvera es el candidato de ese grupo que el condenado exmandatario y su hijo se montan en tarima con él y lo acompañan en muchos de los actos públicos que realiza.

Una fuente del pueblo que asegura haberlo visto le contó a La Silla Caribe que, además, José Fernando Vargas Palacio, el padre, se sigue apareciendo por la Alcaldía como Pedro por su casa. Allí está de mandatario encargado Manuel Vergara Corro, elegido por el gobernador (liberal)  Eduardo Verano de terna que envió Cambio Radical, luego de la caída de Vargas hijo.

Vergara Corro hace parte del grupo de los Vargas. Evidencia de ello es que en las regionales de 2015 le hizo campaña a José Vargas Muñoz.

También apoyan a ese movimiento 12 de los 13 concejales del municipio.

Los Vargas y su carta se enfrentarán en las urnas con Régulo Matera, del Partido de La U, quien va apoyado por los congresistas José David Name (La U), Laureano ‘el Gato volador’ Acuña (conservador) y el excandidato a la Gobernación por firmas Juan García.

Con menos fuerza, a juzgar por el movimiento de campaña en Galapa, también estarán en el tarjetón la independiente Angélica Bolaños (AICO) y Mario Serpa (del Polo).

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia