Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Tatiana Velásquez Archibold · 15 de Agosto de 2015

16648

1

En Sucre el poder hoy está repartido entre las familias que por décadas han jugado como los dueños de la burocracia local y las fuerzas emergentes que amenazan con seguirles quitando espacio a esos grupos.

Para identificar a los poderosos de este departamento consultamos a tres congresistas, el dirigente de un partido, dos periodistas, un concejal, un académico y dos veedores. Los datos que nos entregaron los confirmamos después con reportería adicional.

Se destaca en esta radiografía que Yahir Acuña no solo es el súper poderoso de Sucre sino que cada vez deja más relegados al resto de jugadores, que las bandas criminales rondan la política en el Golfo de Morrosquillo y La Mojana, y que a diferencia de otros departamentos, las cabezas de Cambio Radical Germán Vargas Lleras y Alejandro Char no hacen sentir su poder directamente sino a través de sus aliados locales.

Esta entrega hace parte de nuestra serie sobre el poder Caribe y se suma a los súper poderosos que ya hemos publicado de Bolívar, Córdoba, Magdalena, La Guajira y San Andrés.

 

Yahir Acuña

El exrepresentante a la Cámara, quien hizo campaña el año pasado entregando billete y whiskey, es el súper poderoso de Sucre al ser el principal elector de este departamento: sacó 123 mil votos que le alcanzaron para dos curules en el Congreso.

Yahir es dueño de dos de las tres curules de Sucre en la Cámara de Representantes (José Carlos Mizger, quien lo reemplazó, y Candelaria Rojas, ambos avalados por el extinto partido 100% por Colombia de propiedad de Acuña), maneja las alcaldías de Tolú, Coveñas y San Juan de Betulia y tiene de aliado en la región de La Mojana al cacique Milton Maury, amo y señor del municipio de Sucre, como lo contó La Silla.

Acuña también tiene influencia sobre las alcaldías de  La Unión y San Pedro, cuyos titulares llegaron con el aval del viejo PIN, y de Guaranda (Partido de La U).

Las fuentes consultadas nos aseguraron que además controla Corpomojana porque logró que un aliado político suyo (Jesús Oviedo) llegara a la dirección de esa entidad, que ha sido una de las más cuestionadas a nivel nacional por el manejo de los recursos y que en marzo pasado estaba por recibir 15 mil millones de pesos como impulso al sector agropecuario en la región mojanera. A la partida, aprobada por el ministro de Agricultura Aurelio Iragorri (cercano a Yahir), solo le faltaba la firma del gobernador.

Yahir controla además la mayoría del Concejo de Sincelejo por lo que le tiene bloqueado al alcalde Jairo Fernández Quessep cualquier proyecto que presente. A él lo ayudó a elegir, pero rompieron relación política meses después por diferencias, aparentemente, relacionadas con plata. De hecho, Fernández lo denunció en la Fiscalía por amenazas.

También tuvo, hasta hace poco, la Secretaría de Educación departamental. Aunque cambiaron al secretario, de su grupo político, aún mantiene algunos mandos medios allí, le dijeron tres fuentes a La Silla.

Su poder también llega a la Asamblea donde controla a la mayoría y por ende la oposición al gobernador Julio César Guerra Tulena, con quien está distanciado.

Pese a todo este poder, Yahir va por más. Su gran apuesta para este 25 de octubre es ganar la Gobernación vía la exdiputada Milene Jarava de Acuña, quien es su esposa y a la que inscribió como candidata avalada por Opción Ciudadana.

Y desde ya está haciendo todo lo posible para asegurarse la victoria: tiene el respaldo del grupo del parapolítico Pedro Pestana Rojas, de la baronesa conservadora Nora García Burgos, del senador cordobés Musa Besaile y de la empresaria del chance Enilce López ‘La Gata’ (condenada a 37 años por un homicidio y en juicio por otro). Este último apoyo se evidencia a través del senador Antonio Correa, quien hace parte del grupo político de la empresaria.

En Sucre aseguran que Yahir tiene además hilos en la candidatura a la Gobernación de Juan Miguel Navarro, avalado por Mais, porque Navarro es el tesorero de la Fundación Buen Gobierno y Desarrollo que Acuña creó en 2014. 

Una fuente nos aseguró que este es un eventual plan B si algo llega a suceder con la campaña de Milene Jarava.

Navarro, quien hizo parte del grupo político del exgobernador liberal Gabriel Antonio el ‘Bayo’ Espinosa, trabaja con Yahir desde hace dos años, nos dijo una de las fuentes que lo conoce de cerca.

Las apuestas de Yahir este 25 de octubre también incluyen candidaturas a las alcaldías en 19 de los 26 municipios, 24 listas al Concejo en igual número de municipios y una lista a la Asamblea. Todo por Opción Ciudadana.

Yahir, vía el parapolítico Luis Alberto 'El Tuerto’ Gil, se adueñó de Opción Ciudadana. Dispuso y administró los avales de ese partido en todo el departamento y en buena parte del Caribe.

A esto se suma que Yahir también ha logrado meter candidatos afines a él en otros partidos, inclusive con postulados políticos opuestos a los suyos como la UP (Yahir es investigado por parapolítica). Así ocurrió con la lista al Concejo de Tolú, como lo contó La Silla.

 
María Victoria Sotto de Guerra

La primera gestora departamental tiene un poder temporal, que vence el 31 de diciembre próximo, cuando termine el periodo de gobernador de su esposo, el excongresista liberal Julio César Guerra Tulena.

En Sucre aseguran que la gobernadora es ella y no él, quien tiene quebrantos de salud que le impiden gobernar cabalmente. “Ella es la que manda. Es la de la mochila azul”, le dijo a La Silla una de las fuentes consultadas en referencia al bolso en el que constantemente carga documentación oficial.

A la primera dama el poder temporal se lo da el estar en la Gobernación, que maneja un presupuesto anual cercano a los 450 mil millones de pesos y la contratación departamental. Las fuentes consultadas nos aseguraron que en su labor es asesorada por un contador de su confianza, Ronaldo Herazo, quien es como un hijo de crianza de la familia.

Nuestras fuentes también nos contaron que tanta fuerza ha tomado su nombre desde la Gobernación, que es ahora que en Sucre saben quién es ella porque hasta antes de 2011 el reconocido, por su trayectoria política nacional, era su esposo.

Su poder también lo refrenda el tener a su hijo Julio Miguel Guerra Sotto de congresista con el aval de Opción Ciudadana. Él obtuvo la curul gracias al acuerdo político que hizo con Yahir Acuña, pero en estos momentos hay distanciamiento entre ambos grupos.

De hecho, en Sucre hay expectativa por el camino que tomarán los Guerra Sotto en la puja por la Gobernación. Todavía no se sabe si se reconciliarán con Yahir apoyando a su esposa o si se irán con Édgar Martínez, avalado por Cambio Radical y respaldado por el Partido Liberal vía el senador Mario Fernández.

Aunque el Gobernador, su esposa y su hijo hacen parte de la misma familia que los hermanos María del Rosario (senadora uribista), Antonio (senador de Cambio Radical) y José Elías ‘Joselito’ (condenado por el proceso 8.000, decisión que la Corte ratificó a pesar de que el Comité de Derechos Humanos de la ONU concluyó que fue un juicio sin las debidas garantías), hoy y desde hace muchos años están distanciados política y familiarmente.

 
Mario Fernández

El senador del partido Liberal y quien ha sido considerado el alcalde a la sombra de Sincelejo es un poder en ascenso. En menos de siete años logró pasar de concejal de una ciudad de menos de 300 mil habitantes (estuvo en el Concejo de Sincelejo entre 2008 y 2011) a senador con 51.500 sufragios, que lo convirtieron en el más votado de los rojos en Sucre en medio de señalamientos en contra de su grupo político por supuestamente haberles pedido 25 votos a los funcionarios y contratistas de la Alcaldía. Acusaciones que Fernández le negó a La Silla.

Su grupo, del que hace parte el alcalde de Sincelejo Jairo Fernández Quessep (su tío) y su esposa Ana María Castañeda (la primera gestora del municipio), maneja a través de la Alcaldía un presupuesto anual cercano a los 340 mil millones de pesos más la contratación. Además puja por la dirección departamental del Icbf: el actual secretario general de la Alcaldía Fabio Araque es uno de los seis que concursa por el cargo de gerente.

Fernández, con indagación previa por parapolítica en la Corte Suprema de Justicia, además de ser la mano derecha del alcalde es quien suele atender a los concejales y ediles, por lo que en Sincelejo se ha ganado el remoquete de “alcalde a la sombra”. Aún más porque, nos aseguraron personas de la política sucreña, al alcalde es común escucharle decir en las reuniones “hablen con Marito”, en alusión a su sobrino.

Ese poder Fernández espera mantenerlo con el expersonero Jacobo Quessep, quien comenzó recogiendo firmas, pero recibió a último momento el aval liberal y es la fórmula del candidato a la Gobernación de Cambio Radical, con apoyo rojo, Édgar Martínez.

“Todavía no se han tomado la foto juntos, alzando las manos, pero se han reunido en el Parque Santander”, le dijo una fuente conocedora de la política sucreña a La Silla.

Fernández ha consolidado un grupo político en Sucre de la mano del excongresista Gabriel ‘El Bayo’ Espinosa, político rojo de tradición en este departamento y cuyo hijo es el exalcalde de Sincé y hoy secretario general del partido Liberal Olimpo Espinosa.

Es además amigo personal del exalcalde y candidato a la Alcaldía de Barranquilla Alejandro Char, amistad que comenzó cuando Char estaba en la Alta Consejería para las Regiones durante el primer periodo de Juan Manuel Santos. También es cercano al liberal Simón Gaviria, hijo del expresidente César Gaviria y director del Departamento Nacional de Planeación.

El grupo de Fernández lleva candidaturas a la Alcaldía en 15 de los 26 municipios, 25 listados al Concejo y una lista a la Asamblea, y es además uno de los principales opositores de Yahir Acuña. Esto pese a que eran aliados hasta hace poco, como lo contó La Silla. Para las legislativas pasadas circularon en Sincelejo calcomanías en los que se invitaba a votar por ambos (por Fernández al Senado y por Acuña a la Cámara).

 
Álvaro 'El Gordo' García Romero

A pesar de estar condenado a 40 años de cárcel por la masacre de Macayepo, el exsenador Álvaro 'El Gordo’ García Romero sigue liderando su grupo político desde La Picota en Bogotá.

Sus más de dos décadas como todopoderoso de Sucre hacen que tenga gente de su cuerda trabajando como funcionarios de carrera en la Gobernación, además de líderes y políticos locales amigos que le siguen dando para preservar un caudal electoral.

Aunque no está tan fuerte como en el pasado, ese caudal ha sido suficiente para que García retenga la curul en el Congreso a través de su hermana Teresita García Romero.

En estas elecciones su apuesta a la Gobernación es el candidato Édgar Martínez, avalado por Cambio Radical y con apoyo Liberal, como lo contó La Silla.

En el departamento, el grupo García maneja el Plan Departamental de Aguas vía Aguas de Sucre, empresa gerenciada por un sobrino del exsenador. El plan contempla inversiones en agua y alcantarillado por 260 mil millones de pesos en 19 municipios.

Además 'El Gordo’ García mantiene dominio sobre el Invías y la Corporación Autónoma Regional de Sucre (Carsucre), que han sido entidades históricamente manejadas por él.

Garcia llegó a tener tanto poder que en las elecciones de 2007, un mes antes de ser capturado, ganó 21 de las 26 alcaldías de Sucre, y desde los años 90 y hasta 2010 fue dueño de la Gobernación en seis ocasiones. Irrumpió con tanta fuerza que le quitó la hegemonía que sobre esa silla tenía la tradicional y poderosa familia Guerra.

“Por la Picota desfilan para visitarlo”, nos aseguró otra de las fuentes entrevistadas al referirse a cómo los políticos sucreños siguen buscando su apoyo.

 
Antonio Guerra De la Espriella

Este senador, amigo del vicepresidente Germán Vargas Lleras desde hace décadas, logró convertirse en el octavo más votado de Cambio Radical el año pasado con cerca de 60 mil votos. Es hijo del patriarca liberal José Guerra Tulena, excongresista y hermano del actual gobernador Julio César, y miembro de una de las familias ganaderas y dueñas de tierra más reconocidas de Sucre.

Entre sus hermanos están la senadora uribista María del Rosario Guerra y el exsenador José Elías 'Joselito' Guerra. Los hermanos Guerra no hacen política con su tío el gobernador ni tienen mayor relación familiar con él.

Tiene incidencia en las alcaldías de San Marcos, El Roble y Palmito, así como “personas amigas técnicas” en el ICA, nos dijo una fuente. Llegó a influir en las alcaldías de Caimito, Chalán y El Roble, pero estos alcaldes “se le torcieron”, nos dijo otro de los consultados.

El gran poder que a Guerra le ven en Sucre es tener influencia en la Procuraduría Regional a través de la procuradora Margarita Sarmiento Barragán, quien tiene seis años en el puesto y a quien solo le reconocen una buena gestión durante los primeros tres.

Una fuente nos aseguró que es tanto el poder acumulado por la procuradora (y el malestar de ciertos sectores también), que para las elecciones legislativas pasadas al senador Guerra le sacaron un pasquín con todas sus cuotas políticas, incluida Sarmiento. Le pedían que la sacara de la Procuraduría.

Sarmiento ha sido criticada, entre otros hechos, por su mutismo ante los siete mil millones de pesos embolatados para las obras de protección y control de la erosión costera en Coveñas y Tolú. De este último municipio la procuradora es oriunda. Además algunos funcionarios se han quejado de ella por supuesto acoso laboral.

Guerra tiene también a un sobrino suyo como viceministro de Transporte. Se trata de Enrique José Nates Guerra, sincelejano militante de Cambio Radical.

El senador aún no define su apoyo a la Gobernación porque su partido no lo tuvo en cuenta para avalar como candidato al exgobernador Édgar Martínez. Ese aval llegó vía el exalcalde de Barranquilla Alejandro Char y el director de esa colectividad Rodrigo Lara.

 
Nicolás Guerrero 

El representante a la Cámara Nicolás Guerrero es un poderoso en ascenso porque además de ser el dueño desde 2010 de una de las tres curules de este departamento en la cámara baja con 51 mil votos y de ser el director departamental de La U, tiene poder en el Concejo de Sincelejo vía su esposa Karina Cabrera. Ella es además la candidata de La U a la Alcaldía.

Al manejar La U en Sucre, es con él con quien la coalición de Cambio Radical (Alejandro Char y Rodrigo Lara) y el Partido Liberal (Mario Fernández) debe negociar para un eventual apoyo a su candidato a la Gobernación Édgar Martínez.

Guerrero tiene además injerencia en la dirección departamental del Departamento para la Prosperidad Social (DPS), en el Sena, la ESE de Sincelejo y en la Alcaldía de Sampués. Además tuvo cuotas políticas en la Alcaldía de Sincelejo.

 
Pedro Pestana

Es uno de los súper poderosos de Córdoba, pero la influencia que este médico condenado por parapolítica ejerce mediante la IPS Manexka, que atiende a población indígena, le alcanza para también estar entre los 10 más poderosos de Sucre. Es un cacique cuyo poder, como lo contó La Silla, pasa de agache a nivel nacional.

En este departamento su poder se evidencia a través de las curules que tiene en el Senado (Sucre puso 18 mil de los 85 mil votos) y la Asamblea (16 mil votos) por medio de sus hermanas Yamina y Sandra, respectivamente.

La curul en la Duma busca mantenerla vía otra hermana suya, Ana Luisa Pestana Rojas, quien se inscribió como candidata en la lista avalada por el partido Conservador porque Sandra no irá por la reelección. Además, lleva candidato al Concejo de Sincelejo en la lista de Opción Ciudadana, de Yahir Acuña.

También inscribió a un candidato a la Alcaldía de San Antonio de Palmito, municipio en el que Yamina fue la senadora más votada en las legislativas pasadas. 

Tiene además poder sobre la Procuraduría Provincial de Sucre y un noticiero local (La opinión), que es presentado por su hermano José Miguel Pestana. Él fue el jefe de la campaña de Yamina al Senado.

El poder electoral de 'El Indio’ Pestana quedó evidenciado el año pasado cuando su hermana Yamina, avalada por los conservadores, obtuvo 85 mil votos y se convirtió en la quinta votación de su partido sin tener ninguna trayectoria política.

Sus votos los pondrá en estas elecciones a disposición de Acuña, después de que firmaron una alianza política a la Gobernación, que quedó retratada en una fotografía en la que aparecen la senadora Yamina y la esposa y candidata de Yahir, Milene Jarava de Acuña. En Sucre dan por descontado que, de ganar Milene Jarava, Pestana manejaría la salud departamental.

Pedro fundó su IPS el primero de abril de 1998 en San Andrés de Sotavento (Córdoba). Esa entidad también tiene sedes en Momil, Chimá, Chinú y Tuchín (Córdoba) y en Sincelejo, Sampués y Palmito (Sucre). Les presta servicios de salud a unos 250 mil indígenas de 129 cabildos, que se convierten elección tras elección en potenciales votantes para los candidatos que 'El Indio’ ponga.

 
Enilce López 'La Gata'

La empresaria del chance, condenada a 37 años de prisión por un homicidio, sigue teniendo poder hoy en Sucre, pese a haber perdido en 2013 el negocio del chance.

El grupo político de 'La Gata' tiene un diputado que le apuesta a la reelección este 25 de octubre, maneja la alcaldía de Ovejas, y tiene incidencia en las de Galeras, San Pedro y La Unión (sobre estas dos últimas Yahir Acuña también influye).

Las fuentes consultadas nos aseguraron que tiene injerencia en el Fondo Mixto de Cultura de Sucre vía Jorge Abisambra, exgerente de la empresa del chance Aposucre, propiedad de López. Ese Fondo depende de la Gobernación.

Otra fuente nos dijo que él ya no hace parte de los afectos de ‘La Señora’, como también llaman a la empresaria. Esto porque, según publicó Semana, él viajó a Estados Unidos para supuestamente darle información a la justicia norteamericana sobre López. Sin embargo, el mismo Abisambra lo negó y, como lo contó La Silla, una persona clave del viejo PIN nos aseguró que entre Abisambra y el grupo de 'La Gata' “no hay ningún problema”.

Para estas elecciones el grupo político de López le apuesta a la Gobernación de Sucre con Milene Jarava, candidata y esposa de Yahir, y con la fórmula de ésta a la Alcaldía de Sincelejo Carlos Vergara Montes. El apoyo quedó demostrado el día de la inscripción de ambas candidaturas cuando Jarava posó con el senador Antonio Correa, del grupo político de 'La Gata'.

Cuatro fuentes nos dijeron que, con este respaldo a Yahir, la empresaria busca recuperar el negocio del chance en Sucre.

El poder de 'La Gata' además se ve reflejado en las personas afines a su grupo que siguen trabajando en diferentes alcaldías, nos contaron varias de los entrevistados. Esto, por el poder que acumuló al manejar por tantos años el negocio del chance en Sucre.

 
Bernardo 'Ñoño' Elías y Musa Besaile

Los senadores cordobeses Bernardo ‘Ñoño’ Elías y Musa Besaile, súper poderosos en Córdoba, también tienen poder en Sucre. En las legislativas pasadas lograron sacar cerca de 20 mil votos, cada uno, en este departamento. Ambos son buscados por los políticos sucreños porque sus caudales electorales pueden ayudar a inclinar la balanza tanto para la Alcaldía de Sincelejo como para la Gobernación.

Al ‘Ñoño’ le reconocen un grupo propio, pero respaldado por la figura política que representa su suegro, el exgobernador de Sucre condenado por parapolítica Eric Morris. “Es un señor de consulta obligada. Todos lo consultamos”, le dijo a La Silla uno de los congresistas entrevistados.

A Musa, por su parte, también le reconocen influencia a través de la Alcaldía de Guaranda, encabezada por Nolberto Beltrán Bueno (La U), y del concejal de Opción Ciudadana Francisco Nicolás Sierra, primo de su esposa. Musa además busca acrecentar su poder en octubre próximo con el respaldo que le brinda a Yahir Acuña a la Gobernación.

 
Las Bacrim

Las bandas criminales son un poder visible en La Mojana sucreña. No solo se hacen sentir con las vacunas que les piden a los ganaderos y agricultores de la zona, sino en la política. Las recientes capturas de miembros de estas bandas dan cuenta de los tentáculos de estos grupos al margen de la ley.

La semana pasada la Policía capturó a 14 personas a las que señala de integrar el Clan Úsuga, incluido el concejal del municipio de Guaranda Miguel Salvador Ríos Badrán.

Además en el municipio de Palmito, en el Golfo de Morrosquillo, hay ruido alrededor del candidato avalado por Aico Fernando Barrios Hernández. Como lo contó La Silla, a él los lugareños aseguran haberlo conocido antes con el alias de ‘Comandante Iván’, señalamientos que Barrios niega y atribuye a sus adversarios políticos.

De hecho, en diciembre pasado la Policía capturó a Luis Humánez, alias Maik, jefe local de la bacrim ‘Los Úsuga’ en la finca de Barrios. Él se desempeñó hasta octubre pasado como tesorero del municipio. El coronel Óscar López, comandante de la Policía de Sucre, le aseguró a La Silla que los encontró tomando trago.

Comentarios (1)

juan manuel rodríguez. c.

16 de Agosto

1 Seguidores

SUCRE es el Departamento en el que más sobresale aún la gran propiedad latif...+ ver más

SUCRE es el Departamento en el que más sobresale aún la gran propiedad latifundista con ganadería extensiva; la jurisdicción político-administrativa en cuyo espacio geográfico por casi una década nació y se desarrolló un movimiento social campesino, como no ocurrió en niguna otra zona del país. Aunque no fue ese el factor determinante, sino la llegada de las FARC y del ELN a finales de los años 80 y principios de los 90, ello en cierto grado pudo contribuir a que de modo más acentuado aquí se afianzaran los grupos paramilitares. De la investigación liderada por TATIANA debe concluirse que : 1º, el predominio casi absoluto del Poder narcoparamilitar con diversos grupos, matices, circunstancias y tendencias. El grupo del Gordo GARCÍA tiende al descenso; el de la GATA con ACUÑA, y PESTANA están en proceso de consolidación y mantienen su tendencia al ascenso; el Partido Conservador perdió su poder en Sucre; los partidos de la Unidad Nacional, todos perderán en SUCRE.

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia