Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Rainiero Patiño Martínez · 16 de Mayo de 2016

3229

0

Hace muchos meses que el Programa de Alimentación Escolar –PAE- es el ‘plato triste’ del día a día de miles de niños y de la agenda noticiosa del país. Con cada nueva información de la ciudadanía o los entes de control, empeora la percepción que se tiene de este plan que desde 2011 ha manejado el Ministerio de Educación.

El PAE tiene fallas de entrada porque apenas beneficia a más o menos la mitad de los niños de las instituciones públicas. Además de eso, como ha quedado en evidencia, buena parte de la mitad que sí atiende recibe unas raciones de alimentos infames como por ejemplo huevo con mango (en el Cesar).

Un buen número de gobernadores y alcaldes insiste en que el programa no es viable y está desfinanciado, incluso creen que lo que el Ministerio de Educación hizo al entregarles la administración fue desencartarse del chicharrón. Algunos informalmente están proponiendo encargar de la iniciativa a grandes cadenas como el Éxito. Para otros, la ministra Gina Parody, a pesar de que ha ofrecido dinero adicional y busca reorganizar el sistema con la creación de un Agencia de Alimentación, ha pasado de agache en su responsabilidad política.

La Silla Caribe revisó los contratos vigentes del PAE en las ocho Gobernaciones de la región, tras el rastro de las conexiones políticas y cuestionamientos de quienes manejan la iniciativa. Esto encontramos. (En una próxima entrega, publicaremos los de las alcaldías capitales). 

Haga clic en cada uno de los puntos para leer detalladamente la información por departamento.

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia