Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Antonio Canchila García · 07 de Octubre de 2016

7285

1

En la victoria del No en el plebiscito tuvo incidencia el voto disciplinado de las iglesias cristianas protestantes y en Cartagena, aunque ganó el Sí (81.500 votos contra 64.735), quedó ratificada la fuerza de un pastor que desde el principio se opuso a los acuerdos con las Farc y movió a sus fieles en esa dirección. Ese pastor es Miguel Arrázola, quien ahora hasta suena para lanzarse a la Alcaldía.

Arrázola es el pastor, fundador de una iglesia a la que asisten unos 20 mil fieles, llamada Ríos de Vida; que se ha hecho nacionalmente famoso por su férreo rechazo a las Farc y sus salidas cuestionadas.

Su posicionamiento es tal que ahora la diputada de La U de Santander, Ángela Hernández (la que empezó el debate de la polémica ideología de género), lo está proponiendo para que la acompañe como uno de los voceros de las iglesias en la posible renegociación de los acuerdos de paz. Por eso desde el pasado lunes está en Bogotá.

De las primeras noticias que tuvo el país de él fue su fuerte participación en las marchas del pasado abril en contra de la guerrilla. Cartagena fue una de las ciudades en las que mejor le fue a esa manifestación, en la que el pastor con su poder de convocatoria fue clave.

Luego, logró titulares con un polémico video que circuló por redes y en el cual, tras comparar la situación del país con un pasaje bíblico, les dijo a sus seguidores que había que votar por el No y que “el anticristo lo tenemos en Colombia”, en clara referencia al presidente Santos y su campaña de refrendación de los acuerdos con la guerrilla.

Arrázola también se ha ganado críticas por los dineros que pide en su iglesia. Los miembros de Ríos de Vida (al igual que pasa en otras iglesias protestantes) deben pagar un diezmo, que dan en efectivo, cheque y hasta vía datáfono. Pero la crítica más fuerte en el tema de dineros le vino en 2014 por cuenta de un video en el que pidió a sus fieles un aporte de dos millones de pesos a cada uno para un megatemplo, que se construye a las afueras de la ciudad.

Fiel a esos antecedentes, así se movió ahora por el No, que salió a celebrar en un video, apenas minutos después de que se conocieran los resultados.

 

Campaña hasta último momento

Hasta el último minuto el pastor aprovechó su prédica para impulsar el rechazo a los acuerdos en las urnas y la prédica del domingo no fue la excepción.

Al servicio de 7 de la mañana Arrázola fue ataviado con una camisa blanca que tenía el No estampado en el pecho y en la espalda, para reiterarles a sus fieles que había que votar por esa opción.

Además, invitó al púlpito al youtuber Oswaldo Ortiz otro cristiano que hizo férrea oposición a los acuerdos, quien aprovechó para felicitar al pastor por su empeño en animar el voto por el No.

Ese día muchos vieron buses a las afueras de la Iglesia y creyeron que eran para transportar votantes, pero indagamos y confirmamos que esos vehículos llevan al templo a jóvenes de barrios del sur de la ciudad.

Consultamos a una vocera de la iglesia Rios de Vida para conocer si tenían algún aproximado de cuántos votos pudieron haberle puesto al No y nos dijo que esa información no existe, sin embargo, alguien que vio de cerca el movimiento se atrevió a dar un aproximado de unos 2500 votos.

Por el liderazgo que le reconocen a Arrázola en Cartagena tras los resultados de sus movidas en este plebiscito, su nombre vuelve a sonar como posible candidato a cargos de elección popular, una posibilidad que no ha descartado.

¿Rumbo a la Alcaldía?

Desde el pasado mes de abril cuando Arrázola ayudó al Centro Democrático a convocar gente para una marcha en rechazo a los acuerdo con las Farc y se jaló un discurso en plaza pública, su nombre no deja de ser mencionado como uno de los próximos candidatos a la Alcaldía, algo que al mismo pastor parece sonarle.

“Si Dios permite, en su tiempo”, dijo tras esa marcha uribista en declaraciones a la emisora de su iglesia, porque muchos criticaron su participación en la manifestación y el hecho de que hablara abiertamente de política del lado del uribismo.

Incluso, un político importante nos aseguró que desde ya habría coqueteos entre el pastor y el Centro Democrático para una eventual aspiración a la Alcaldía o al Senado.

Sin embargo, consultamos al senador bolivarense del Centro Democrático, Fernando Nicolás Araujo, y el nos dijo que era muy pronto para hablar de candidaturas de su partido y que además había que cumplir unos requisitos para tener el respaldo de esa colectividad, pero en ningún momentos nos descartó al pastor como carta del uribismo para la Alcaldía.

También tratamos de hablar con el pastor Miguel Arrázola, pero la vocera de su iglesia que nos habló nos dijo que no era posible porque está de viaje.

El pastor además de defender los mismo ideales del uribismo, en los últimos años ha apoyado a los candidatos de Uribe a la Presidencia. En las presidenciales de 2014, cuando Óscar Iván Zuluaga era el candidato del Centro Democrático, Arrázola compartió en redes un mensaje diciendo que la paz se escribía con Z y no con S, celebrando el triunfo de Zuluaga en primera vuelta.

En el uribismo cartagenero Arrázola la tendría fácil porque en La Heroica no hay un líder fuerte de esa colectividad. “Por más que aquí estén Gina Benedetti y Luis Guillermo ‘el Mello’ Otoya (candidatos del uribismo a la Alcaldía y al Concejo, respectivamente) ahora mismo el pastor es visto como el líder de base del uribismo acá”, nos dijo un político activo de la ciudad, en donde el pastor acompañó a Uribe con micrófono en mano el pasado 26 de septiembre en una protesta por la firma del Acuerdo Final que se dio ese día en la ciudad.

El pastor ya ha demostrado que le gusta la política. No sólo por su activa campaña en contra de los acuerdos, sino porque su iglesia ya apoya desde hace dos elecciones a un concejal.

Se trata del concejal de Cambio Radical Antonio Salim Guerra, quien asiste a Ríos de Vida y desde de 2011 es apoyado por Arrázola. En las pasadas regionales acó poco más de siete mil votos. Igualmente apoyó y es amigo del actual gobernador de Bolívar, Dumek Turbay.

La metodología del pastor para entrar en la política cada vez que hay una campaña consiste en invitar a los aspirantes a alcaldía y gobernación a que asistan a un servicio de domingo (que es cuando más fieles asisten porque llena el aforo de un salón de más de dos mil personas) para que reciban un sermón sobre el buen gobierno. Al final se muestra más en favor de uno que de otro.

Con todos esos antecedentes en la política, el pastor Miguel Arrázola parece tener lista su antesala para una candidatura a la Alcaldía o al Senado y su nombre con seguridad seguirá sonando hasta que él mismo niegue rotundamente esa posibilidad o se lance a la arena política en carne propia.

Comentarios (1)

Marleny Barrera López

07 de Octubre

5 Seguidores

¿No fue Jesucristo qien dijo que al César lo que es del César y a dios lo que es de diós, que su reino no era de este mundo y echó de un templo a los mercaderes, en el unico acto de ira que se le reconoce? Increíble que las gentes persistan en entregar diezmos a mercaderes de la fe, que las más de las veces no se retribuyen a sus fieles y si a él mismo y familia. 

¿No fue Jesucristo qien dijo que al César lo que es del César y a dios lo que es de diós, que su reino no era de este mundo y echó de un templo a los mercaderes, en el unico acto de ira que se le reconoce? Increíble que las gentes persistan en entregar diezmos a mercaderes de la fe, que las más de las veces no se retribuyen a sus fieles y si a él mismo y familia. 

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia