Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Jineth Prieto · 13 de Julio de 2016

4717

2

 

La cuota que le correspondió a Doris Vega en la Superintendencia de Economía Solidaria, entidad que como contó La Silla, le entregaron a Opción Ciudadana –el viejo PIN- en la repartija burocrática de Santos, cambió a última hora y dejó a los militantes de ese partido viendo un chispero en Santander.

La aguada de Duarte

Como La Silla contó, en medio de la repartición del poder de Santos, al viejo PIN finalmente le dieron cabida y le entregaron la Superintendencia de Economía Solidaria, una entidad que aunque no está en el top de poder en el país, sí mueve intereses y es la encargada de vigilar las más de 11 mil entidades cooperativas que hay en el país.

 En el acuerdo interno que hizo la bancada de Opción  Ciudadana, a la senadora santandereana Doris Vega le correspondió la Superintendecia delegada para la Supervisión del Ahorro y la Forma Asociativa, que es la que se encarga de supervisar a las cooperativas sin actividad financiera, como cooperativas de trabajo asociado, mutuales y fondos de empleados, y de asuntos tan delicados como hacerle seguimiento el sistema de lavado de activos de esas entidades, que según una investigación de la misma Superintendencia y la UIAF son usadas por la guerrilla para lavar plata.

A ese cargo iba a llegar Jairo Alexander Duarte Hernández, un ingeniero industrial, que además de ser considerado como “el protegido” de Vega en Santander y de haber militado en Opción Ciudadana desde que era Convergencia Ciudadana, también es cercano al esposo de la senadora, el excongresista condenado por parapolítica, Luis Alberto Gil Castillo.

Cuando se enteraron que Duarte estaba emproblemado le pidieron a la Senadora que enviara una hoja de vida limpia

Militante de Opción Ciudadana

Duarte ya había ocupado varios cargos en el sector público como cuota de Opción Ciudadana por lo que el hecho de que lo hubieran escogido para llegar a ese cargo cayó bien entre los militantes; sin embargo, el nombramiento se le aguó a pocos días de posesionarse.

La razón, según le dijeron a La Silla dos fuentes de adentro de Opción Ciudadana, obedeció a que Duarte Hernández, como contamos, está en la mira de la Procuraduría y la Contraloría por presuntas irregularidades en la ejecución de un contrato de más de $2 mil millones para la logística de los deportistas de Santander en los Juegos Nacionales de 2012.

“Cuando se enteraron que Duarte estaba emproblemado le pidieron a la Senadora que enviara una hoja de vida limpia para que hicieran el nombramiento”, le dijo a La Silla una de esas fuentes.

Esa petición, les cambió los planes a Vega y a Gil, quienes para que les cumplieran el compromiso burocrático tuvieron que buscar nuevas hojas de vida en el partido.

Mojica, la nueva ficha

Esta semana la Presidencia publicó la hoja de vida de Leidy Viviana Mojica Peña para ocupar el cargo que antes iba a ser para Duarte. Sin embargo, la noticia no cayó para nada bien en el partido.

Mojica Peña, es una abogada egresada de la Universidad Santo Tomás de Bucaramanga, conocida en Opción Ciudadana por ser la hermana de Celestino Mojica Peña, un exconcejal de Bucaramanga que en las últimas dos elecciones locales se ha inscrito con el aval de Opción Ciudadana para buscar la Alcaldía  sin éxito, y por ser el vicepresidente nacional de ese partido.

Al igual que Duarte, Mojica Peña tiene una trayectoria que no contempla experiencia alguna en el sector solidario; en su lugar, ha ocupado cargos de bajo perfil en diferentes entidades públicas de Santander como contratista y asesora; y ha sido subcontralora de Santander.

Sin embargo, lo que la diferencia de quien estaba llamado a ocupar su cargo, es el hecho de que ella no es reconocida como miembro de Opción Ciudadana entre sus militantes.  

 “Yo la conocí a ella hace una semana. Ella no ha hecho campaña con los candidatos del partido, a excepción de su hermano. Si representa a alguien será a él, porque a Opción Ciudadana no es”, le dijo a La Silla una de las directivas del partido. Esa misma versión la entregaron otros dos militantes que también se mueven con de los poderosos  de Opción Ciudadana en Santander.

Además de que en el partido de Gil no la reconocen como militante, Leidy Mojica Peña tiene otro punto en contra: es esposa de Darío Tamayo, quien es sobrino del exrepresentante a la Cámara de La U, Gerardo Tamayo y del actual diputado de Santander -también de La U-, Luis Tulio Tamayo. Algo que para la gente de Opción Ciudadana, la muestra como una ficha que puede jugar a dos bandos.

No obstante, La Silla conoció que en lo corrido de 2016, la nueva delegada de la Superintendecia para la Supervisión del Ahorro y la Forma Asociativa, sí se ha alineado con Luis Alberto Gil Castillo.

Tres fuentes que se mueven dentro de su círculo aseguraron que en los primeros meses de este año Mojica Peña montó una oficina de abogados junto al parapolítico en Bucaramanga y que de ahí para adelante se ha estrechado la relación.

“Eso ella lo decía en todas las reuniones de amigos. Su trabajo ahora es con Gil y por lo que decía estaba muy comprometida con él”, le dijo a La Silla una de esas fuentes.

Precisamente, esa cercanía sería la que le habría servido para montarse como cuota de la esposa de Gil en ese cargo. Algo que sumado a la cercanía de su hermano Celestino con la familia Gil - Vega, le habría aumentado puntos.

Con la publicación de la hoja de vida en la Presidencia todo está dado para que llegue al cargo en los próximos días. Cuando arranque se sabrá si solo juega para Opción Ciudadana.

Comentarios (2)

Rover Galarga

14 de Julio

0 Seguidores

Triste que El Senador Gil, rodeado de gente tan cacapacitada y LEAL, le entre...+ ver más

Triste que El Senador Gil, rodeado de gente tan cacapacitada y LEAL, le entregue este puesto a la hermana de UN LAGARTO que NO suma en el partido y sus "CONSEJOS" políticos sólo han llevado al partido a la decadencia en Bucaramanga.
Senador, por favor abra los ojos y salve el partido, que así como van no van a ver el Umbral en las próximas elecciones.

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia