Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por blogverde · 27 de Septiembre de 2010

2118

7

por Juan Carlos Espinosa
Hace un par de semanas tuve la oportunidad de asistir al Congreso Intergremial Minero en Cartagena “Minería y Medio Ambiente de la Mano” y el estado de la discusión de algunos temas me llamó bastante la atención.
 
El Congreso inició con la apertura a cargo del presidente del Consejo Intergremial de Minería de Colombia – CIMCO, quien arrancó proyectando en pantalla gigante el video sobre minería que la semana anterior había lanzado Razón Pública. Por un instante creí que me había equivocado de evento pues nunca me imaginé que en un evento de mineros para mineros se fuera a presentar tal muestra de rechazo a su actividad. Más me llamó la atención que en su charla subsiguiente, el presidente de CIMCO planteara que el sector minero no podía seguir con su actitud arrogante de creer que la minería está por encima de todo, y que iban a tener que aceptar que, en materia ambiental y social, “donde no se puede, no se puede”.
 
Más allá de que estas palabras de un vocero del sector hayan generado extrañeza y rechazo en muchos de los empresarios mineros asistentes al evento, es de reconocer que este discurso no hubiera sido posible hace 5 o 10 años en un evento de esta naturaleza. Es más, hubiera sido impensable convocar al sector a un evento suyo tema central fuera el medio ambiente. Todo largo camino empieza con un primer paso. Y en Colombia el camino es aún bastante largo para que estas señales de trabajo mancomunado entre el sector minero y el ambiental realmente generen cambios de actitud y nuevas formas de hacer las cosas en terreno.      
 
Uno de los temas del primer panel fue el de consulta previa, y la discusión giró en torno a “lo nefasto que sería para el sector minero que la Corte Constitucional se mantuviera en su posición de darle a las minorías el derecho al veto”. Suficiente preocupación genera en el sector que las comunidades étnicas tengan derecho a la consulta previa, como para que ahora se esté debatiendo si tienen derecho al consentimiento previo, libre e informado. “Cómo es posible que se antepongan los intereses particulares de unas minorías sobre el interés público de explotar los recursos mineros,” debatían algunos asistentes. Este debate tendría sentido si la minería realmente tuviera un interés público, pero no lo será así mientras nuestro esquema de establecimiento, repartición y manejo de regalías no se modifique y mientras la actividad no genere un verdadero valor agregado al país y a las comunidades locales donde se realiza.
 
El segundo panel trató sobre temas ambientales y un aspecto que fue de gran acogida fue una nueva herramienta para establecer las compensaciones por pérdida de biodiversidad de los proyectos mineros. Aunque el país reclama hace tiempo una metodología más objetiva para que las compensaciones de los megaproyectos mineros, petroleros y de infraestructura realmente contribuyan a estrategias locales y regionales de conservación, la discusión entre los sectores ambiental y minero no puede centrarse en el tipo de tecnología a utilizar o cuánto y dónde compensar. El debate central es en materia de ordenamiento: dónde sí y dónde no hacer minería en un país con la riqueza ambiental y sociocultural como Colombia.
 
En esta materia aún falta mucho para lograr un consenso: en una acalorada discusión con al abogado de una empresa minera cuyas operaciones están frenadas por estar ubicadas en zonas de páramo (excluidos para minería según la reforma al Código Minero) me tildó de “fundamentalista” por querer proteger todos los páramos del país de la minería basado en argumentos ambientales sin tener en cuenta variables socioeconómicas. “Es que no todos los páramos son iguales,” repetía. Sí, seguramente todos los demás son valiosos desde que se permita explotar oro en el páramo donde está ubicada su empresa. ¿Y qué más argumentos sociales y económicos que querer proteger el 1% del país que es fuente de agua para el 70% de su población y una importante fracción de su economía? ¿Es eso ser fundamentalista?
 
Una anécdota más: el último día hubo un panel de lecciones aprendidas sobre el desastre petrolero del Golfo de México, con la presencia de dos expertos internacionales. Desde el punto de vista ambiental, hay muchos aprendizajes y temas de reflexión sobre este caso… y sin embargo, el panel giró en torno a tips para el manejo de mediático de situaciones de crisis. El colmo!!! No pude aguantarme las ganas de intervenir; me parecía increíble que el tema de riesgo no se hubiera tocado en la discusión, pues el país hoy en día no cuenta con la normatividad, la institucionalidad, el recurso humano y la voluntad política para analizar con seriedad y objetividad los potenciales riesgos que pueden conllevar proyectos mineros de gran escala a cielo abierto en nuestras zonas de montaña con sus condiciones de pluviosidad, sismicidad, hidrogeología y provisión de servicios ambientales.
 
Hay mayor voluntad y disposición al debate por parte del sector minero, pero no se ven todavía luces claras de acercamiento en los temas estructurales y de fondo del proyecto minero en el que venimos embarcados y que se sigue promoviendo como “locomotora de desarrollo”.

Haciendo referencia a la sentencia T-769 de 2009 de la Corte Constitucional sobre el proyecto minero de la Muriel Mining Co.

Comentarios (7)

Robinson Sánchez Tamayo

28 de Septiembre

0 Seguidores

Sería interesante saber qué es lo que está ganando el país con la explotac...+ ver más

Sería interesante saber qué es lo que está ganando el país con la explotación minera, quiénes son los ganadores y quiénes son los perdedores con cada consención, saber en dónde quedan las principales ganacias principalmente dela gran minería transnacional. Y por última, debatir porqué se persigue le pequeña, mediana y artesanal minería (de la cual también se hizo un congreso)mientras se privilegia la gran minería transnacional, quiénes son los verdares ganadores con el código minero?????

Leocrator

28 de Septiembre

0 Seguidores

La locomotora de la minería y el entusiasmo del Gobierno por ella, recuerdan ...+ ver más

La locomotora de la minería y el entusiasmo del Gobierno por ella, recuerdan el eslogan de una cerveza nacional, «no te compliques, pásala fácil»: crecimiento económico cifrado en recursos mineros (por demás risibles, si uno se atiene al porcentaje del state take, como indicaba lúcidamente Juan Pablo Fernández) y la acomodaticia responsabilidad social empresarial (en lugar de impuestos proporcionales a la renta).
Ojalá, por cuenta del efecto en empleo y medio ambiente, la cosa no resulte… agria.

mclopez

28 de Septiembre

0 Seguidores

Sería interesante preguntarle a estos señores mineros que argumentan que la ...+ ver más

Sería interesante preguntarle a estos señores mineros que argumentan que la minería puede ser sostenible, muchas veces basados en el argumento de que los ecosistemas pueden ser restaurados, en donde han visto ellos que un paramo haya sido restaurado luego de una explotación a cielo abierto. Que muestren los ejemplos concretos!

blogverde

30 de Septiembre

0 Seguidores

Completamente de acuerdo. Hay ecosistemas que simplemente será imposible rest...+ ver más

Completamente de acuerdo. Hay ecosistemas que simplemente será imposible restaurar. La tecnología no siempre puede mitigar/compensar los impactos ambientales de la actividad minera. Por eso el llamado a pensar primero en la pertinencia y viabilidad de estos proyectos mediante un análisis serio e integral de beneficios y costos.
JC Espinosa

marpos

28 de Septiembre

0 Seguidores

En la mineria ganan todos;empresarios y poblacion;se necesita es llevar estos ...+ ver más

En la mineria ganan todos;empresarios y poblacion;se necesita es llevar estos proyectos de la mano de las relaciones con la comunidad;ejemplos existen en Colombia;por ejemplo Cerromatoso en Montelibano Cordoba;el Cerrejon en la guajira;la Drumond en el cesar;que fuera de estos municipios si no hubiesen llegado estos proyectos?

blogverde

30 de Septiembre

0 Seguidores

Puede que en Colombia haya casos exitosos de megaproyectos que han dejado bene...+ ver más

Puede que en Colombia haya casos exitosos de megaproyectos que han dejado beneficios tangibles a la comunidad, pero este no es el caso de la minería en el Cesar. Hay estudios que demuestran que los municipios en el área de influencia de estos proyectos tienen índices sociales (escolaridad, NBI, pobreza) más bajos que otros municipios comparables. Si nuestra vara de medición va a ser Drummond, nos llevó el &%$#?
JC Espinosa

ailicec

29 de Septiembre

0 Seguidores

Por que sera que unos las matan gordas y otros la recogen flacas? No ves que u...+ ver más

Por que sera que unos las matan gordas y otros la recogen flacas? No ves que unos son transnacionales y los otros rudimentarios. Abra que ver cuando darán luz para que hayan en verdad proyectos que den frutos para los mineros que realmente se queman con el trabajo rudimentario.

Las historias más vistas en La Silla Vacia