Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Mauricio Albarracín · 23 de Marzo de 2014

4286

21

La controversia por la destitución de Gustavo Petro, alcalde de Bogotá, por parte del procurador Alejandro Ordóñez, ha mostrado tres formas de chavismo: el retórico (Petro), el formalista (Ordóñez) y el internacionalista (Santos). El chavismo no es sólo una ideología, es principalmente un método contra el pluralismo político que nos aleja de la democracia.

Petro en sus discursos empezó a encarnar el chavismo retórico. Estoy en contra de la injusta destitución del alcalde y creo que Ordóñez opera como el gran inquisidor de la política colombiana. Sin embargo, eso no es patente de corso para que Petro haga lo que quiera. Fui a la Plaza de Bolívar un par de veces cuando empezaron las protestas por la destitución y allí entendí que Petro, en ocasiones, habla como Chávez.

Un día llamó a sus opositores “espectros de la muerte” y muchos de los seguidores de Petro llevaban pancartas insultantes contra el Procurador con las que francamente no estoy de acuerdo. Su mensaje era divisivo y en ocasiones me sentía incómodo con sus palabras. A veces era como escuchar a Alejandro Ordóñez de izquierda. Valga decir que el procurador antes tenía una retórica parecida a la de Petro, aunque ahora hace gala de un tono apocalíptico mesurado.  El chavismo retórico es paranoico, tergiversa la realidad, estigmatiza al enemigo, es grandilocuente y alimenta el culto a la personalidad.

Ordóñez encarna el chavismo solapado que usa el derecho para sacar contradictores políticos de la vida pública. Según Chávez y después Maduro, en Venezuela existen instituciones y leyes vigentes. De acuerdo con el chavismo, lo que ha ocurrido con sus opositores, por ejemplo Leopoldo López, es que han violado la ley. El chavismo sabe usar la máscara del formalismo jurídico para eliminar a los opositores de la carrera política. Tanto el chavismo de allá como el procurador de acá hacen todo apegado a las reglas y a los procedimientos. Como dice la frase favorita de Ordóñez: “todo fue estrictamente jurídico”.

La ley no es sólo su texto, sino lo es también su interpretación y operación. El maquinista es tan importante como la máquina. Así también opera Rafael Correa quien usa el formalismo de la ley para censurar a los medios de comunicación. El chavismo usa las formas jurídicas de forma cínica y es muy efectivo en sacar o callar a sus opositores. En esta estrategia el caso de Gustavo Petro es casi idéntico al de Leopoldo López en Venezuela y a los medios opositores en Ecuador.

Santos encarna el chavismo internacionalista. No acató las medidas cautelares de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos en el caso de Petro con argumentos chauvinistas (ver columna de Rodrigo Uprimny) y particularmente malos (ver blog de José Espinosa). Por ejemplo, el de la canciller María Ángela Holguín quien dijo que los “derechos políticos no son derechos fundamentales”. Para completar este cuadro de desacato, el Gobierno dejará plantada a la Comisión en la audiencia citada para discutir el estado de los derechos políticos en Colombia. Esto es el chavismo internacionalista en acción, pero vestido de sacoleva: “se acata pero no se cumple”.

Este discurso de Chávez es un buen espejo para los chavistas colombianos:

Los antídotos para estos chavismos son sencillos. La retórica de Petro debe ser más respetuosa de los opositores, menos incendiaria y olvidarse de él como caudillo. El legalismo hipócrita contra la oposición se cura con jueces independientes que revisen las decisiones del procurador, ojalá la Corte Constitucional lo haga pronto en el caso de Petro. Finalmente, el chavismo internacionalista se cura cumpliendo el derecho internacional de los derechos humanos más allá del cálculo electoral santista.

La disputa por la alcaldía de Bogotá es un mal ejemplo de gobernabilidad, de garantías de derechos políticos y de respeto al derecho internacional. Algo que no se puede repetir jamás.  Los juegos chavistas dejaron a la ciudad en un estado lamentable.

Este país tendrá una política más democrática cuando Petro, Ordóñez y Santos sean menos chavistas y más respetuosos del pluralismo político.

Comentarios (21)

Bat

23 de Marzo

0 Seguidores

Puedo estar de acuerdo en que la retórica de Petro luce exacerbada y visceral...+ ver más

Puedo estar de acuerdo en que la retórica de Petro luce exacerbada y visceral en muchas oportunidades. Y que una mesura en su discurso es conveniente y recomendable. Pero me parece desproporcionado comparar esos excesos de palabra con las ilegalidades de los otros dos personajes. Si a alguien no le gusta como habla Petro, basta con que no lo escuche y no pasa nada más. En cambio, lo que hicieron Ordóñez y Santos fue nada menos que pasar por encima de la Constitución, de la ley y del derecho internacional, generando un precedente gravísimo para el país. Sin apasionamientos, no creo que sea exagerado calificar de "golpe de estado" a lo que ocurrió en Bogotá. Y no fue de palabra.

Jorge Andrés He...

25 de Marzo

0 Seguidores

De acuerdo, Bat. Te invito a leer mis dos artículos en Razón Pública, en lo...+ ver más

De acuerdo, Bat. Te invito a leer mis dos artículos en Razón Pública, en los que explico por qué estamos ante un golpe de estado: http://www.razonpublica.com/index.php/politica-y-gobierno-temas-27/7471-...

Bat

25 de Marzo

0 Seguidores

Vale. Gracias, Jorge. Yo también te invito a leer mi blog: http://blogs.elesp...+ ver más

Vale. Gracias, Jorge. Yo también te invito a leer mi blog: http://blogs.elespectador.com/con-versaciones/2014/03/20/el-caso-petro-l... Saludos.

Ciudadano

23 de Marzo

0 Seguidores

Mauricio, usted está partiendo de la presuposición de que una retórica denu...+ ver más

Mauricio, usted está partiendo de la presuposición de que una retórica denunciante es sinónimo de autoritarismo. Sin embargo, cuando se denuncia una injusticia, el tono no hace de la denuncia una mentira. Cuando una mentira es enunciada con una retórica denunciante, la mentira no deja de ser mentira. De igual manera así como Chavez fue un político populista, Uribe también lo es, pero los dos no son iguales ni intercambiables. Por otro lado, tiene razón la ultra-derecha cuando acusa a Petro de enfatizar la lucha de clases. Cualquiera que denuncie la pobreza lo está haciendo de manera directa. El problema es que no se puede conseguir un cambio social sin pasar por el dolor de la denuncia. Como muy bien lo expone el otro blog (Luis Parra), la excusa para aceptar la destitución de Petro, aunque arbitraria, es que ya era suficiente de tanto "drama". Como diciendo, toleramos la diferencia pero de lejitos, sin que hagan ruido, en su guetos. Y bien, no se trata de tolerancia sino de derechos.

DIDUNDI

24 de Marzo

3 Seguidores

Ome albarracin,Creo q como la gran mayoria de Los q de Una u Otra forma defend...+ ver más

Ome albarracin,Creo q como la gran mayoria de Los q de Una u Otra forma defendian a Petro, ahora con Una definitive bien Clara, asumen la posicion: si pero te adverti. Te apoye pero Tienes defectos, asi no se hayan recalcado en su momento.
Ahora respecto de Los tres chavistas es cierto, pero el unico q tiene Una excuse valedera es précisamente Petro y su retorica, xq "si no es asi, entomces como?":luisfer?.
El estamento Mismo se sale de la ropa cada vez q quiere, si no entomces "te doy en la cara marica" , te dice algo?; y ahi esta vivito y coliando; entonces xq Petro Debia de abstenerse x el q diran y las buenas maneras para reclamar algo q el conductor regular jamas hara?. O Cree usted q de buenos maneras se vive en este pais q nos toco?, si es asi xq Cree q hay tanto bache social, moral , etico etc etc?.
Aqui nunca algo ha sido gratuito, y la Lucha constante y sus posibles logros dependen de q manera peles Los dienes, no hay q ser violentos , pero caracter tiene q haber.

Farrokh Bulsara

24 de Marzo

0 Seguidores

Buen punto Sr Albarracin. Petro con su discurso divisionista facilmente podia ...+ ver más

Buen punto Sr Albarracin. Petro con su discurso divisionista facilmente podia arrastrar al pais al Castro Chavismo, la inhabilidad da una cierta tranquilidad que ese discurso tan nefasto para los paises (ver Venezuela) no tendra una entrada facil a Colombia.
El video es muy didactico, y las referencias del expresidente Chaves (qepd) a la CIDH en su estilo demuestra que la jurisprudencia internacional en terminos practicos no reemplaza ni sustituye las legislacion interna de los paises.

Daniel

24 de Marzo

0 Seguidores

La defensa de Petro pudo haber sido altisonante, pero fue exactamente eso: una...+ ver más

La defensa de Petro pudo haber sido altisonante, pero fue exactamente eso: una defensa. Lo que Santos protegió con su decisión es simplemente el fuero de Ordóñez para tomar decisiones arbitrarias y violatorias de los derechos políticos (que como ud. señala sí son fundamentales).
Lo que es importante no perder de vista acá es que para justificar esta decisión arbitraria, y sacar del juego a un alcalde por "no ajustarse a la ley," el gobierno (aupado en los medios) tuvo que saltarse la Constitución, la justicia nacional, y el derecho internacional (como señala Bat abajo). Produce lástima por nuestra cultura de debate político que este absurdo se presente como una decisión seria y protectora de "la institucionalidad," y que se quiera hacer culpable a Petro de su suerte.
Por mi parte creo que somos como Venezuela, pero con un bigotito santanderista.

Jorge Andrés He...

24 de Marzo

0 Seguidores

Este artìculo delata una ignorancia gigantesca en teorìa polìtica: plantear...+ ver más

Este artìculo delata una ignorancia gigantesca en teorìa polìtica: plantear que los tres son chavistas es una argucia retòrica que nada dice. Què es ser chavista? Es acaso una teorìa polìtica o jurìdica, acaso una ideologìa? El asunto queda sin explicaciòn porque es imposible argumentarlo de manera sustentada. Que Ordòñez es un Petro de izquierda es risible. Ignora las contradicciones polìticas fundamentales y lo màs importante: Ordòñez y Santos violaron la constituciòn, la ley, los tratados internacionales y la jurisprudencia constitucional; Petro no. Es un discurso para no comprometerse con nada, planteando que todos son deleznables e iguales, menos el autor, quien dice poseer una autoridad moral monumental. En eso ùltimo, el articulista se asemeja a Ordòñez: "todos son infieles y paganos, yo soy puro y superior moralmente". Es èsta la moralina que propone la lucha LGBTI por un mundo pluralista?

J. Felipe Parra

25 de Marzo

0 Seguidores

@Jorge...


Me parece fascinante como usando tantos caracteres, no...+ ver más

@Jorge...


Me parece fascinante como usando tantos caracteres, no señala un argumento de peso, sino que al final, se resume en: LGBTI, los dueños de la moral y los malos del paseo.

Ya... ok.
 

Ariadna

25 de Marzo

0 Seguidores

Mucha descalificación ad-hominem y pocos argumentos, querido Jorge Andrés: <...+ ver más

Mucha descalificación ad-hominem y pocos argumentos, querido Jorge Andrés:
(i) Más allá de las clasificaciones de la teoría política que tan bien manejas, comparto el sentido en el que el autor se refiere al "chavismo", digamos que como un estilo populista-autoritario de ejercer el poder que se caracteriza por la combinación de varios elementos: a. La prevalencia de cierta legitimidad carismática sobre la legitimidad legal-racional weberiana; b. Lo anterior no riñe, en todo caso, con el recurso a interpretaciones formalistas de la ley utilizados de manera conveniente para perseguir opositores; c. El desconocimiento del derecho internacional, so pretexto de defender la soberanía y las instituciones nacionales, que desde la "inaplicación" del fallo de La Haya y ahora con el incumplimiento de las medidas cautelares de la CIDH viene haciendo carrera en el país.
(ii) No queda claro por qué es imposible argumentar lo anterior de manera sustentada. Creo que el autor lo intenta y, (...)

Ariadna

25 de Marzo

0 Seguidores

(continuación 2) ... en buena medida lo logra. Cosa distinta es que no compar...+ ver más

(continuación 2) ... en buena medida lo logra. Cosa distinta es que no compartas sus razones. Pero el nivel del debate se eleva controvirtiendo sus argumentos, en lugar de descalificarlos como inexistentes.
(iii) El autor no plantea que Ordoñez es un Petro de izquierda. Dice, en cambio, que a veces escuchar a Petro se antoja como escuchar a un Ordoñez de izquierda. No creo que esto suponga pasar por alto las contradicciones políticas fundamentales que, sin duda, existen entre ambos personajes. Lo que supone es poner en evidencia el talante autoritario que, cada uno a su estilo, puede llegar a tener.
(iv) Ni de esta entrada, ni de las anteriores de su autor, cabe inferir que este plantee que los tres personajes de marras sean "deleznables e iguales". Mucho menos que se precie de "poseer una autoridad moral monumental". Es claro que el autor tiene una postura definida frente al tema de la destitución de Petro, pero ello no le resta la capacidad de criticar sus errores políticos..

Nicolás Rudas

24 de Marzo

0 Seguidores

Estoy de acuerdo con el razonamiento, pero no con ubicar en el mismo nivel a ...+ ver más

Estoy de acuerdo con el razonamiento, pero no con ubicar en el mismo nivel a los tres personajes. Para mí quien ha ido más lejos adoptando métodos chavistas es el Procurador Ordóñez, quien se las arregló para politizar peligrosamente la justicia. Y es el único de los tres que cuenta con un amplio margen político para continuar su proyecto (a no ser que la Corte IDH le ponga talanquera).

Olegario Jerez

24 de Marzo

0 Seguidores

Su columna me recuerda el capítulo inicial del "Lazarillo de Tormes". El medi...+ ver más

Su columna me recuerda el capítulo inicial del "Lazarillo de Tormes". El medio hermano de Lázaro era negro, pues su padre era un negro musulmán. Sin embargo se asustaba al ver a su padre pues veía a su hermano y a su madre blancos. Cuando veía a su padre decía "Madre, coco" a lo que su padre respondía "hideputa". Concluye con sabiduría el narrador anónimo de esta deliciosa historia: "¡Cuántos debe de haber en el mundo que huyen de otros porque no se ven a sí mesmos!" En efecto, esos tres se parecen mucho. En LSV he criticado foristas uribistas por su odio enfermizo contra la guerrilla, pues en el fondo se parecen mucho a esos sujetos. ¿Es diferente el odio que mueve a Uribe del odio que mueve a Timochenko? Yo creo que no; más bien son tan parecidos como dos gotas de agua.

Olegario Jerez

25 de Marzo

0 Seguidores

Nuevamente, "gato", tergiversa usted mis puntos de vista. Repruebo por aberran...+ ver más

Nuevamente, "gato", tergiversa usted mis puntos de vista. Repruebo por aberrantes y criminales los actos de una guerrilla que cada día demuestra hasta qué punto puede degradarse un conflicto que lleva más de cinco décadas, pero eso no me hace odiarla hasta el punto de pretender apagar el fuego con gasolina, que es exactamente lo que pretenden los fans del señor Uribe: si existen las Farc, auspiciemos un ejército de carniceros para que les hagan frente, no importa si son tan o más malvados que aquellos. El odio solo genera más odio, y ese sentimiento lo albergan por igual esos que denominan terroristas y los que, so pretexto de combatirlos, no dudan en emplear métodos aún más abyectos que los de aquellos. Me reafirmo: ustedes odian a las Farc porque han cometido actos innombrables, pero ese odio los hace parecerse a esos más de lo que creen o pueden siquiera comprender. Finalmente, los maestros estamos para enseñar valores como la tolerancia y el perdón.

Bat

25 de Marzo

0 Seguidores

Gatito, muchos odian a los paramilitares y a quienes los financiaron, apoyaron...+ ver más

Gatito, muchos odian a los paramilitares y a quienes los financiaron, apoyaron y patrocinaron (muchos de ellos desde el Estado) por las mismas razones que has expuesto (e incluso muchas más). Este es un país en el que cada bando se escuda en las atrocidades del otro para cometer delitos peores. Ojo por ojo y ya estamos ciegos hace rato.

J. Felipe Parra

25 de Marzo

0 Seguidores

@ESQUINKLE

Es un punto muy acertado lo de la equivalencia entre ambas...+ ver más

@ESQUINKLE

Es un punto muy acertado lo de la equivalencia entre ambas puntas.
Ambas son esquinas del militarismo y de las excusas para sostener cierto tipo de latifundismo exacerbado que deforma las posibilidades de desarrollo democrático.
Es por eso que me parece bastante sensata la posición de Albarracín... sobre todo porque, usando la palabra chavismo, le quita el ropaje de foráneo y la muestra como está: acá, en la sala de la casa, discutiendo si el tinto está dulce o no. ¡Y creo que eso es lo que lo hace insoportable: sacó un ESPEJO! ¡HORROR!
Porque el tema no es el chavismo en sí mismo como ideología, sino lo que detrás de él se oculta: la necesidad de sostener todo en el mismo sitio, a la fuerza. Ahí está el peronismo o el priísmo... da igual.

Lo de Bogotá se resume muy sencillo: I Took Bogotá. I needed votes. No hard feelings.

Andrés Sayago

16 de Mayo

0 Seguidores

No dejo de reirme de ver a Albarracín posando de independiente y crítico de ...+ ver más

No dejo de reirme de ver a Albarracín posando de independiente y crítico de Petro cuando no hace mucho lo defendía a muerte al punto que me dejó de hablar cuando le dije que Petro era un incoherente e inconsecuente. Yo me pregunto: Por qué toda esta gente que es voltiarepas no se va y deja que gente realmente decente, honesta y consecuente nos informe y nos gobierne?

fdgsdfgsd fgsdfgsdf

13 de Enero

0 Seguidores

Luxury Stuart Weitzman Boots goods Michael Kors Outlet ingestion Michael Kor...+ ver más

Luxury Stuart Weitzman Boots goods Michael Kors Outlet ingestion Michael Kors Outlet has Michael Kors Canada outlet a new Michael Kors Outlet pattern Michael Kors Sale during these Michael Kors Outlet years. Michael Kors Canada Income Louis Vuitton Australia rate of growth Louis Vuitton Outlet associated with louis vuitton handbags canada Extravagance Cheap Louis Vuitton Outle

Las historias más vistas en La Silla Vacia