Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Tatiana Duque · 24 de Noviembre de 2020

6349

4

Hoy se cumplen ocho meses de transmisión de ‘Prevención y Acción’, el programa que dirige y presenta el presidente Iván Duque desde que arrancó la pandemia, y que se convirtió en su principal estrategia de comunicación. 

 

Sus 168 emisiones -lo que normalmente dura una novela- empezaron fuertes en audiencia, pero desde abril se desplomó en los principales canales y salió del aire en la mitad de los regionales. 

Y es que ya no gira alrededor de las medidas para enfrentar el covid.

La semana pasada transmitió desde San Andrés para mostrar cómo el Gobierno estaba enfrentando el paso de Iota.

Hace exactamente un mes su invitado principal fue el comandante de las fuerzas armadas, general Luis Navarro, para que hablara de la caída de alias ‘Uriel’ del ELN.

Y desde el 30 de octubre está transmitiendo desde las regiones hablando de sus inauguraciones y programas de Gobierno.

Eso muestra que más que una medida frente a la pandemia ya es parte de la estrategia política del mandatario: le garantiza tiempo al aire en un ambiente que él controla, sin confrontación y para hablar de lo que él decida.

Y, por eso, seguirá al aire.

De alta audiencia a paisaje

La idea del programa la tuvo el propio Duque el viernes 6 de marzo, cuando se confirmó el primer caso de covid en el país.

“Estábamos en Catam y el Presidente dijo que teníamos que pensar en algo (para informar del covid) y surgió esa idea”, nos contó Carlos Alberto Cortés, consejero de información de Presidencia y uno de los seis encargados de armar el programa todos los días.

Los otros, además de Duque, son la jefe de gabinete María Paula Correa (mano derecha del Presidente); el consejero económico Víctor Muñoz (que le pasa las cifras mundiales); su director de discursos Alejandro Salas (que cuadra los invitados); y el consejero de comunicaciones, Hassan Nassar.

La primera emisión, el 24 de marzo, tuvo a más de 2.4 millones de televidentes en Caracol y RCN TV, los principales canales privados con alcance nacional. Ese día, 15 canales más lo pasaron, y sumó una audiencia de 3,4 millones de personas, según mostró Zona Franca.

La curva de descenso arrancó en forma en todos los canales a partir de mayo. En especial en los dos privados: ya para el viernes 18 de noviembre lo vieron 1.1 millones de personas.

 

A pesar de eso, en Presidencia están tranquilos.

Según nos dijo el consejero Cortés, no tienen contratadas mediciones de rating y si reciben algunas es por “periodistas amigos”. Y un alto funcionario nos dijo que en las últimas semanas han conocido encuestas donde ven la importancia del programa. 

La única encuestadora que preguntó al respecto fue Guarumo (de la que fue accionista el consejero Muñoz), en la que el 51 por ciento de los 1200 encuestados dijeron que les gusta el programa. 

Aunque no es fácil saber la relación directa, la favorabilidad del Presidente superó el 50 por ciento por primera vez en su mandato cuando empezaron la pandemia y el programa. Como explicamos, el coronavirus por fin le dio agenda a Duque. 

“Se concentra en la pandemia para dejar la visión de fragmentación en temas en donde no le iba bien y pasar a algo que estaba atentando contra la salud y economía de todos los colombianos”, nos dijo el analista de medios Germán Rey.

Eso se vio en el programa: en las 24 emisiones entre el 24 de marzo y el 24 de abril, Duque y los 50 invitados hablaron solo de la presentación de las medidas de cuarentena y la entrega de subsidios.

Por eso, la OMS en su informe de julio, destacó el programa; dijo que “había ofrecido información veraz”.

“Ha unificado la información esencial de salud sobre la pandemia, acorde con los tiempos de la pandemia y uniforme en términos institucionales. En su inicio dio información a los ciudadanos sobre cómo enfrentar temas sociales y económicos”, nos dijo Rey, quien destacaba en ese momento la participación de expertos.

Y es que en ese mes, 7 de los 50 invitados fueron expertos del grupo que conformó Duque para la pandemia, como Carlos Álvarez, Gina Tambini o Arturo Trujillo, y el ministro Fernando Ruiz apareció 19 veces.

Pero ese impulso en favorabilidad decayó rápidamente, igual que la audiencia.

 

Y la audiencia no se recuperó ni cuando Duque hizo anuncios importantes, como las extensiones de las cuarentenas o los días sin IVA. 

 

El programa se replica por la página de Presidencia de Facebook, la red social más usada en Colombia. Lo han republicado más de 120 páginas, casi todas institucionales o de políticos uribistas, y allí también cayó en interacciones, reacciones, vistas y comentarios.

 

En audiencia, la caída se explica principalmente porque el programa se volvió paisaje al tiempo que el covid que, como mostró la Gallup Poll de septiembre, ya no es la principal preocupación de los colombianos.

El programa pareció responder a eso, porque amplió su temario, pero el impacto cayó.

“Se presentaron más problemas en la gestión del gobierno: la seguridad, los asesinatos de líderes, el malestar social que iba más allá del Covid y fundamentalmente porque ver a un Presidente encerrado en la Casa de Nariño lo mostraba sin hacer mucho”, nos dijo el experto en comunicación política, Carlos Andrés Arias.

Si ya no tiene el impacto inicial ¿por qué el programa sigue al aire? 

Un gana-gana con ‘yo con yo’

Las perspectivas de tres funcionarios directamente involucrados en el programa y ocho gerentes de canales (públicos, privados, regionales y nacionales) se resumen en cuatro razones para que Prevención y Acción siga al aire.

”Es una cuestión de transparencia”

José Manuel Restrepo, MinComercio

La primera es que con el programa Duque muestra ejecución, que era una de las principales críticas que tenía.

“En una situación de estas lo más importante es poder tener a la gente con la mayor información posible con algo que es ajeno para todos. Todos los días aparece el Ministro de Salud hablando del tema”, nos dijo el consejero Cortés.

Justamente, Duque ya no habla solo de ‘Prevención’ del covid, sino más de ‘Acción’ de su Gobierno en general.

Una revisión de las últimas 20 emisiones, del 23 de octubre hasta ayer, muestra esa ampliación.

”Uno no se puede negar a transmitirlo”

Gonzalo Córdoba, presidente Caracol TV

Por ejemplo, en la emisión de ayer anunció su tardía y deslucida terna para la Corte Constitucional; en dos anteriores promovió un evento internacional de Economía Naranja (tema que le encanta), que estaba organizando su viceministro Felipe Buitrago; hizo directos con su MinVivienda para entregar casas; llevó a su Ministro de Agricultura a responder por la crisis del precio de la papa; y a su MinAmbiente para hablar de la sembratón de árboles.

Todas son promesas o ejecutorias de su Gobierno más allá de la pandemia.

También pasó de los 50 invitados el primer mes a 71 en este último: 24 son mandatarios locales; 6 son empresarios y dirigentes gremiales; 4 altos mandos de la fuerza pública; y apenas 4 expertos en salud pública.

En el último mes, 10 personas beneficiarias del subsidio han aparecido al lado de Duque para hablar de lo que les ha servido la plata que el Gobierno les entregó.

Por lo que para el experto Rey “un programa sobre la pandemia se volvió un programa de Gobierno”.

“Es un programa esencialmente gobiernista, porque prácticamente todos los que hablan representan al estado e invitados cercanos al gobierno o cercanos al poder, como los gremios”, argumenta. “Es una comunicación sin participación, bastante autoritaria”. 

”Se volvió un programa de Gobierno”

Germán Rey, analista de medios.

“No es un noticiero del Gobierno”, replica el consejero Cortés.

Y es que en el Gobierno ven normal una ampliación, porque la entienden como parte del programa de reactivación económica, la principal bandera del Presidente para 2022.

“Más allá del covid hay una reactivación, hay que mostrar transparentemente en el marco del Compromiso con Colombia (el nombre de su programa de reactivación) y cómo los colombianos están informados en este tema”, nos dijo el Ministro de Comercio, José Manuel Restrepo. “Eso es transparencia y accountability”.

La segunda razón para mantener el programa, más política y relacionada con el manejo de la agenda del programa, es que no es una alocución que obliga a los canales y emisoras a transmitirlo, que solo lo ponen si quieren.

Por eso es que frente al programa la oposición no tiene el derecho de réplica que usó en marzo, cuando respondieron a una alocución presidencial sobre el covid; el programa pone a Duque permanentemente en la iniciativa sin una respuesta necesaria de la contraparte.

Eso lleva a la tercera razón, que es que tiene un mínimo de público porque para muchos canales es un comodín si no tienen producción disponible en su programación. 

”Es clave que la gente esté informada”

Carlos A. Cortés, consejero de información

En otras palabras, es un programa gratis, algo útil para ellos. Aunque no siempre ni para todos.

De 18 canales que arrancaron a transmitirlo, ocho lo siguen pasando: los privados Canal Uno, RCN, Caracol,  CityTV y El Tiempo; y los regionales Teleislas (de San Andrés), Telemedellín y Canal 13. TeleCaribe y TelePacífico también lo transmiten, pero en sus señales secundarias.

El argumento principal para sacarlo al aire es el interés público en informar sobre y durante una pandemia. 

“Cuando a tí te ponen frente a un tema de bienestar público o de ayuda o de una cosa de esas, yo pienso que uno no se puede negar a transmitirlo”, nos dijo el presidente de Caracol TV, Gonzalo Córdoba. Una respuesta similar nos dio el gerente de Canal Uno, Ramiro Avendaño.

Para Córdoba el rating no es problema: “Una vez entra el noticiero se nos dispara muchísimo”. Pero para Avendaño sí: “es un sacrificio porque nuestro principal programa -que iba de 6 a 8PM- se nos fue al piso”.

Otra gerente más, que pidió no ser citada para no meterse en problemas, nos dijo que el programa en su canal sigue al aire por “decisión editorial de arriba”.

Para los canales locales y regionales, además del rating muchas veces necesitan llenar parrilla. 

Ana María Ruiz, gerente de Canal Capital de Bogotá, nos dijo que dejaron de transmitirlo a mediados de año porque “no veíamos que estuviera aportando mucho” a la información. El programa que lo reemplazó, de producción local, multiplicó por ocho la audiencia. 

En cambio la gerente de Telemedellín, Mabel López, nos dijo que lo volvieron a poner en agosto porque la ciudad estaba entrando a su pico de contagios, y tiene buen rating.

En el Caribe y el Pacífico lo sacaron del aire porque tenían otros proyectos y no piensan volverlo a poner en su parrilla principal, según directivos de ambos canales con los que hablamos.

Así, un programa que ya no parece impulsar la imagen del Presidente y que viene cayendo en audiencia seguirá al aire porque igual le sirve a su visibilidad sin darle un papayazo a la oposición, y porque le sirve como relleno a los canales.

Pero, sobre todo, hay una cuarta y poderosa razón, según directivo de un canal y un político amigo del Presidente: sencillamente “a Duque le encanta la televisión”.

Comentarios (4)

Gustavo Adolfo

24 de Noviembre

0 Seguidores

Una pregunta ¿este programa tiene pauta publicitaria? y en ese caso ¿quien está pautando?

Una pregunta ¿este programa tiene pauta publicitaria? y en ese caso ¿quien está pautando?

ValentinaMon

24 de Noviembre

0 Seguidores

Es demasiado mediocre y parroquial este pobre presidente. Tanto que habla de l...+ ver más

Es demasiado mediocre y parroquial este pobre presidente. Tanto que habla de las nuevas tecnologías y de la interacción con los ciudadanos, pero se queda en la TV. La Urna de Cristal bien podría llevar información más rápido y recoger datos sobre la ciudadanía con mayor precisión y volumen, que las pobres llamadas que le hacen al aire. Duque es un tonto de cabo a rabo.

Saint Sinner

26 de Noviembre

1 Seguidores

En realidad a parte de eso, es que esoscontinuos programas terminan siendo un ...+ ver más

En realidad a parte de eso, es que esoscontinuos programas terminan siendo un Hastio en mayúsculas, ya es asfixiante la continua imagen de Duque dando sus "opiniones", cual le resta mas tiempo como mandatario por hacer estas vainas

Tatiana Duque

24 de Noviembre

26 Seguidores

Saludos. El programa no tiene pauta. Gracias por leernos.

Saludos. El programa no tiene pauta. Gracias por leernos.

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia