Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Juan Esteban Lewin · 30 de Mayo de 2019

7364

14

La decisión de la Corte Constitucional de señalar el hundimiento de las objeciones presidenciales al proyecto de ley estatutaria de la JEP, que obliga al presidente Iván Duque a firmarla, estaba cantada.

Pero no por eso deja de ser una derrota y de mostrar una vez más que la Justicia es un límite para las intenciones del uribismo de modificar el Acuerdo con las Farc. Y eso, sumado a la decisión de la Corte Suprema de dejar en libertad a ‘Jesús Santrich’ le da alas, una vez más, al fantasma de una constituyente para reformar la Rama, como pide el mismo uribismo.

Eso a pesar de que la Corte Constitucional no entró a los terrenos en los que la decisión habría sido más dura para el Gobierno.

Una derrota anunciada

Hace dos meses, la Corte Constitucional evitó un choque frontal con el uribismo al no definir de fondo una carta del Presidente de la Cámara de Representantes sobre el trámite de las objeciones, que argumentaba que Duque las presentó por inconveniencia (como puede hacer) pero eran por inconstitucionalidad (que no podía presentar porque, al ser una ley estatutaria, la Corte ya decidió su constitucionalidad).

El fantasma de un choque frontal de trenes que evitó esa vez, también estaba vivo frente a la decisión de hoy, si la Corte entraba a estudiar de fondo las objeciones y determinaba que Duque efectivamente disfrazó de inconveniencia argumentos de constitucionalidad.

La Corte no llegó a ese punto. Antes de entrar en el fondo del asunto, la Corte siempre revisa si la forma en la que se tomó una decisión es constitucional. Si no lo es, declara su inconstitucionalidad sin tener que entrar a la materia.

Eso pasó esta vez. Al revisar el trámite de las objeciones, encontró que el Congreso las rechazó porque las dos cámaras votaron mayoritariamente en contra.

En el caso del Senado, había una discusión sobre si los 47 votos contra las objeciones eran suficientes.

Para su presidente, el uribista Ernesto Macías, requería 48 votos, la mitad más uno de 94 senadores, mientras que la oposición alegaba que no se debían contar las curules vacías de la conservadora Aída Merlano (que no se posesionó y fue detenida por una investigación por corrupción electoral) ni del jefe fariano ‘Iván Márquez’ (quien nunca se posesionó).

Su argumento es que esas curules vacantes no se cuentan para definir las mayorías, y por eso se debían contar sobre 92 votos, de los que 47 son la mitad más uno.

Con una mayoría de 7 de sus 9 votos (Luis Guillermo Guerrero votó en contra y Carlos Bernal está impedido para todo el proceso), la Corte determinó que el Congreso rechazó las objeciones y que, por lo tanto, Duque debe firmar la ley estatutaria de la JEP.

Esa decisión ayuda a aclarar el trámite de los procesos penales que adelanta esa justicia transicional, pues le da normas claras para hacerlo y, por ejemplo, tener más dientes para obligar a comparecer los jefes de la Farc que no se han presentado a sus audiencias.

Pero también, a pesar de no haber entrado al tema de fondo, revivió las críticas del uribismo a una Corte que sigue teniendo en sus manos la solicitud de Duque de permitir las aspersiones con glifosato, central en las relaciones con Estados Unidos y en la política contra el narcotráfico que está impulsando el Gobierno.

Así se nota en las reacciones de uribistas visibles:

Más porque ayer mismo la Sala Penal de la Corte Suprema tomó una decisión, que no estaba cantada como la de las objeciones, sobre la libertad del jefe fariano ‘Jesús Santrich’.

Un giro polémico

Esta mañana, la Sala Penal de la Corte Suprema decidió, por unanimidad, que Santrich está cobijado por el fuero como congresista a pesar de no haberse posesionado, que por eso solo ella podía pedir su detención y que por lo tanto debe quedar en libertad, pues su sonada recaptura hace 10 días se dio por decisión de un juez de control de garantías y no de ella.

La Sala parte de que la Corte no ha definido desde cuándo tienen fuero los congresistas, si desde la declaratoria de su elección o desde su posesión, por lo que no hay antecedentes para aplicar.

Tras su estudio, concluye que el fuero “comienza cuando la autoridad competente (Consejo Nacional Electoral) le reconoce al congresista tal condición (y) necesariamente precede a la solemnidad de la posesión”.

Este es el auto:

Auto Corte Suprema libertad Santrich by jlewin4645 on Scribd

Lo llamativo es que hace nueve meses el magistrado Rigoberto Echeverri, de la Sala Laboral de la misma Corte, había decidido lo contrario en un auto que negó un hábeas corpus a Santrich.

En ese auto, dice que Santrich “no tomó posesión efectiva de su cargo y, como consecuencia, no puede decirse que, para estos precisos fines, se tratara de un congresista en ejercicio efectivo de sus funciones legislativas que, como ya se dijo, es a quien resguarda efectivamente la norma con el fuero” (itálica en el original).

En el mismo sentido, dijo “si en este caso no hubo una posesión efectiva de la función legislativa, no tiene sentido predicar un fuero constitucional que, como ya se dijo, no es en estricto sentido un privilegio personal, sino una garantía institucional a favor de la independencia del Congreso de la República”

No se trata de un precedente fuerte, por no ser una sentencia sino un auto y de un solo magistrado, pero la contradicción es evidente.

Aunque no es inusual que en las cortes haya posturas y decisiones contrarias, sobre todo en temas sin antecedentes, el tratarse de un caso tan polémico y mediático, la respuesta con sabor a constituyente ha sido inmediata.

Vientos de constituyente

Muchos uribistas sumaron las decisiones de las dos cortes, para irse contra las Altas Cortes en general:

De hecho, le dieron una nueva coyuntura a llamados a reformar la justicia:

E incluso a un enfrentamiento directo entre el Gobierno y las Cortes:

En medio de esos llamados Duque anunció que acata la decisión sobre las objeciones. Pero dejó en el aire unas palabras que se pueden entender como la posibilidad de transitar alguno de esos caminos:

Aunque esta mañana el Alto Comisionado de Paz de Duque, Miguel Ceballos, aclaró que el Gobierno no contempla una constituyente aclara su mensaje, Álvaro Uribe no ha dicho si la impulsa o no. En cualquier caso, esas peticiones señalan más un ambiente político tenso y la desconfianza del uribismo a los jueces, que el anuncio de una Asamblea que venga pronto.

Pero si llegan a ser el inicio de un proceso para convocarla, éste va a ocupar al país por muchos meses y probablemente llevaría a más polarización.

Nota del editor: actualizamos esta historia a las 8 de la mañana del jueves 30, tras las declaraciones de Ceballos.

Comentarios (14)

judaro

30 de Mayo

0 Seguidores

¿ustedes también le temen o le rinden cuentas al sicariato uribista? ¡Parec...+ ver más

¿ustedes también le temen o le rinden cuentas al sicariato uribista? ¡Pareciera!

José Saramago ..

30 de Mayo

3 Seguidores

Cuanta razón tiene los del NO, en muchas cosas.
Hay demasiadas Cortes. L...+ ver más

Cuanta razón tiene los del NO, en muchas cosas.
Hay demasiadas Cortes. La justicia colombiana esta en la inmunda, sin duda es urgente y necesaria una reforma total a la justicia, y eso solo sera posible mediante una constituyente total o parcial; es que no hay otra forma. El resultado de la constitución del 91 es una justicia corrupta, izquierdizada, ineficiente y sobre todo altamente politizada.

Candelario

30 de Mayo

0 Seguidores

Saramago, esa justicia es la que le está respirando en la nuca a tu patrón U...+ ver más

Saramago, esa justicia es la que le está respirando en la nuca a tu patrón Uribe.

Marleny Barrera López

30 de Mayo

5 Seguidores

Una Asamblea Nacional Constituyente es prácticamente imposible, al menos como la prevé la Constitución. Al uribismo le queda hacerla de la forma chavista: de hecho, a la fuerza, es decir dictatorial. De la decisión de la Corte Suprema, creo que está claro, no al entrampamiento, si los de las Farc incurren en delitos, que sea por voluntad propia.

Una Asamblea Nacional Constituyente es prácticamente imposible, al menos como la prevé la Constitución. Al uribismo le queda hacerla de la forma chavista: de hecho, a la fuerza, es decir dictatorial. De la decisión de la Corte Suprema, creo que está claro, no al entrampamiento, si los de las Farc incurren en delitos, que sea por voluntad propia.

José Saramago ..

30 de Mayo

3 Seguidores

Las corruptas decisiones de la “justicia” no son sorpresivas.
Mirar m...+ ver más

Las corruptas decisiones de la “justicia” no son sorpresivas.
Mirar muy bien el documento, al final, las firmas.
¿Quién lideró la orden para liberar a Sántrich? Sí señores, cómo no, Eyder Patiño, a quien se le sindica de ser el actual cabecilla del “Cartel de la Toga”, el mismo “desviado” magistrado presidente de la sala penal de la Corte Suprema al que el gobierno de los EEUU le retiro la VISA.

Carlos Campo

30 de Mayo

0 Seguidores

Es increíble la fuerza del extremismo que muestran muchos integrantes de la i...+ ver más

Es increíble la fuerza del extremismo que muestran muchos integrantes de la institucionalidad al defender el Acuerdo de Paz -rechazado mayoritariamente. Se muestran como garantes de impunidad para los líderes de las FARC.

Era extremadamente sencillo aceptar alguna de las objeciones y mantener a Santrich sin fuero. El no hacerlo solo impulsa a la derecha mayoritaria a tomar medidas más rádicales

Carlos Campo

30 de Mayo

0 Seguidores

No es la 1ra vez que las instituciones políticas, económicas o jurídicas de...+ ver más

No es la 1ra vez que las instituciones políticas, económicas o jurídicas del país ignoran o pisotean la voluntad popular. Eso es efectivo para defender los intereses de ciertas élites en ocasiones en las que la resistencia ciudadana es limitada. Un proceso de paz no entra en esa categoría: Esto solo le da munición a todo quien rechace el acuerdo y pone a las instituciones en crisis de legitimidad

ValentinaMon

30 de Mayo

0 Seguidores

Acá lo que falló es el bachillerato de Macias. No sabe contar, ni se leyó l...+ ver más

Acá lo que falló es el bachillerato de Macias. No sabe contar, ni se leyó la Ley 5. Y falló el Congreso al elegir a semejante badulaque como su presidente. He ahi los resultados. La corte falló en derecho y se metió justamente por el hueco que deja el analfabeta de Macias.

Alvaro

30 de Mayo

0 Seguidores

A la estulticia de la ultraderecha encabezada por el presidente eterno solo le...+ ver más

A la estulticia de la ultraderecha encabezada por el presidente eterno solo le sirven sus razones. Cuando las reglas de la democracia se ´ponen en acción y no les favorecen empiezan por cambiar un "articulito" y terminan pateando el tablero con una constituyente.

John Edgar Naffah Páez

30 de Mayo

0 Seguidores

La verdad es que es más la bulla que se hace, que la realidad que puede acont...+ ver más

La verdad es que es más la bulla que se hace, que la realidad que puede acontecer. El común de la gente no tenemos ni tiempo ni ganas de elección alguna de constituyente. El periodismo debería de dejar de hacer tanta bulla sobre el gusto de 4 imbéciles y mirar más abajo: El pueblo y verán la realidad. No malgasten tiempo con trinos de personas faltas de inteligencia para aceptar derrotas

Candelario

30 de Mayo

0 Seguidores

¿Con qué fuerzas impulsaría una constituyente un uribismo de capa caída co...+ ver más

¿Con qué fuerzas impulsaría una constituyente un uribismo de capa caída como el actual? Le hubiera ido mejor si hubiera perdido la elección presidencial, pues en la oposición le va mejor, pues la ejerce sin escrúpulos éticos y jurídicos, como es bien sabido de todos.

José Saramago ..

30 de Mayo

3 Seguidores

Se equivoca usted de que “no hay fuerza para reformar la justicia” por par...+ ver más

Se equivoca usted de que “no hay fuerza para reformar la justicia” por parte del pueblo.
Hay una una fuerza incontenible guardada reprimida en el deseo de cada ciudadano de reformar la justicia, eso esta escondido hasta en lo mas profundo del subconsciente.
Y esto no se trata de Uribe (ya superenlo), una vez se convoque una constituyente, se haría incontenible imparable esa fuerza constituyente.

Carlos Campo

30 de Mayo

0 Seguidores

¿De "capa caida"? Eso no tiene sentido.

Despiertese un rato y vea...+ ver más

¿De "capa caida"? Eso no tiene sentido.

Despiertese un rato y vea quien maneja el presupuesto nacional, todas las entidades del Estado, quien habla con los medios, quien puso el partido con más votos en el Congreso.

Si eso es "de capa caída", ¿qué es auge?

Candelario

30 de Mayo

0 Seguidores

Carlos, es cierto lo que dices, pero ¿de qué le sirve al uribismo si la corr...+ ver más

Carlos, es cierto lo que dices, pero ¿de qué le sirve al uribismo si la correlación de fuerzas en el congreso le es desfavorable, hasta el punto de que Duque trata de llegar a acuerdos con la antigua Unidad Nacional de Santos? Súmale a esto las recientes decisiones de las Cortes Constitucional y de Justicia. ¿Y qué tal la caída de imagen de Duque ante la opinión pública?

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia