Uso de cookies

La Silla Vacía usa Cookies para mejorar la experiencia de nuestros usuarios. Al continuar navegando acepta nuestra política.

listo

Por Laura Sofía Matiz · 18 de Enero de 2021

42700

0

Desde hace unos días está circulando en Facebook una nota del portal Noticia Cristiana titulada: “Noruega reporta muertes de octogenarios por vacunas covid-19”. 

El artículo ha tenido 26 mil vistas y 535 interacciones en esa red social. 

Como usuarios de Facebook calificaron la nota como falsa, le pasamos el Detector de Mentiras y encontramos que su titular es falso porque las autoridades de salud de Noruega no han reportado muertes por la vacuna, pues solo están investigando esa posibilidad. Es decir, aunque en el futuro se encuentre esa relación, hoy no es un hecho, como lo presenta el portal.

El artículo de Noticia Cristiana replica información de una nota de Chicago Tribune que habla sobre el registro de muertes de ancianos vacunados con la vacuna de Pfizer y BioNTech. 

23 ancianos vacunados sí murieron…

El 15 de enero la Agencia Noruega de Medicamentos publicó un comunicado en el que indicó que hasta el día anterior tenía reportes de 23 muertes de ancianos que recibieron la vacuna de Pfizer y que llevaban 13 autopsias

"Los informes sugieren que las reacciones adversas comunes a las vacunas de ARNm, como fiebre y náuseas, pueden haber contribuido a un desenlace fatal en algunos pacientes frágiles", dijo Sigurd Hortemo, médico jefe de la Agencia.

… pero no se sabe si fue por la vacuna

Steinar Madsen, director médico de la Agencia, indicó que es difícil probar una conexión entre la vacuna y las muertes, como reportó Bloomberg. 

"Claramente, el covid-19 es mucho más peligroso para la mayoría de los pacientes que la vacunación. No estamos alarmados".

 Camilla Stoltenberg, directora del Instituto Noruego de Salud Pública, también se refirió a la polémica por la muerte de los adultos mayores que recibieron la vacuna.

"Es importante recordar que alrededor de 45 personas mueren cada día en hogares de ancianos en Noruega, por lo que no es un hecho que esto represente un exceso de mortalidad o que haya una conexión causal", dijo Stoltenberg.  

Hasta el viernes Noruega solo había utilizado la vacuna proporcionada por Pfizer, que indicó que está estudiando los casos.

El primer informe de seguridad europeo sobre su vacuna se publicará a finales de enero.

Como reportó Reuters, Noruega cambió su política sobre el uso de esa vacuna y pidió excluir a los enfermos terminales: "Las autoridades sanitarias noruegas han cambiado (su) recomendación en relación con la vacunación de los enfermos terminales (escala de fragilidad clínica 8 o superior)".

La escala de fragilidad clínica, un sistema de clasificación ampliamente utilizado en el cuidado de personas mayores, define a los pacientes de grado 8 como aquellos que se acercan al final de la vida y, por lo general, no pueden "recuperarse ni siquiera de una enfermedad menor".

Calificamos el titular de Noticia Cristiana como falso porque aún no se sabe si la vacuna causó la muerte de los ancianos.

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia