TIEMPO DEL
CASO

Benedicto Galindo Vargas

2016
03          
02        
11

Audiencia de formulación de acusación - programada

01          
2015
12          
11      
26

Audiencia de formulación de acusación - no se realizó

Esta audiencia en la que la Fiscalía acusa formalmente a Galindo Vargas por el crimen de Orangel no se realizó, según supo Crimen y Castigo por un familiar de la víctima, porque la hija enferma de Galindo sufrió un desmayo y él no pudo asistir a la audiencia. Se reprogramó para el mes de febrero de 2016.

 
10    
21

Escrito de acusación

   
09          
08
6

Legalización de captura e imputación de cargos

El juez avaló la captura de Benedicto Galindo en su casa, minutos después del homicidio. En esa diligencia, la policía incautó además el arma con la que el hombre le disparó y mató a su inquilino. Por estos hechos, le imputaron el delito de homicidio agravado doloso, según la Fiscalía porque el hombre no se auto controló tras la discusión con Orangel Enrique Rodríguez. Además, como el arma no figuraba a su nombre, se le imputó el delito de porte ilegal de armas.

7

Medida de aseguramiento

La Fiscalía solicitó que se le impusiera medida preventiva de aseuguramiento en una cárcel porque lo consideró un peligro para los demás inquilinos. Como prueba, reveló que Galindo tenía anotaciones en el 2006 por unas denuncias por lesiones personales por las que fue acusado en esa misma casa. La defensa argumentó que usar esas anotaciones es inconstitucional, porque no condujeron a condena y los procesos están cerrados. Además, argumentó que el homicidio se produjo en legítima defensa. El juez tomó la decisión de detenerlo preventivamente en su casa.

     
07          
06          
05          
04          
03          
02          
01          
IN MEMORIAM
LA SUBA OSCURA

Cada vez que ocurra un asesinato en la localidad, este se ubicará en el mapa.


OCURRIÓ ASÍ

La ignorancia extrema

Un guajiro es asesinado en la casa donde vivía como inquilino por el dueño de la propiedad tras una discusión porque la puerta estaba cerrada