Por Sara Ruiz · 22 de Marzo de 2018

963

0

En medio de la primera contingencia ambiental del año en el Valle de Aburrá, La Silla Paisa le pasó el detector a una cadena de Whatsapp que alega que el aire contaminado va a acabar con los habitantes de la región porque las autoridades competentes no actúan.

De 18 afirmaciones, cuatro son falsas, tres son inchequeables, tres son engañosas, dos son debatibles, dos son ciertas, una lo es con alguna salvedad, dos son exageradas y otra apresurada.

Recuerden que si quieren saber si lo que le mandan sus amigos sobre política es cierto, nos pueden enviar la cadena al 318-3124521 y nosotros se lo devolvemos en un par de días, de ser posible, chequeado para que usted se lo reenvíe a sus amigos.

 

CONOZCA A MEDELLÍN Y EL VALLE DE ABURRÁ, ANTES DE QUE DESAPAREZCAN

1. “Es contundente, nos están asesinando".

Exagerado
 

Explicación:

Esta afirmación es una opinión de quien redactó la cadena, pero de cualquier forma, es por lo menos exagerada.

 

2. "La terrible contaminación atmosférica, por partículas en suspensión, que afecta a esta región de Colombia, es de proporciones impresionantes."

Cierto, pero
 

Explicación:

Es cierto que la concentración de partículas contaminantes en el Valle de Aburrá es mayor que el de otras regiones o ciudades de Colombia porque es la única, junto con el departamento de Cundinamarca, que excede los niveles máximos establecidos por el Ministerio de Ambiente

Según el Ministerio del Medio Ambiente, el promedio de material particulado (PM2.5) en un día en una estación de monitoreo no debe exceder 50 microgramos por metro cúbico ysegún la Organización Mundial de la Salud, no debería superar 25 microgramos por metro cúbico. El promedio del Valle de Aburrá supera ambos promedios.

Por ejemplo, el miércoles 21 de marzo a las 11 de la mañana, las 20 estaciones de monitoreo que hay instaladas en el Valle de Aburrá registraban así: 14 tenían entre 28 y 40 microgramos de partículas por metro cúbico (moderada y dañina para grupos sensibles), tres estaban entre 41 y 50 (dañina para grupos sensibles) y tres entre 52 y 56 (dañina para la salud).

Pero estas marcaciones de las estaciones de monitoreo solo se presentan entre febrero y marzo de cada año, cuando se tapa el Valle de Aburrá y la polución no puede salir naturalmente. El resto de los meses está por debajo de los niveles admisibles.

 

3. "Las muertes causadas por cardiopatías, neumopatías y cáncer siguen en aumento...

Cierto
 

Explicación:

En el 2012, el Clean Air Institute de Washington y el Área Metropolitana registraron 1.150 casos de muertes ocasionadas por la mala calidad de aire. En 2017 actualizaron el estudio y este arrojó que en 2015, esos casos aumentaron en un 64 por ciento, con 1.790 muertes.

Por su parte, las cifras más actuales del Departamento Nacional de Planeación dicen que en 2015 hubo 2.015 casos por enfermedades relacionadas con calidad del aire (respiratorias, cardíacas y cáncer) en el Valle de Aburrá. Eso es un 12,3 por ciento del total anual.

 

...constituyéndose en un problema de salud pública.”.

Debatible
 

Explicación:

Esta afirmación puede tener varias interpretaciones.

“Más que un problema es un riesgo de salud pública”, le dijo a La Silla Rita Almanza, epidemióloga de la Secretaría de Salud de Medellín. Explicó que, aunque la calidad del aire incide en el desarrollo de enfermedades como el cáncer de pulmón, el derrame cerebral, enfermedad pulmonar obstructiva crónica (epoc), la neumonía y la bronquitis, no se sabe a ciencia cierta de cuántos de esos casos la calidad del aire es detonante, porque hasta ahora no existen estudios juiciosos que lo prueben.

“Lo que desarrolla esas enfermedades es la exposición constante a esos ambientes, y ahí habría que entrar a evaluar los hábitos de las personas que contraen ese tipo de enfermedades y el tiempo de exposición al ambiente contaminado”, añadió.

Sin embargo, activistas ambientales dicen lo contrario. El colectivo Ciudadanos por el Aire, uno de los más activos de la región, se basó en un estudio del centro de investigación Berkeley Earth que compara la exposición a la concentración de partículas PM2.5 con el cigarrillo, para decir que respirar en ciertos puntos del Valle de Aburrá equivalía a fumar 2 o 3 cigarrillos diarios, y eso corresponde a un problema de salud pública.

 

5. “Las autoridades intentan minimizar lo grave de la situación...

Debatible
 

Explicación:

Puede decirse que las autoridades estén minimizando las condiciones ambientales de la ciudad porque solo toma medidas estrictas cuando se avecina una contingencia ambiental, y porque para algunos colectivos ambientales (como La Ciudad Verde, Low Carbon City y Ciudadanos por el Aire) estas obedecen principalmente a los intereses de los privados. 

Prueba de ello es la manera en que se construyó el Plan Integral de Gestión de la Calidad del Aire que, como habíamos contado, tuvo que modificarse varias veces a favor de algunos empresarios y separar su aplicación del Pacto por la Calidad del Aire, que firmaron los gremios con la Alcaldía en febrero de este año.

Además, en la contingencia ambiental del 2017 que conllevó a la imposición del primer pico y placa ambiental, en cuanto los volqueteros anunciaron paro y la Federación Nacional de Comerciantes (Fenalco) dijo que esa  le generaba pérdidas, el el Área Metropolitana levantó la medida.

 

...y la información de los momentos críticos es ocultada a la población.”

Engañoso
 

Explicación:

Puede decirse que las autoridades han ocultado la información a la población porque apenas hace dos años empezaron a diseñarse medidas para el control de la calidad del aire.

En marzo de 2016, con la primera contingencia que tuvo esta administración, el Área Metropolitana -máxima autoridad ambiental de la región- empezó a publicar en tiempo real el comportamiento de las estaciones de monitoreo de la calidad del aire en el Valle de Aburrá, y diseñó el primer protocolo para abordar contingencias ambientales y un plan integral para todo el año.

Por eso, no puede asegurarse que actualmente la institucionalidad oculte lo que pasa con el aire del Valle de Aburrá.

 

6. "Hasta se ha contratado un estudio que refute lo ya probado por organizaciones científicas y por la OMS, con el fin de proteger a los gremios económicos, culpables de la polución".

Falso
 

Explicación:

En octubre de 2017 Área Metropolitana inició un estudio epidemiológico con la Universidad de Antioquia para revisar el estado de salud pública por la calidad del aire, pero aún no se ha publicado, y por eso no puede decirse que defienda a los gremios económicos que tienen un alto porcentaje de responsabilidad en la contaminación del aire.

María del Pilar Restrepo, subdirectora ambiental del Área Metropolitana, le explicó a La Silla que ese estudio lo empezaron a hacer no para refutar informes de la OMS (que son a nivel mundial), sino para ver qué está pasando específicamente en el Valle de Aburrá y la salud de sus habitantes, y como respuesta a una de las conclusiones de un estudio que se había hecho hace 10 años, también con la Universidad de Antioquia y no se había empezado.

 

7. “Pues los autos particulares, sólo contaminan en un 6 por ciento y el 80 por ciento se debe a los camiones, volquetas, buses obsoletos y a las fábricas que utilizan combustibles fósiles”.

Cierto, pero
 

Explicación:

Según el Área Metropolitana del Valle de Aburrá, los carros particulares solo emiten el 6 por ciento de partículas contaminantes del aire. El 58 por ciento viene de camiones y volquetas, el 10 por ciento de buses y el 21 por ciento de las fábricas, pero no todas estas emiten combustibles fósiles, como dice la cadena.

 

8. “Y éstas fábricas no descansan, ni sábados, ni domingos ni festivos, con sus chimeneas a todo vapor.”

Engañoso
 

Explicación:

No todas las empresas que hay en el Valle de Aburrá emiten material particulado, ni trabajan las 24 horas sin parar. El 45 por ciento de ellas tienen chimeneas con fuentes contaminantes y no todas se mantienen encendidas, según María del Pilar Restrepo.

El Área hace un promedio de 15 visitas semanales a todas las fábricas de la ciudad durante todo el año, para vigilar que estén cumpliendo con la norma nacional y local. Solo en el 2017 hicieron 742 visitas.

Hay empresas con chimeneas que están encendidas todo el tiempo, pero en época de contingencia ambiental (en marzo y octubre, cuando hay mayor nubosidad y las partículas contaminantes permanecen suspendidas por más tiempo en el Valle), se toman medidas especiales para regularlas como monitoreos varias veces al día, le dijo Restrepo a La Silla.

9. “Con ello el alcalde de la ciudad juega a la ruleta rusa con la salud y la vida de los habitantes de esta región...”

Inchequeable
 

Explicación:

Esta afirmación no se puede verificar porque está basada en una opinión de quien redactó la cadena.

Sin embargo, los activistas y colectivos ambientales le han pedido a la Alcaldía y al Área Metropolitana tomar medidas más estrictas y verificables que comprometan más a los gremios y los industriales con el mejoramiento de la calidad del aire, y alegan que la administración de Federico Gutiérrez, el Alcalde de Medellín, ha sido laxa con ciertos sectores económicos y sociales, poniendo primero intereses económicos que la salud de los ciudadanos.

 

...antes considerada ciudad innovadora, pero poco viable hacía el futuro”.

Falso
 

Explicación:

Medellín sigue siendo considerada innovadora ante el mundo. En el 2017, la agencia de innovación de datos 2ThinkNow la nombró como una de las ciudades más innovadoras del mundo, y también fue sede del evento del Banco Mundial Medellín Lab, en que expertos de varios países de América Latina, Estados Unidos y el Caribe intercambiaron experiencias de desarrollo local, y Medellín fue escogida por el progreso social que ha tenido en los últimos años.

 

10. El costo para el sistema de salud es abrumador, superior a las pérdidas que alegan los gremios económicos, si se tomaran medidas efectivas”.

Apresurado
 

Explicación:

Actualmente no se tiene un dato sobre cuánto pierde el sistema de salud con las consecuencias de la baja calidad del aire en el Valle de Aburrá. Tampoco el sector económico.Pero, según el DNP, las pérdidas económicas con las muertes ocasionadas por la calidad del aire en 2015 fueron de 2,8 billones de pesos, que son el 5% del PIB del Área Metropolitana.

Por su parte, Sergio Ignacio Soto, presidente de Fenalco, capítulo Antioquia, uno de los gremios más importantes de la región, prefirió no darnos una cifra, pero nos contó que las medidas tomadas por la Alcaldía y el Área Metropolitana para mejorar la calidad del aire por la contingencia ambiental han hecho que las ventas disminuyan entre 20 y 30 por ciento.

Si tomamos los activos totales de la Federación a nivel departamental según su último informe de gestión (julio de 2016-junio de 2017) , esas pérdidas estarían entre 1,7 y 2,6 billones de pesos anuales. Ese sería el aproximado de pérdidas si se mantuviera el pico y placa ambiental todo el año.

Sin embargo, la Universidad Nacional y el Área Metropolitana están adelantando un estudio que defina esos costos para poder implementar medidas más estrictas para empresas, como la renovación del parque automotor y el mejoramiento de la calidad del combustible.

 

11. “Los científicos del Departamento de Genética Molecular y Biología, del Centro de Investigación y Estudios Avanzados de México, reportaron 120 bacterias presentes en el aire contaminado...

Cierto
 

Explicación:

El Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav) de México publicó en mayo de 2016 que, según una investigación del departamento de Genética y Biología de ese Centro de Investigación, había más de 120 bacterias presentes en el aire, pero que estas no afectaban a personas sanas, y que siempre habían existido. Es decir, este dato no está relacionado con el aire contaminado por las emisiones en la ciudad.

 

...el mismo que fue replicado en el Valle de Aburrá, por la Universidad Nacional, con igual resultado”.

Falso
 

Explicación:

La Universidad Nacional hizo un estudio parecido el año pasado, pero no arrojó los mismos resultados.

Esa universidad, en un artículo publicado en su periódico en abril de 2017, citó el dato que muestra la cadena para contar los resultados del estudio sobre presencia de microorganismos en el Valle de Aburrá, y esta investigación arrojó que hay más de 62 tipos de bacterias en el Área Metropolitana, -no 120- y algunas de ellas pueden producir enfermedades y se acumulan en zonas donde hay más concentración de partículas contaminantes, es decir, en zonas urbanas con mucha población.

 

12. “Lo que explica el escandaloso aumento de muertes por neumonía en esta región”.

Inchequeable
 

Explicación:

Hasta ahora en el Valle de Aburrá no se ha publicado un estudio epidemiológico que muestre cómo la calidad del aire desata enfermedades concretas.

En eso coincidieron el investigador José Fernando Jiménez, del Laboratorio de Calidad del Aire y del Departamento de Geociencias y Medio Ambiente de la Universidad Nacional, Rita Almanza, de la Secretaría de Salud de Medellín y María del Pilar Restrepo, Subdirectora Ambiental del Área Metropolitana.

Hasta ahora la Universidad de Antioquia y el Área Metropolitana adelantan un estudio estadístico para establecer una cifra de esas muertes por enfermedades ocasionadas por la baja calidad del aire.

 

13. "Por lo tanto es cuestión de suerte, el que cada uno de nosotros seamos enfermos o muertos por la Ruleta Rusa de la contaminación, ante la indolencia de las autoridades".

Exagerado
 

Explicación:

El profesor Jiménez nos dijo que “Si aumentan los niveles de concentración de partículas contaminantes en el aire del Valle de Aburrá, aumenta la probabilidad de que cualquier persona contraiga una enfermedad ocasionada por la mala calidad del aire. En ese sentido es una ruleta rusa. Basta que se te caigan las defensas y puedes coger una neumonía, o una tuberculosis, o alguna enfermedad ocasionada por la calidad del aire”.

 

14. "Que esto lo sepa el mundo, para que conozcan a Medellín y el Valle de Aburrá antes de que se acabe".

Engañoso
 

Explicación:

Si la contaminación del aire sigue en aumento, es probable que el número de casos de enfermedades ocasionadas por ella también crezcan, pero eso no quiere decir que el Valle de Aburrá vaya a desaparecer.

 

15. ¿Quien podrá ayudarnos? Sólo la unión y la fuerza de las redes sociales".

Falso
 

Explicación:

Las medidas que tomen las instituciones, los gremios y el Estado para regular la contaminación del aire, además de las decisiones de los ciudadanos para cuidar el medio ambiente (como no cocinar en leña, desplazarse en bicicleta, caminar o usar el sistema integrado de transporte), con las que cambiarían la situación.

Contexto

Las historias más vistas en La Silla Vacia