¿Cómo analiza la estrategia de cultura ciudadana del gobierno Peñalosa?

Peñalosa ya echó a andar cuatro campañas de cultura ciudadana: "Farra en la buena", para evitar las riñas alrededor de la rumba; "El poder del cono", para combatir a los mal parqueados; "Hombres sin vergüenza", contra el machismo, y "Dale ritmo a Bogotá", para descongestionar los cruces viales, que lanzó de la mano de Mockus. ¿Cómo analizan estas propuestas? ¿Sí son el regreso de la cultura ciudadana a Bogotá?

Debate

541

7

11 de Abril de 2017

Carlos Hernández Osorio
Carlos Hernández Osorio
Periodista en La Silla Vacía
44 Seguidores139 Siguiendo

6 Debates

0 Columnas

Respuestas al Debate (7)

Diego Laserna

11 de Abril

280 Seguidores

De las propuestas de cultura ciudadana que ha presentado Peñalosa pienso que las menos estructurales han tenido el impacto que necesitan las más est...+ ver más

De las propuestas de cultura ciudadana que ha presentado Peñalosa pienso que las menos estructurales han tenido el impacto que necesitan las más estructurales.

Por ejemplo, me gusta mucho la campaña del poder del cono, por que utiliza algo muy popular pero que a las administraciones les da miedo usar y es la sanción social, esta campaña ha tenido un fuerte impacto mediático importante y con el elemento de la sanción social se vuelve efectivamente a la cultura ciudadana.

No obstante, temas claves y verdaderamente estructurales como las riñas no se le han sabido dar un impacto tan trascendental como con los el tema de los conos o el de no ocupar las intersecciones. Estos temas estructurales deben ser el foco de los esfuerzos de la administración que bien lo ha sabido hacer con otros temas de espacio público.

Fernando Rojas Parra

11 de Abril

160 Seguidores

Las campañas de cultura ciudadana de la administración Peñalosa tienen un efecto limitado en la medida en que están aisladas.

Otra dif...+ ver más

Las campañas de cultura ciudadana de la administración Peñalosa tienen un efecto limitado en la medida en que están aisladas.

Otra dificultad está en que el cambio cultural que buscan se diluye en la caricatura. Intentar revivir el civismo luego de 12 años de desidia no será fácil. Por eso creo que si el objetivo de Peñalosa es que vuelva la cultura ciudadana, deberá ser más creativo y entender en qué cambiaron la ciudad y sus habitantes

Andrea Bocanegra

12 de Abril

109 Seguidores

Las estrategias de cultura ciudadana que planea el alcalde son interesantes. Sin embargo, su capacidad de contribuir a la generación de cambios cultu...+ ver más

Las estrategias de cultura ciudadana que planea el alcalde son interesantes. Sin embargo, su capacidad de contribuir a la generación de cambios culturales y la recuperación del civismo dependerá, en primer lugar, de que sea una apuesta a largo plazo no solo de 6 meses.

Los desafíos en este sentido son tanto técnicos como adaptativos, en tanto las intervenciones en materia de cultura ciudadana no pueden estar desligadas de los esfuerzos por mejora la infraestructura de los distintos espacios y que determinan la manera en como los ciudadanos se relacionan con la ciudad. Es muy difícil mejorar el civismo en transmilenio si el servicio no mejoran o pedir a las personas que crucen por las cebras si estas no se ven.

Generar cambios culturales como los que se pretende, demanda ejercicios rigurosos de comprensión de las dinámicas de la ciudad y sus ciudadanos, y de los factores que inciden en que las reglas no se cumplan.

Ana Mery González Suárez

14 de Abril

153 Seguidores

La estrategia de cultura ciudadana del gobierno distrital es débil, aunque en términos de creatividad e imagen puede llegar a ser interesante el alc...+ ver más

La estrategia de cultura ciudadana del gobierno distrital es débil, aunque en términos de creatividad e imagen puede llegar a ser interesante el alcalde mayor no la encarna, no le pone la emoción que hizo de la cultura ciudadana la bandera en las dos administraciones de Antanas Mockus,; de hecho, como quiera que la cultura ciudadana es un cambio profundo en el comportamiento en los escenarios públicos, depende mucho del ejemplo y la fuerza de quien la promueve en cada intervención que la persona haga como gobernante; las constantes contradicciones en que incurre el alcalde Peñalosa cuando se comunica en medios puede generar falta de credibilidad colectiva, que es fundamental en la apropiación de la cultura ciudadana.
Vi una declaración tan extraña del alcalde con ocasión de las protestas por el servicio de transmilenio en Soacha algo como: "...había cientos de encapuchados lanzando nubes de piedras..." Cuando en realidad no se vieron tales hechos, o "hemos reducido la inseguridad..." y mientras tanto todos los noticieros diciendo que está disparada, que la gente no sabe que hacer para salir a la calle o estar en casa sin el temor de recibir agresiones.
En conclusión la estrategia de cultura ciudadana para ser efectiva debe ser sumida como transversal a toda la administración, en cada cosa que se haga o no e haga; asumida por cada servidor y servidora del sector público.
Se requiere más que un eje aislado tratando de que la ciudadanía haga aquello que sus gobernantes no ejemplarizan en la mayoría de sus acciones.

Henry Castro Gerardino

19 de Abril

140 Seguidores

Insistir en que los cambios de comportamiento se dan si es asumida por cada servidor y servidora del sector público es maniqueo y no es cierto. Todos...+ ver más

Insistir en que los cambios de comportamiento se dan si es asumida por cada servidor y servidora del sector público es maniqueo y no es cierto. Todos debemos comprometernos a modificar nuestra conducta sin esperar que otros lo hagan, total no todos lo harán y eso no puede ser excusa válida para que yo tampoco lo haga. Comentarios tan sesgados como el suyo nos hacen pensar que contamos con profesionales con una estructura mental bastante débil y distorsionada. No espere que otros hagan lo que Ud. no quiere o no puede hacer.

Juan David Garcia

18 de Abril

158 Seguidores

Lo más interesante en este caso sería analizar los indicadores antes y después de las intervenciones y ver si tienen un impacto medible a nivel gl...+ ver más

Lo más interesante en este caso sería analizar los indicadores antes y después de las intervenciones y ver si tienen un impacto medible a nivel global o local. Lo malo para los ciudadanos (y bueno al corto plazo para los políticos) es que el impacto de stas campañas es casi imposible de medir, i.e. no hay "accountability" de los que deciden invertir recursos en ellas.

Sería interesante analizar el número de carros mal parqueados en zonas de la ciudad con y sin intervención, podría hacerse mediante cámaras de seguridad o tránsito, durante un periodo extendido en zonas con y sin la intervención de los conos, o analizar bares comparables con indicadores de riñas similares antes de las intervenciones de "Farra de la buena" en algunos de ellos. A pesar de su fama de técnico, dudo muchísimo que esta administración haga estas mediciones.

José Fernando Flórez Ruiz

19 de Abril

39 Seguidores

Los esfuerzos de esta administración por construir cultura ciudadana son coherentes con las prioridades que Peñalosa fijó en su programa de gobiern...+ ver más

Los esfuerzos de esta administración por construir cultura ciudadana son coherentes con las prioridades que Peñalosa fijó en su programa de gobierno. En el caso de “Dale ritmo a Bogotá y “El poder del cono” hay menciones específicas que anticipaban su realización: “Con campañas de cultura ciudadana y autoridad emprenderemos acciones frente a las conductas que generan embotellamientos, como bloquear las intersecciones, estacionamiento en vías principales y lugares prohibidos, y sobre todo aquellas que ponen en riesgo la vida de los demás”.

Las iniciativas contra el machismo también han sido componente tradicional de la agenda de Peñalosa. Durante la campaña afirmó que “el machismo es uno de los problemas más graves de la sociedad”, por estar relacionado directamente con el matoneo, el consumo de alcohol y las riñas, que son la problemática que combate la campaña “Farra en la buena”. Su compromiso con la igualdad de género lo refrendó desde el comienzo de su gobierno, pasando de las palabras al hecho cuando escogió 17 mujeres para ocupar los 32 cargos de su gabinete.

Sin embargo, es muy temprano para saber si estas iniciativas representan “el regreso de la cultura ciudadana a Bogotá”. Sin duda son un buen comienzo, pero la construcción de cultura política es un esfuerzo de largo aliento. Transformar de manera perdurable las actitudes ciudadanas requiere de la implementación de políticas públicas sostenidas en el tiempo, que aún es muy temprano para evaluar porque se encuentran en “fase piloto”.

Uno de los principales retos de estas campañas es darles sostenibilidad y hacerles seguimiento. Para ello es indispensable que cada una se acompañe de indicadores de impacto. Un ejemplo de buen diseño es “El poder del cono”, campaña que será evaluada mediante encuestas concebidas para apreciar la evolución en indicadores globales de movilidad (tiempos de viaje y percepción de gestión del sector), indicadores locales de movilidad (número de carros parqueados en calzada en zonas de control y tratamiento en horarios seleccionados, así como velocidad promedio comparada del tramo en horarios específicos) e indicadores culturales locales (desnaturalización del problema, conocimiento de normas, percepción de control y experiencia de sanción)

Cuando podamos medir el progreso concreto en estos indicadores sabremos con certeza si asistimos al regreso de la cultura ciudadana a Bogotá.