Por LaSillaVacia.com · 09 de Febrero de 2017

737

0

En el segundo detector de mentiras a las cadenas de Whatsapp, el turno fue para Cúcuta. Chequeamos una cadena que nos envió un usuario sobre el cobro de impuestos en esa ciudad. De las seis afirmaciones que revisamos, dos resultaron falsas, una fue una verdad a medias, una debatible y dos fueron inverificables. Así pasó nuestro filtro:

“Tenemos el alumbrado público más caro de Colombia”

Debatible
 

Explicación:Debido a que cada ciudad cobra el impuesto de alumbrado público con base en diferentes criterios: en algunas se liquida con base a un porcentaje del consumo mensual de energía, en otras con una tarifa fijada por estratos, en otras teniendo como referencia el valor de los kilovatios, y en algunas, como en Bogotá, no se cobra, es imposible hacer la comparación.

Por ejemplo, La Silla comparó lo que pagan hogares estrato 3 en Medellín, Barranquilla, Cali, Bucaramanga y Cúcuta. Mientras que en Medellín pagan $3.090, en Cali $6.026, en Bucaramanga $6.637 y en Barranquilla $8.300, en la capital de Norte de Santander, en donde el servicio de alumbrado público cuesta el 13% del consumo mensual de energía, solo las familias estrato 3 a las que les llegue el recibo de la luz por más de $64.000, pagarían un impuesto más caro que el de las otras cuatro ciudades.

Además, aunque Cúcuta tiene fijado el impuesto del alumbrado público en el 13% del consumo, también tiene establecidos topes de cobro por estratos que limitan el valor de ese tributo cuando el consumo de energía de un hogar fue muy alto. Por ejemplo, en estrato 3 el tope está en $17 mil, así que una persona a la que le llegue el recibo de energía por más de $130 mil solo le podrán cobrar hasta ese valor.

Ahora, si el pago de este servicio en Cúcuta se compara con el de ciudades como Ibagué, en donde al estrato 3 también se le cobra el 13% del consumo de energía mensual en alumbrado público, en la segunda ciudad el impuesto sería más caro porque allá entra a jugar el costo del kilovatio y en Enertolima es superior al de Centrales Eléctricas de Norte de Santander.

 

"El impuesto predial es uno de los caros de Colombia”

Falso
 

Explicación:La Silla revisó y comparó la tarifa del impuesto predial de las principales ciudades del país -Bogotá, Medellín, Bucaramanga, Cali, Barranquilla y Cúcuta- y encontró que el de la capital de Norte de Santander es el segundo más barato.

Calculamos cuánto pagaría el propietario de una vivienda avaluada en $100 millones en un barrio estrato 3 en las seis ciudades, y los resultados arrojaron que en Cali el costo del impuesto sería de $1 millón, en Medellín de $870 mil, en Barranquilla de $700 mil, en Bogotá de $570 mil, en Cúcuta de $550 mil y en Bucaramanga $460 mil.

 

"Por eso (el impuesto predial es uno de los caros de Colombia) es que muchos propietarios de casas no lo han podido pagar.”

Inchequeable
 

Explicación:Como lo explicamos más arriba el predial de Cúcuta no es uno de los más caros de Colombia. Aún si lo fuera, las razones por las que el propietario de una vivienda no lo paga dependen de diferentes factores que pueden ir desde pérdida de su capacidad adquisitiva (quedarse sin trabajo, adquirir nuevas deudas, priorizar el pago de otro tipo de impuestos) hasta la falta de cultura tributaria.

 

"La única ciudad de Colombia donde se volvió permanente el grupo élite de la Policía de Tránsito”

Falso
 

Explicación:A partir de un análisis del Observatorio Nacional de Seguridad Vial que arrojó que Cúcuta era una de las 12 ciudades con más índices de accidentalidad automovilística, la Agencia Nacional de Seguridad Vial (antiguo Fondo de Prevención Vial), le solicitó a la Policía de Tránsito que realizara acompañamientos especial en esa ciudad impulsando desde actividades pedagógicas para conductores, hasta operativos de imposición de comparendos. Si bien en 2016 lo hicieron en tres ocasiones, esas intervenciones fueron temporales y no permanentes.

 

"Y este año (...) nos van a imponer el impuesto predial para financiar cuatro proyectos”

Cierto, pero
 

Explicación:La frase original es falsa porque el impuesto predial es un tributo que se cobra todos los años y no está dirigido a financiar proyectos específicos. Ahora, si a lo que hace referencia esa frase es a que en Cúcuta van a cobrar una nueva contribución para financiar obras, es verdadera.

El Concejo está estudiando un proyecto de acuerdo presentado por el alcalde de Cúcuta, César Rojas, en el que solicitó autorización para cobrar la contribución de valorización con la que pretende recaudar $235 mil millones para financiar obras de infraestructura vial, entre esas, las intersecciones de la terminal de transportes, de la diagonal Santander con Avenida 0 y con la Avenida Gran Colombia y la del sector de Cuatro Vientos.

 

"(Ramiro Suárez) dirige y es el cerebro desde La Picota de todas las desgracias impositivas de los cucuteños”

Inchequeable
 

Explicación: Como lo ha contado La Silla, el exalcalde de Cúcuta condenado por homicidio a 27 años de cárcel, Ramiro Suárez Corzo, quien actualmente está purgando su pena en la cárcel La Picota, sí tiene injerencia en la administración de César Rojas, quien no solo hizo campaña apalancado por su estructura política, sino que también le ha dado juego en su gabinete y en varios de los proyectos que ha ejecutado en el palacio municipal. Sin embargo, es imposible afirmar que Suárez Corzo sea el cerebro detrás del cobro de la valorización, de la base sobre la que se liquida el predial o de la tarifa del alumbrado público en Cúcuta.

 

CONTEXTO

Las historias más vistas en La Silla Vacia