Plebiscito

264 resultados

Las Farc no tienen chance en política

Frase: 
Si (las Farc) eligen cinco o seis al Senado no pasa nada. En aquella época (cuando llegó el M-19 al Congreso) levantaba la mano un senador del M-19 y le decían: ‘Aquí lo inscribo de número 22’, siéntese en su curul y se sentaba y ¡no pasaba nada! Y llegaba el M-19 y presentaba una proposición en el Senado y se le negaba ¡y no pasaba nada! porque no tienen armas. Lo mismo va a pasar con las Farc.
Efraín Cepeda Sarabia

Efraín Cepeda Sarabia

Senador del Partido Conservador

Chequeo: 
Apresurado
Explicación: 

Es cierto que cuando la AD-M19 llegó por primera vez al Congreso, con nueve senadores, los partidos tradicionales los barrieron y dejaron sin mayor representación en las mesas directivas y poco margen de maniobra para meter proposiciones o tomarse la palabra, por ser minoría. Así lo recuerda uno de los entonces congresistas del EME, Everth Bustamante, hoy senador por el Centro Democrático: “Eso es cierto, fue una época muy dura. Se tenía la esperanza de una participación democrática, pero no nos la permitieron”.

Sin embargo, aunque ese antecedente existe y los políticos tradicionales siguen siendo aplanadora en el Legislativo, aún es muy pronto para decir que eso mismo le pasará al partido de las Farc. Sobre todo porque aún no se sabe cuántas curules directas les dará el gobierno en esta fase final de negociación. Y tampoco cuántas Circunscripciones especiales de paz se crearán ni dónde.

Estas circunscripciones son una figura creada en el acuerdo número dos sobre participación política según el cual, en algunas regiones azotadas por el conflicto (que se presume son aquellas donde más influencia han tenido las Farc) los movimientos sociales podrán postular candidatos que podrían llegar a la Cámara de Representantes con un umbral más bajo al de los partidos tradicionales. Dada la cooptación de muchos movimientos sociales por parte de las Farc, por esa vía, la guerrilla también podría tener más peso en el Congreso del que tuvo un movimiento como la AD-M19.

Vamos para el castrochavismo

Frase: 
El gobierno actual no es castrista pero les está abriendo el camino para las elecciones del 18 o para las elecciones del 22
Álvaro Uribe Vélez

Álvaro Uribe Vélez

Ex presidente de la República y Senador

Chequeo: 
Cierto, pero...
Explicación: 

Es cierto que el gobierno de Santos no es castrista y también que el principal objetivo de la negociación con las Farc es que dejen de buscar el poder a través de las armas para que lo hagan a través de las urnas.

Para eso, en el acuerdo de participación política se le dan garantías y apoyos especiales a los movimientos sociales, varios de los cuales tienen vasos comunicantes con las Farc.

También se acordó que habrán unas ‘circunscripciones especiales de paz’ para que en determinadas zonas (que muy probablemente coincidirán con zonas donde tienen influencia las Farc) candidatos postulados por movimientos sociales lleguen a la Cámara de Representantes con un umbral más bajo del requerido para los partidos tradicionales.

Aunque no se sabe todavía cuántas serán ni en qué regiones, el partido de las Farc no las tiene aseguradas porque se pelearán a voto.

También es posible que obtengan unas curules directas en el Senado, un punto sobre el que aún no hay acuerdo y que dependiendo de cuántas les entreguen podrían darles una ventaja en elecciones futuras.

Aunque si son menos de diez es una ventaja que no parece ser sustancial: bancadas que existen hace varias elecciones en el Congreso, como las del Mira y el Polo, solo logran tener incidencia legislativa cuando logran acuerdos con congresistas de otros partidos, y solo logran resultados electorales en lo local a punta de votos.

En conclusión, el Acuerdo sí busca que las Farc puedan hacer política y ganar elecciones. Pero tiene que ganarlas.

Con el Acuerdo Final, crece el PIB

Frase: 
Conozco alrededor de ocho o 10 estudios de universidades serias como como la Sabana y los Andes, conozco estudios de las revistas especializadas como la revista Dinero, como la revista Portafolio, que hablan de que si se firma la paz de Colombia vamos a tener un crecimiento económico importante: entre 5 y 8 puntos del producto interno bruto.
Efraín Cepeda Sarabia

Efraín Cepeda Sarabia

Senador del Partido Conservador

Chequeo: 
Falso
Explicación: 

Contrario a lo señalado por Cepeda, el informe ‘El dividendo de la Paz’ hecho en 2014 por la Universidad de La Sabana concluyó que la firma de la paz no garantiza el crecimiento económico para el país, como lo ha venido señalando el Gobierno Nacional. Lo que precisa el estudio es que, si no hubiera existido el conflicto armado en el país, el PIB de cualquier departamento pudiera haber aumentado en promedio en 4,4 puntos porcentuales entre 1988 y 2009.

Otra publicación, hecha este año por la Universidad de los Andes y denominada Paz y PIB advierte: “no esperemos que el pacto venga con una varita mágica que inflará nuestros recursos año a año”.

Proceso con Farc paralizó la economía

Frase: 
El Gobierno dice que no pone en riesgo la agenda de libertades de Colombia. Claro que está en riesgo, al país le paralizaron la economía. Con todos sus defectos el gobierno tenía una vigorosa confianza de inversión y empezaba a reducirse la pobreza… mire cómo van hoy, mire el déficit, la desinversión, los colombianos que regresaban del extranjero están volviendo al extranjero
Álvaro Uribe Vélez

Álvaro Uribe Vélez

Ex presidente de la República y Senador

Chequeo: 
Engañoso
Explicación: 

El ex presidente toma unos datos reales pero les asigna una causa que es errada, para construir un argumento que vincule la situación económica con el proceso de La Habana.

Es cierto que la economía del país se ha desacelerado, que la inversión extranjera ha disminuido y que el déficit (no es claro a cuál se refiere Uribe, pero se entendería que al fiscal) ha crecido. Pero eso no se debe a que se haya puesto en riesgo “la agenda de libertades”.

Primero, porque las vacas flacas que se empezaron a ver desde hace dos años obedecen principalmente a la baja del precio del petróleo, la caída mundial de los mercados financieros y la estructura de la economía del país muy atada a los ingresos por petróleo y minería que se creó durante el gobierno Uribe y que reforzó el primero de Santos.

Y segundo, porque no ha habido mayores cambios en materia de libertades económicas, pues las políticas económicas de Santos son similares a las que vienen desde Uribe.

Además, no es cierto que ya no se está reduciendo la pobreza: en la medición más reciente la pobreza medida en ingresos bajó del 28,5 por ciento en 2014 al 27,8 en 2015, y medida en condiciones de vida pasó del 21,9 al 20,2.

En 2010, el último año de gobierno Uribe y primero de Santos, esas cifras eran de 37,2 y 30,4 por ciento, respectivamente. Es decir, desde que salió Uribe más o menos 4,5 millones de personas han salido de la pobreza y la tendencia se mantiene.

Secuestro y violación de niños quedarán impunes

Frase: 
Hoy las Farc tendrán impunidad total para delitos atroces como reclutamiento, secuestro de niños, violación de niños
Álvaro Uribe Vélez

Álvaro Uribe Vélez

Ex presidente de la República y Senador

Chequeo: 
Falso
Explicación: 

El Acuerdo establece claramente que no podrán ser amnistiados ni indultados los delitos de lesa humanidad, genocidio y los crímenes de guerra. Como entre los de lesa humanidad está la violación y entre los de guerra está la toma de rehenes, esos guerrilleros serán condenados a una pena. Lo que pasa es que si confiesan y piden perdón recibirán una pena diferente a la cárcel como la obligación de desminar o de hacer carreteras, durante entre 5 y 8 años.

Ningún guerrillero pagará cárcel

Frase: 
Responsable o no, el comandante guerrillero nunca irá a la cárcel si acepta el delito
Álvaro Uribe Vélez

Álvaro Uribe Vélez

Ex presidente de la República y Senador

Chequeo: 
Cierto, pero...
Explicación: 

En la jurisdicción especial de paz habrá dos momentos para que los jefes guerrilleros acepten su responsabilidad penal por sus crímenes. Dependiendo de en cuál de los dos momentos lo hacen pagarán cárcel o no.

Si lo hacen en la primera fase, ante la Sala de Reconocimiento, y cuentan toda la verdad, se les aplicará una pena alternativa diferente a la cárcel de entre 5 a 8 años, que puede ser desminar o hacer una carretera o algo por el estilo.

Pero si no lo hacen en esa primera etapa del juicio y se esperan hasta antes de la condena, cuando ya el Tribunal le prueba el delito, sí podrían ser condenados a una cárcel ordinaria durante 5 a 8 años, como la que cumplieron los paramilitares de las AUC desmovilizados durante el gobierno Uribe.

Y si no confiesan, y son vencidos en juicio, les pueden meter entre 15 a 20 años de cárcel.

Los que no cometieron delitos muy graves serán amnistiados.Pero el mismo Uribe ha dicho que está de acuerdo con que los que no cometieron graves delitos no paguen cárcel, como sucedió con los paramilitares rasos.

Si Farc no confiesa, tendrá cárcel

Frase: 
Hay que aclarar, además, que si un miembro de las Farc deja por fuera de su testimonio algún delito tendrá que enfrentarse a la justicia ordinaria, y que habrá sanciones severas contra quienes hayan cometido crímenes de lesa humanidad
César Gaviria Trujillo

César Gaviria Trujillo

Ex presidente de la República

Chequeo: 
Engañoso
Explicación: 

Lo que dice el ex presidente es engañoso primero porque solo una fracción minoritaria de los guerrilleros pagara alguna pena incluso dentro de la Jurisdicción Especial de Paz. La mayoría serán amnistiados. Frente a aquellos que se pueda demostrar que estuvieron vinculados a las situaciones más graves de delitos de lesa humanidad y crímenes de guerra, deben contar toda la verdad. Pero aún si no la cuentan no es cierto que automáticamente quede sometido a la justicia ordinaria como dice Gaviria.

Como quedó escrito en el acuerdo de víctimas firmado en diciembre del año pasado, el que cometió el delito atroz tiene dos momentos para contar la verdad. Si la cuenta ante la Sala de Reconocimiento recibirá una pena alternativa diferente a la cárcel de entre 5 y 8 años. Si no lo hace y se espera al juicio ante el tribunal y lo hace antes de que lo condenen entonces sí pagaría cárcel de entre 5 a 8 años. Y solo si no lo hace en ninguna de las dos instancias y el Tribunal Especial para la Paz comprueba que se cometió un delito que el procesado no confesó, podrá ser condenado dentro de ese mismo Tribunal con penas de cárcel que pueden ser de hasta 20 años en la justicia ordinaria.

Con la firma, habrá paz

Frase: 
El presidente Juan Manuel Santos ha tenido la valentía, la decisión, la perseverancia, junto con los delegados de las Farc, de construir un acuerdo de paz que no sólo le traerá la paz a los colombianos, sino que se va a constituir, se ha constituido ya, en un modelo de paz para resolver otros conflictos armados en el mundo.
Antonio  Sanguino

Antonio Sanguino

Concejal de Bogotá

Chequeo: 
Apresurado
Explicación: 

Aunque hay una observación expectante y apoyo en la comunidad internacional a los acuerdos de paz en Colombia y su modelo de justicia transicional después de la Convención de Roma y del establecimiento de la Corte Penal Internacional constituye un desarrollo en el área de resolución de conflictos, aún es muy pronto para asegurar que este proceso ya es un ejemplo para resolver otras guerras en el mundo por la sencilla razón de que no se ha firmado todavía el Acuerdo Final y mucho menos aplicado para ver si funcionó.

Si traerá o no paz a los colombianos solo se sabrá en unos años.

Si gana el No, viene la guerra

Frase: 
Si estos [los acuerdos] no se aprueban en el plebiscito, es duro decirlo, pero volvería la guerra.
César Gaviria Trujillo

César Gaviria Trujillo

Ex presidente de la República

Chequeo: 
Apresurado
Explicación: 

Aunque esta ha sido la tesis que ha usado el gobierno en esta campaña, en realidad nadie sabe qué pasaría si llega a perder el plebiscito en las urnas. Aunque la guerrilla desmintió a Santos, a través de Carlos Antonio Lozada, diciendo que si gana el NO no volverían a la guerra, el jefe del equipo negociador de esa guerrilla, Iván Márquez dijo el pasado 5 de agosto que la dejación de las armas y la concentración de esa guerrilla en las zonas de ubicación está "supeditada a las normas que garanticen la seguridad jurídica de la insurgencia y que, en consecuencia deberá estar refrendado el acuerdo final".

Es decir, sin refrendación, no se concentran ni dejan las armas en el plazo de seis meses pactado. Si eso significa que siguen en la Habana esperando a negociar ‘un mejor acuerdo’ o si esto significa que se paran de la mesa y acaban el cese unilateral es difícil de predecir.