Por Mauricio Rubio · 07 de Febrero de 2012

11921

216

Una  a la  señala con razón que en los dichos callejeros no distinguí halago de agresión verbal. En efecto, no hice explícito que escribí pensando en los piropos de andamio, los de obrero, los clásicos. Con esos en mente quiero insistir en que la cruzada contra el "acoso callejero" es criticable ante todo por clasista. Sin datos y pocos testimonios, recurro a mi experiencia como espectador y al foro tras la defensa.  

Mi primer contacto con el piropo fue a los diez años, cuando a mi hermana mayor le lanzaron desde una obra un "¡qué piernas!". Sin pensarlo reviré “¡grítele a su mamá!”. Muy machito, quería arreglar cuentas con esos atrevidos pero ella me disuadió. En la casa se discutió el incidente concluyendo que a esas bobadas no se le paraban bolas. En las reacciones al halago no primaron consideraciones de género. En el debate familiar tampoco. Con un "pasito que pueden oír" la atención se centró en los dilemas de vivir en un país con tales diferencias sociales. 

Fue inevitable al leer un testimonio de  una mezcla de condescendencia y molestia.  Lo discutí con gente cercana y la impresión incluso femenina fue similar: “¿dónde cree que vive?”. Compartimos  la sospecha que esa joven entre atemorizada, desafiante y torpe, no ha conocido bien a un obrero, de pronto ni ha hablado con uno. Tal vez el contacto se ha limitado a miradas despectivas, del tipo “conmigo ni sueñe”. Imaginamos a las que exigen respeto en la calle llegando a su casa para ser atendidas por otra mujer de clase social inferior, tan respetada que no come sentada en la mesa con la familia sino en un butaco en la cocina. O reaccionando de forma hiriente a la torpeza de un mesero, o insultando étnicamente al chofer de un bus. Intuímos que esas casas no quedan en los barrios de las verdaderas víctimas de la violencia sexual callejera. Son conjeturas que habrá que corroborar.

Por mi oficio paralelo he pasado años metido en obras y así conocí un piropero consagrado. Esgar era un ayudante de albañilería trabajador, inteligente, honrado y ambicioso. Muchas veces  lo oí echando piropos, todos asimilables a los  por estudiantes javerianas. Bien plantado, era exitoso con las mujeres de su barrio. Soltero y garoso, flirteaba en toda la ciudad con esporádicos triunfos. En una sociedad menos clasista hubiese coronado a diario con creces. Una amiga cercana me confesó una vez que la atraía físicamente. Provocándola le dije “avise y le hago el cruce”. Me cortó en seco, “eso no se puede”.  ¿No es esa barrera infranqueable puro clasismo?

Atrévete! y varios comentarios a la defensa destilan clasismo del ofensivo. Volver peligroso al extraño, como en el primer mundo criminalizar al inmigrante, roza el racismo. Es discriminación lo que eleva a amenaza sexual un "qué ojos tan leendos" desde un andamio y transforma el "no me gusta lo que me dijeron" en "un indio casi me viola". A la segregación de siempre se le da ahora nuevo impulso con la hipócrita disculpa de combatir el machismo. 

Una forista hizo explícito el peligro, "del piropero al violador no hay un trecho tan grande". Otra lo amplió, “antes de que una mujer sea abusada, otras expresiones dan cuenta de la violencia ... Hay miradas, hay palabras, hay gestos”. El horror no es sólo el piropo, son los patanes que, aún con bozal, podrían atacar. Pero los  en Colombia no tienen nada que ver con el "pisss...pisss, una miradita". Lo común es un atracador que capitaliza el pánico de su víctima para violarla, o un reincidente que la engaña. Las violentadas reales son menores y viven en barrios más populares que las susceptibles con un dicho. 

La  de piropos antioqueños hecha por una polaca corrobora la esencia de la cruzada. Una extranjera vacunada contra ese clasismo atávico no se siente agredida con las frases de extraños que ofenden a las niñas bien locales. 

Hace un siglo en los EEUU hubo unos piroperos peculiares, los mashers, "hombres blancos bien vestidos cuyo comportamiento era más irritante y cómico  que amenazante".  ni siquiera es novedoso.  fue el movimiento, también clasista, para neutralizarlos. Era la época de la industrialización y campesinos solteros llegaban a compartir las calles con mujeres más educadas. Nunca fueron acusados de violadores, ese estigma recaía en el black rapist. En Colombia hoy, sin un personaje urbano con el sello de violador, se le endosa la amenaza al obrero piropero.

La combinación de la cruzada con la Slutwalk potencia la intolerancia elitista.  sin atenuantes el derecho de las mujeres a vestirse como deseen y me parece un despropósito aducir que eso disculpa las violaciones, o el manoseo. Pero tengo dificultades para entender por qué en la calle no asumen sin drama las consecuencias de vestirse como les da la gana: unos miran, otros opinan, otros sueltan un piropo. Como anotó una amiga segura y sensata: “una minifalda no es autorización para que me toquen, pero obviamente es una provocación para que me miren”.

Hago paralelos con otros contextos y sigo sin entender por qué se espera que una declaración pública, “vean mis piernas”, no genere reacciones. Es como si  una radiodifusora que emite señales se disgustara porque quienes las reciben no son los targets previstos, y los tachara de peligrosos. Parece que sólo un grupo selecto, de la misma clase social para arriba, está autorizado a captar la onda y reaccionar. Los demás que se callen, sobre todo si son obreros.

A Esgar yo le firmaría una recomendación para cualquier puesto, incluso de celador en una residencia femenina. A pesar de que le gustan, jamás puso la mano en cola ajena sin permiso, porque sabe de flirteo. No creo que haya desperdiciado piropos en asustadas y desdeñosas víctimas de una violencia sexual imaginaria. De pronto se habrá burlado de ellas, por clasistas.

 

Comentarios (216)

MAG

- 07 de Febrero

0 Seguidores

De acuerdo con la relación de rechazo al piropo dependiendo del emisor del mismo. Es un sintoma de la sociedad clasista y arribista. La película The...+ ver más

De acuerdo con la relación de rechazo al piropo dependiendo del emisor del mismo. Es un sintoma de la sociedad clasista y arribista. La película The Help (Historias Cruzadas) es una historia de ocurrencia diaria en Colombia. Con sólo ver las fotos de fin de año de las señoras bien del Cauca con sus "sirvientas" negras de fondo se puede refrendar eso. Sin embargo, quiero agregarle esto, debido a la movilidad social que ha traído en Colombia el contrabando, el narcotráfico y la contratación pública, muchos de los piroperos rechazados hace 30 años hoy son dueños de pueblos y veredas, con sus segundas generaciones insertadas en el jeep-set nacional o local pero manteniendo sus viejas costumbres. Por su poder económico, social o político, su piropo es ahora aceptado y consentido por quienes antes ´lo rechazaban. En últimas, la calificación del "piropero violador" queda circunscrita al obrero y su transformación a gentil halago depende de la situación económica del emisor.Arribismo puro.

Mauricio Rubio

- 07 de Febrero

0 Seguidores

No he visto la película, gracias por el dato. El tema de clasismo con los narcos da para mucho. Siendo justos, además del arribismo ahí hay otro el...+ ver más

No he visto la película, gracias por el dato. El tema de clasismo con los narcos da para mucho. Siendo justos, además del arribismo ahí hay otro elemento importante: la oferta de adrenalina. En esa pista el clasismo tuvo un disfraz muy sutil: sólo una pequeña élite intelectual se consideró autorizada para flirtear con guerreros, siempre que fueran de izquierda y no campesinos. De ahí para abajo esa misma elite, que incluye feministas, supone que todas han sido forzadas.

J. Felipe Parra

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Yo creo que usted tiene que meter en la ecuación no solamente el tema de los piropos y el clasismo sino la educación sexual que tenemos sumada a una...+ ver más

Yo creo que usted tiene que meter en la ecuación no solamente el tema de los piropos y el clasismo sino la educación sexual que tenemos sumada a una larguísima historia de abuso hacia la mujer por fenómenos de violencia como parte de un ADN cultural que ve cualquier cambio en la entonación como un posible paso a una acción sexual violenta o agresiva.
No es de poca monta.
A veces se olvida que este país vive en un estado de Estrés Post Traumático y la sexualidad y sensualidad femenina no es la excepción. Por eso es fácil que salgan Vengadoras y Reinvicadoras, porque *en la realidad* el espacio para poder ser en sus cuerpos no existe... este es un país de operaciones culturales y simbólicas MUY machista y por parte de las mujeres MUY consumista. Mientras esa ecuación y visibilización no cambie, eso no va a cambiar.
Un ejemplo sobre como hacerlo: si cada mes se empezara a hacer un acto de visibilización sobre las mujeres desplazadas que han recuperado derechos y espacios, podríamos...

J. Felipe Parra

- 07 de Febrero

0 Seguidores

empezar a relacionarlo en estas generaciones con pasadas generaciones de mujeres que nunca tuvieron en el imaginario del país una voz y un cuerpo par...+ ver más

empezar a relacionarlo en estas generaciones con pasadas generaciones de mujeres que nunca tuvieron en el imaginario del país una voz y un cuerpo para expresarse y evitar la acumulación mental que cae inexorablemente en dramatizaciones de situaciones más llanas.
Muchas abuelas sufrieron por ello. Muchas tías, tíos, et al, se invisibilizaron en el proceso de reconocer qué es y cuál es el límite entre la violencia y la no violencia con una mujer. Pero eso solo se sabe poniéndolo sobre la mesa. Y el país tiene una deuda ENORME con ello, que va más allá de un bienintencionado 'ay relájate' para quedar bien en sociedad; la mujer apropiada de su propia corporeidad implicaría un cambio cultural fuertísimo en el cual, es bastante probable que no solo no se confunda y mezcle con clasismo y racismo el exigir que respeten su cuerpo, aunque lo admiren -para una mujer o un hombre-.
Buena nota, me pareció interesante y los links bastantes completos. :) Gracias.

Mauricio Rubio

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Varias ideas de su comentario me dejan pensando. Globalmente creo que las comparto. Aprecio mucho que las haya expuesto de manera amable a pesar de no...+ ver más

Varias ideas de su comentario me dejan pensando. Globalmente creo que las comparto. Aprecio mucho que las haya expuesto de manera amable a pesar de no estar en completo acuerdo conmigo. Le confieso que tengo un problema con la apropiación que se hace del sometimiento de las mujeres en el pasado. El manejo de las víctimas ya es bien complicado cuando se trata de las personas que realmente sufrieron un daño para, encima, sumarle otras que reclaman por lo que se les hizo a sus antepasadas. No he visto una actitud similar en los hombres que bien podríamos decir algo como "nos deberían compensar pues nosotros hemos puesto todos los muertos en las guerras" o "merecemos ciertas prerrogativas pues es indignante que algunos congéneres no hayan podido dejar descendientes" algo que ha sido mucho más común en hombres que en mujeres. Hay suficientes problemas hoy como para sumarles los del pasado.

J. Felipe Parra

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Los hombres no tenemos pero ni la MÍNIMA idea sobre reclamar nuestra corporeidad. ¿Usted ha caído en cuenta que debido a la historia de este país,...+ ver más

Los hombres no tenemos pero ni la MÍNIMA idea sobre reclamar nuestra corporeidad. ¿Usted ha caído en cuenta que debido a la historia de este país, el imaginario militarista del cuerpo está terriblemente pegado al ADN cultural? No hay posibilidades de otros cuerpos -y el tema LGBTQ lo pone clarito-.
Todo eso es necesario. Ya los tiempos de hacer esas reparaciones a parches pasó. Como dicen los mexicas, 'a huevo y candela' con el arreglo... y sí, sé que eso implica un cambio total, pero sano NO ES el seguir con lo que hay.
Ah, y no es que no esté completamente de acuerdo con usted o no, es que solo ví que faltaba arrojar luz por ahí. :)

Marcela Gómez

- 07 de Febrero

0 Seguidores

La crítica clasista sería justa si todas las mujeres fueramos clasistas. Pero lo cierto es que no todas las mujeres somos clasistas. Yo por ejemplo ...+ ver más

La crítica clasista sería justa si todas las mujeres fueramos clasistas. Pero lo cierto es que no todas las mujeres somos clasistas. Yo por ejemplo no distingo la clase social de quien me piropea. Simplemente me molesta que sin vestirme con minifalda, sin usar escote y tacones, o poniéndolo en los términos de su analogía con la radiodifusora, sin estar enviando “señales”, aun así algunos hombres que no conozco opinen sobre mi físico en la calle. Me ha tocado soportar tanto el piropo del obrero como el del tipo que en su vestido de Oscar de la Renta y bañado en su colonia de Hugo Boss me dice lo que ya sé: que soy linda (y advierto que honestamente no me creo tan linda como me lo dicen). Simplemente no veo por qué debo soportar la opinión de quienes en la calle quieren opinar sobre cómo luzco, acaso yo les pregunte? acaso quiero saberlo? si quisiera saberlo les preguntaría. Pero no, ellos opinan como si tuvieran derecho a hacerlo. Ir en contra de eso qué tiene de clasista?

Mauricio Rubio

- 07 de Febrero

0 Seguidores

El mundo no es blanco y negro. Cualquier característica de un grupo social, incluyendo el clasismo no se reparte de manera uniforme. Con su estricto ...+ ver más

El mundo no es blanco y negro. Cualquier característica de un grupo social, incluyendo el clasismo no se reparte de manera uniforme. Con su estricto criterio, sería injusto criticar a los prelados de la Iglesia por encubrir curas pederastas porque no todos los obispos lo hicieron. Hablo de algo como un promedio, un “tipo ideal”. Puede que haya excepciones puntuales pero no es arriesgado afirmar que países como Colombia son más clasistas que los escandinavos pues , entre otros indicios, allá la empleada, si la hay, sí come en la mesa. Le creo lo que dice que usted no filtra por clase los piropos, pero apuesto que su reacción a un “qué linda que está hoy, Marcela” dicha, por ejemplo, por el Presidente de la República que la condecora no sería de indignación, de “Sr Presidente, ¿acaso le pregunté? ¿acaso quiero saberlo? ”. Con un ruso seguramente sí.

Marcela Gómez

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Soy abogada y he tenido que soportar piropos de abogados de todas las clases sociales en interrogatorios, en prácticas de pruebas, en la baranda de l...+ ver más

Soy abogada y he tenido que soportar piropos de abogados de todas las clases sociales en interrogatorios, en prácticas de pruebas, en la baranda de los juzgados, etc. Incluso he tenido que soportar piropos de los "honorables" Jueces de la República, incluyendo Magistrados muy respetables. Y sabe? todos sus piropos me molestan. TODOS. A mí no me importa si es un Magistrado o el mismísimo presidete de Colombia o USA, mi molestia siempre será la misma porque el piropo, sin importar el título de quién provenga, es una intromisión en mí espacio privado y en mí intimidad. Por ello hasta a los Magistrados les he pedido que respeten! Así que Mauricio, perdió su apuesta. Dígame que me gane? dígame que mi premio es que usted hará un esfuerzo por ser empático con las mujeres que recibimos constantemente piropos en la calle por tipos que no conocemos y que se creen que tienen el derecho a opinar sobre cómo lucimos. Hágalo solamente como ejercicio para que se acerque a entender qué se siente.

Mauricio Rubio

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Aquí ya se salió del tema del piropo de andamio, que es el de esta columna. Sinceramente celebro su consistencia en rechazar los piropos independien...+ ver más

Aquí ya se salió del tema del piropo de andamio, que es el de esta columna. Sinceramente celebro su consistencia en rechazar los piropos independientemente del nivel social de quien los echa. Los casos que usted cita me parece que entran ya en el terreno del acoso sexual laboral, y la felicito por haberle pedido respeto a los magistrados.
Lo siento, pero sigo sin creerle que al mismísimo presidente lo frenaría en seco.

Marcela Gómez

- 09 de Febrero

0 Seguidores

Mauricio aquí nadie se ha salido del tema. Claro que por su respuesta veo que eso es lo que usted prentende. O dígame, por qué dice que por hablar ...+ ver más

Mauricio aquí nadie se ha salido del tema. Claro que por su respuesta veo que eso es lo que usted prentende. O dígame, por qué dice que por hablar de los piropos que echan los hombres de estrato seis me salí del tema? Luego el tema no es el clasismo (el hombre estrato seis Vs. el "ruso" estrato uno) y el piropo? si el tema no es ese entonces cámbiele el título a su columna. Sea consecuente, o por lo menos inténtelo. Ví en su blog que usted critica a las "feministas" porque según usted no se puede debatir con ellas, pero lo que veo es que con quien no se puede debatir es con usted. He leído los otros comentarios también y veo que en muchos su estrategia es la misma que está usando conmigo: evadir las respuestas cuando no las tiene o desviar el punto central de debate cuando se siente cuestionado. Así es mu difícil Mauricio. Eso no lleva a ninguna parte y lo único que hacemos es perder el tiempo. Acepte algún argumento o destrúyalo, pero no lo evada...

Marcela Gómez

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Por otro lado, si la “cruzada” contra el piropo, como usted la llama, fuera solamente para silenciar a los obreros y pedirles solo a ellos que se ...+ ver más

Por otro lado, si la “cruzada” contra el piropo, como usted la llama, fuera solamente para silenciar a los obreros y pedirles solo a ellos que se guarden sus opiniones que nadie les ha pedido, pues le daría toda la razón a su critica de clasista. Pero lo cierto es que la “cruzada” no es solo para silenciarlos a ellos. Es para silenciar también a los economistas, ingenieros, abogados, médicos, periodistas, filósofos, biólogos, científicos, y todo aquel que, sin importar su clase social, su raza, su género o su preferencia sexual, irrumpa en el espacio privado de un transeúnte, con sus opiniones sobre el físico del otro. Es decir, la “cruzada” es para silenciar a aquél desconocido que se atribuye el derecho a opinar sobre mí físico sin que se lo haya preguntado. Es mí físico y la forma en que luzco es parte de mí derecho a la intimidad y a mi espacio privado y debe ser respetado por todos (no solo por los obreros). Entonces, qué tiene esto de clasista?

Marcela Gómez

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Y finalmente, Mauricio yo no creo que la lucha en contra del piropo como agresión verbal en la calle sea un asunto de clase. Eso sería muy superfici...+ ver más

Y finalmente, Mauricio yo no creo que la lucha en contra del piropo como agresión verbal en la calle sea un asunto de clase. Eso sería muy superficial. Como ya le dije, es válido como usted lo expone si efectivamente la "cruzada" fuera en contra solo de los piropos de “andamio”. Pero lo cierto es que no es así. Le expuse mi caso y conmigo hay muchas mujeres a las que no nos gustan los piropos, incluyendo los piropos del más distinguido pero aun desconocido transeúnte que quiere decirme lo que ya sé. Tratar de mostrarlo como usted lo muestra es hablar de la mitad de la historia nada más. Y eso le quita todo el trasfondo y la importancia que tiene. No tome el piropo en la forma en que le convenga. Tómelo como es, como pasa en la vida diaria. Y una vez visto en todo su contexto, cuéntenos si sigue creyendo que el rechazo al piropo es un asunto de clase. Saludos.

reth2002

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Totalmente de acuerdo con Marcela Gómez. Las mujeres no solo deben soportar un sistema de opresión,sino que según Rubio deben celebrar con vitores ...+ ver más

Totalmente de acuerdo con Marcela Gómez. Las mujeres no solo deben soportar un sistema de opresión,sino que según Rubio deben celebrar con vitores los piropos, las que no lo hacen son ahora clasistas. Creo que con su columna pretende endilgar a las mujeres una responsabilidad específica sobre el racismo y el clasismo que no es de un sexo determinado sino de toda la sociedad (por cierto su columna en si misma tiene un tufillo de clasismo). Creo que tiene algo de iluso pensar que un contexto social nada tiene que ver con la violencia, su interpretación simplista de piropo=feminicidio es más una parodia de las luchas feministas y de análisis académicos serios sobre la construcción del prejuicio, que un argumento. No se trata de algo causal, los piropos, como los chistes, como las novelas etc... también construyen un imaginario de control, dominación y subordinación del cuerpo de la mujer en el que el hombre tiene el control y puede decir y hacer lo que quiera, sea de la clase que sea.

Mauricio Rubio

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Su comentario destila tanta molestia que cuesta trabajo contestarlo. Revíselo y verá que me adjudica cosas que no he dicho, como que “deben celebr...+ ver más

Su comentario destila tanta molestia que cuesta trabajo contestarlo. Revíselo y verá que me adjudica cosas que no he dicho, como que “deben celebrar con vitores los piropos”. O que es por eso que son clasistas. O que le endoso la responsabilidad del clasismo a las mujeres. Es casi obvio que una columna escrita por un colombiano con educación universitaria tiene que tener un tufillo clasista, pues en esa sociedad me criaron. La interpretación simplista piropo=feminicidio es exactamente lo que critico, y está explícita en Atrévete. El hecho que me la adjudique me hace pensar que la molestia no la dejó interpretar adecuadamente lo que leyó. Su cliché doctrinario del final ya está demasiado traqueado y es tan poco lo que aporta, para entender o mejorar un ápice la situación de las mujeres colombianas reales que sólo produce amargura e invita a la inacción. Y hace imposible el diálogo o el debate.

Felipe Salcedo

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Hace unos días con un amigo (ingeniero) tomamos un taxi que conducía una mujer (de más humilde condición que nosotros) y nos preguntó, "a donde l...+ ver más

Hace unos días con un amigo (ingeniero) tomamos un taxi que conducía una mujer (de más humilde condición que nosotros) y nos preguntó, "a donde los llevo?" Mi amigo contestó "a donde usted quiera, mamita". Por el retrovisor pude captar la expresión de molestia de la mujer, que seguramente debe tener que soportar este tipo de incómodas situaciones frecuentmente en su trabajo. Que tiene que ver este tipo irrespeto con el clasismo que menciona Mauricio en su columna?! Cuando entenderá Mauricio que el punto fundamental de discusión es el acoso callejero?! No estamos hablando de violaciones (bienvenidas todas las otras campañas en contra de ellas). No estamos hablando del "derecho a pedirlo"; si mi amigo queria era pedírselo a la taxista que recién conocía (que no creo) pues debió iniciar con ella una conversación respetuosa, de igual a igual. Será mucho pedir que Mauricio por fin se enfoque en el tema de discusión? Queremos un sociedad sin piropos, que respete el derecho a la intimidad.

siquierasemurie...

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Algunas ves en un vallenateadero fui amacizado (sin preguntarme!!!!) por una costeña. Y un amigo muy sabiamente me dijo que este acto no tenia una co...+ ver más

Algunas ves en un vallenateadero fui amacizado (sin preguntarme!!!!) por una costeña. Y un amigo muy sabiamente me dijo que este acto no tenia una connotación sexual, ni tampoco era un abuso y ni siquiera un acoso. Sino que la susodicha bailaba asi con su abuelito, con su papa, con su hermano, etc. ;)

Felipe Salcedo

- 07 de Febrero

0 Seguidores

No entiendo cual es su punto. Acaso piensa que una taxista que recibe un piropo de un cliente siente algo parecido a lo que siente usted cuando sus co...+ ver más

No entiendo cual es su punto. Acaso piensa que una taxista que recibe un piropo de un cliente siente algo parecido a lo que siente usted cuando sus compañeras de baile costeña lo amacizan?

Mauricio Rubio

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Su anécdota refuerza el argumento del clasismo por un lado que no abordé : ellos hacia ellas. Su amigo se sintió con derecho porque la taxista era...+ ver más

Su anécdota refuerza el argumento del clasismo por un lado que no abordé : ellos hacia ellas. Su amigo se sintió con derecho porque la taxista era "de más humilde condición". Para la misma pregunta hecha, digamos, por la esposa del jefe, él se habría ahorrado el mamita, y cambiado el tono hacia más respeto. Sin conocerlo, me resulta fácil suponer que su amigo sí lo estaba pidiendo. No hubo química con la taxista, o ella era casada, o tal vez incomodó que usted estuviera ahí, pero es verosímil que un incidente similar termine en motel. Su derecho a la intimidad, me imagino, es bien segregado por clases. ¿Tiene alguna sugerencia de cómo se deben tramitar los romances, o los polvos, interestrato en Colombia si no es con piropos en la calle? ¿Un baile mensual en la plaza de toros, bien democrático? Hable con taxistas y se sorprenderá de lo útiles que les son los piropos. Mientras no sea con niñas bien.

Felipe Salcedo

- 08 de Febrero

0 Seguidores

1. Estamos de acuerdo entonces en un punto fundamental: reconoce ud que en ese acto mi amigo “se sintió con derecho…” y utilizó un tono poco r...+ ver más

1. Estamos de acuerdo entonces en un punto fundamental: reconoce ud que en ese acto mi amigo “se sintió con derecho…” y utilizó un tono poco respetuoso al decirle “mamita” a la taxista. Esa es la calve por la cual yo abogo por una sociedad sin piropos: porque son actos en que un ser humano se siente con un derecho sobre otro (no considerándolo sujeto de derechos, sino únicamente objeto de sus deseos) y en uso de ese supuesto derecho que se atribuye irrespeta a la otra persona. Así como defiende ud el derecho de Esgar, ¿también defiende el derecho de mi amigo de decir lo que dijo aun pareciéndole a ud un acto irrespetuoso?
2. También estamos de acuerdo en que en algunos piropos puede haber clasismo, así como también puede haber clasismo en algunas reacciones contra unos piropos y en que vivimos en una sociedad clasista. Todo eso es cierto pero, de nuevo, el clasismo no es el tema. El tema es el acoso callejero el cual puede darse tanto conjunta como independientemente del clasismo.

Mauricio Rubio

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Un problema que usted no ha tenido en cuenta es que ni siquiera todas las mujeres comparten su ideal de una sociedad sin piropos. Revise los comentari...+ ver más

Un problema que usted no ha tenido en cuenta es que ni siquiera todas las mujeres comparten su ideal de una sociedad sin piropos. Revise los comentarios a este artículo y verá que no todas quieren eso que usted considera fundamental.

Felipe Salcedo

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Algunas mujeres no comparten el ideal de una sociedad sin piropos y otras, inclusive muy honorables paralamentarias, creen que las mujeres a veces se ...+ ver más

Algunas mujeres no comparten el ideal de una sociedad sin piropos y otras, inclusive muy honorables paralamentarias, creen que las mujeres a veces se ganan las tundas que las dan sus maridos. Ninguno de estos casos ejemplos me lleva a dejar de trabajar por mis ideales.
Lamentable que no debata mis argumentos, responda a mis preguntas (yo he respondido todas las suyas) y desvíe el las coversaciones, así es muy difícil debatir.

Felipe Salcedo

- 08 de Febrero

0 Seguidores

3. En su artículo crítica a quienes estamos en contra de los piropos por ser clasistas. Ahora, en la respuesta que me da, dice ud que en un piropo (...+ ver más

3. En su artículo crítica a quienes estamos en contra de los piropos por ser clasistas. Ahora, en la respuesta que me da, dice ud que en un piropo (como el de mi amigo a la taxista) se ve también reflejado el clasismo. Por lo tanto critica ud a quienes se quejan de los piropos de Esgar por clasistas, pero ¿defiende el derecho de mi amigo de (en un acto clasista) echarle el piropo a la taxista? ¿Sólo defiende los piropos que no sean clasistas, o defiende todos los piropos en general, aun los clasistas?

Felipe Salcedo

- 08 de Febrero

0 Seguidores

4. Supone ud que mi amigo lo estaba pidiendo (esa es una falla en sus dos columnas, supone ud muuuuchas cosas que no puede verificar y sin embargo sí...+ ver más

4. Supone ud que mi amigo lo estaba pidiendo (esa es una falla en sus dos columnas, supone ud muuuuchas cosas que no puede verificar y sin embargo sí pide pruebas para validar las afirmaciones de los que piensan diferente de ud, como los que ven algún tipo de relación entre piropos y conductas más graves). Le pregunto, ¿ud realmente cree que mi amigo después de 3 segundos de interacción con la taxista en los que solamente le pudo ver la cara fugazmente decidió que se quería acostar con ella y que se lo iba a pedir? ¿No hubiera valido la pena siquiera mirarle primero el culo, las tetas o las piernas? Eso para dejarlo solamente en el plano físico, que me imagino es el único que importa a hombres que quieren sexo con mujeres que conocieron hace 3 segundos …

Mauricio Rubio

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Cual era entonces la intención de su amigo, usted que lo conoce? Hacer sentir mal a la taxista? Buscaba dominarla, como le diría de inmediato alguna...+ ver más

Cual era entonces la intención de su amigo, usted que lo conoce? Hacer sentir mal a la taxista? Buscaba dominarla, como le diría de inmediato alguna feminista?

Felipe Salcedo

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Cuando nos vajamos del taxi, lo cuestioné por su acto. El se defendió diciendo " pero es que dio papaya". Yo no creo que el tuviera ninguna intenci...+ ver más

Cuando nos vajamos del taxi, lo cuestioné por su acto. El se defendió diciendo " pero es que dio papaya". Yo no creo que el tuviera ninguna intención particular, de hecho fue una reacción casi automática, no creo que en 3 segundos el haya maquinado nada. Esa reacción automática es un reflejo de que hay una idea interiorizada en las mentas de nuestros hombres, en esta sociedad patriarcal, de que la mujer es solo un objeto de la satisfacción del hombre. Eso es lo que queremos que se exponga a la luz para que cambie.

Felipe Salcedo

- 08 de Febrero

0 Seguidores

5. Ud también supone que algún porcentaje de los piropos terminan en polvo. Yo no lo creo, no conozco ningún caso, pero lo invito a que muestre sus...+ ver más

5. Ud también supone que algún porcentaje de los piropos terminan en polvo. Yo no lo creo, no conozco ningún caso, pero lo invito a que muestre sus cifras y fuentes creíbles para hacer esa afirmación (más allá de lo que le hayan dicho algunos taxistas). ¿Cuál es el porcentaje de piropos que terminan en polvo? De ese número de “positivos” ¿cuántos hubieran terminado igualmente en polvo si en lugar de empezar con un “¿quien pidió pollo?” la conversación entre desconocidos hubiera empezado con un “¿esta buseta va por la 15?”?

Mauricio Rubio

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Si las tuviera las habría expuesto. Pero para rebatir la afirmación "todos los piropos son violencia sexual" basta con citar un contra ejemplo.
...+ ver más

Si las tuviera las habría expuesto. Pero para rebatir la afirmación "todos los piropos son violencia sexual" basta con citar un contra ejemplo.

Felipe Salcedo

- 08 de Febrero

0 Seguidores

6. Me pregunta ud “¿Tiene alguna sugerencia de cómo se deben tramitar los romances, o los polvos, interestrato en Colombia?” Pues idealmente de ...+ ver más

6. Me pregunta ud “¿Tiene alguna sugerencia de cómo se deben tramitar los romances, o los polvos, interestrato en Colombia?” Pues idealmente de la misma manera que los romances y polvos entre el mismo estrato, yo no trataría de diferenciar unos de otros. Si me amigo realmente se quería acostar con la “humilde” taxista pues tiene todo el derecho a pedírselo. Pudo haber iniciado una conversación respetuosa con ella y si después de un tiempo de interacción entre dos seres humanos con igualdad de derechos y deseos se veía que hay algún tipo de “química” no veo ningún problema que le hiciera la propuesta. Obviamente, si en la conversación no se ve nada de empatía, y el tipo no logra arrancarle siquiera una sonrisa pues también me parecería inapropiado que se lo propusiera, pero ese es otro tema. Para pedírselo a alguien no hay necesidad de echar piropos, sino ud y yo y la gran mayoría de mis amigos seríamos vírgenes.

Mauricio Rubio

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Me parece que usted está tratando de establecer una especie de estándar correcto para flirtear. Si usted quiere hacerlo así perfecto pero no todo e...+ ver más

Me parece que usted está tratando de establecer una especie de estándar correcto para flirtear. Si usted quiere hacerlo así perfecto pero no todo el mundo debe tener su misma aproximación.

Felipe Salcedo

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Yo no busco un estandar perfecto, simplemente uno más civilizado que el actual, en el que como ud mismo ha aceptado, se le falta al respeto a una tax...+ ver más

Yo no busco un estandar perfecto, simplemente uno más civilizado que el actual, en el que como ud mismo ha aceptado, se le falta al respeto a una taxista al echarle un piropo. En donde vivo actualmente no existe el acoso callejero (nadie le echa piropo a nadie!), ni nadie se queja ni se lamenta de que no los haya; esto es así sin que haya ley prohibiendo los piropos y, por supuesto, sin que la gente esté siguiendo mi estandar! Simplemente son más educados.
Finalmente le reitero que es lamentable que usted no haya discutido muchos de mis arguemntos en los comentarios de abajo y no haya respondido muchas de mis pregutnas (yo he rspondido todas las suyas). Así es muy difícil debatir.

Bat

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Quisiera saber cuántas mujeres han recibido este piropo: (clasificado como "clásico" en este blog): "¿Cuánto te ha pagado el Ayuntamiento para que...+ ver más

Quisiera saber cuántas mujeres han recibido este piropo: (clasificado como "clásico" en este blog): "¿Cuánto te ha pagado el Ayuntamiento para que andes por la calle?". O hasta este otro: "Morena, necesitas señalización con tanta curva que tienes" (incorporado también en los "clásicos").
También quisiera saber a cuántas les han dicho perlas de este estilo: "Si como camina, cocina, me le como hasta el calentao" (me sorprende que no esté en un top 10).
Al señor Mauricio Rubio: personalmente, me incomodan los piropos porque los veo como un gesto simbólico de imposición machista en las calles. Y si piensa que es clasismo, cuando le quede un tiempito, lo invito a que lea un libro que escribí. Le envié un mensaje a su correo con el nombre y la ubicación del texto.
El clasismo habita a algunos hombres, a algunas mujeres. Y siempre tiene un pretexto para manifestarse. Pero creo que es sofístico asociarlo tan olímpicamente a temas de género.

Bat

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Por si las dudas, un panorama que al menos debe llamar a cierta reserva a la hora de emitir afirmaciones categóricas sobre la condición de la mujer ...+ ver más

Por si las dudas, un panorama que al menos debe llamar a cierta reserva a la hora de emitir afirmaciones categóricas sobre la condición de la mujer en Colombia: http://www.eltiempo.com/colombia/bogota/bogotanas-son-manoseadas-en-la-c...

Mauricio Rubio

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Nunca escribí una "Defensa del manoseo" y estoy convencido que eso no tiene nada que ver con el piropo, ni con las violaciones. Qué se gana con mete...+ ver más

Nunca escribí una "Defensa del manoseo" y estoy convencido que eso no tiene nada que ver con el piropo, ni con las violaciones. Qué se gana con meter todo en un mismo paquete?

Bat

- 07 de Febrero

0 Seguidores

El link es para visibilizar el contexto del tema.
Defender el "piropo", pero deplorar el manoseo es como defender el madrazo callejero, pero deplo...+ ver más

El link es para visibilizar el contexto del tema.
Defender el "piropo", pero deplorar el manoseo es como defender el madrazo callejero, pero deplorar las lesiones personales. Creo que usted le otorga un aura idealista y romántica al piropo; lo mira en abstracto, en el terreno de la expresión, de la picaresca; y seguramente evocando al simpático "Esgar". En la calle normal (no sé en España, pero sí en Colombia) el piropo se juega en un contexto que comprende episodios de abuso. Esos episodios no son despreciables estadísticamente. Aquí la suspicacia frente a la seducción callejera no es un acto de paranoia, sino el producto de un aprendizaje.
Encuentro dos fallas en su razonamiento (y, claro, es una opinión simplemente. No tengo verdades reveladas): 1) Hacer equivalente el derecho a la libre expresión, con la auto-atribución que hacen algunos hombres para violentar simbólicamente el tránsito de una mujer por la calle. 2) Usar un razonamiento inductivo...

Bat

- 07 de Febrero

0 Seguidores

2) Usar un razonamiento inductivo para postular conclusiones generales. A partir del simpático "Esgar" usted infiere que el piropo está motivado en ...+ ver más

2) Usar un razonamiento inductivo para postular conclusiones generales. A partir del simpático "Esgar" usted infiere que el piropo está motivado en una jodencia completamente inocente y desprevenida. Tendríamos que hallar un número significativo de "Esgares" para que esa conclusión tuviera validez. Que yo sepa, no existe ese estudio: uno que pruebe que "en la mayoría de los casos" el piropo es una expresión inocua, sin connotaciones de ofensa o abuso para "el objeto" del mismo, a menos que recaiga en una histérica, más bien frígida, que se molesta por ello.
Lo que sí existe es una amplia documentación sobre el hecho de que en nuestro medio la mujer es sistemáticamente degradada y abusada, no necesariamente a través de piropos, sino de situaciones más graves. En ese contexto, el piropo vendría a ser otra manera de decirle a la mujer: "me tiene sin cuidado si le gusta o no; me vale un higo su subjetividad. Mi deseo está por encima del suyo."

Mauricio Rubio

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Esgar un contra ejemplo a la idea contraria, para rebatirla. Los testimonios de Atrévete, sin quererlo, también demuestran que los piropos de andami...+ ver más

Esgar un contra ejemplo a la idea contraria, para rebatirla. Los testimonios de Atrévete, sin quererlo, también demuestran que los piropos de andamio no pasan al abuso. No existe ese estudio, sería bueno tenerlo, pero creo que la evidencia del de la Procuraduría que resumo en el link si permite rebatir la noción de peligrosidad del piropo, pues en los casos graves no los hay. El "sistemáticamente degradada y abusada" toca desmenuzarlo si se quieren buscar soluciones a situaciones reales, que jamás llegaran con teorías deductivas tan pobres que a la única solución utópica que llegan es algo como "hay que cambiar por completo la mentalidad de los hombres".
Si se quiere reducir la incidencia de las violaciones toca centrarse en ellas, y no mezclarlas con el manoseo ni con el piropo ni con la violencia de pareja. Se imagina en qué estaría la medicina si el objetivo fuera "curar las enfermedades en general"?

Bat

- 07 de Febrero

0 Seguidores

La mezcla no es arbitraria. ¿Cómo desliga usted el madrazo callejero de las lesiones personales por riña callejera? Corresponden a la misma matriz ...+ ver más

La mezcla no es arbitraria. ¿Cómo desliga usted el madrazo callejero de las lesiones personales por riña callejera? Corresponden a la misma matriz de conducta. Corresponden a eslabones dentro de la misma línea de lógica. No se llega al abuso (no sólo sexual, sino laboral, político o de cualquier tipo) sin un conjunto de símbolos y discursos que preceden la acción directa sobre el cuerpo. Para sustentar la esclavitud se afirmaba que los negros o los indígenas no tenían alma. ¿Cómo asocia uno eso con el enriquecimiento de la Iglesia? Por supuesto, la relación no es mecánica y más de un clérigo de esas épocas saldría a rasgarse las vestiduras frente a esa afirmación. Desligar una cosa de otra, legitima ese tipo de discursos.
Y sí, sí hay que cambiar la mentalidad. De hombres y de mujeres.

Mauricio Rubio

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Menos mal que los criminólogos y el derecho penal hace rato dejaron de pensar en "matrices de conducta" y se centraron en incidentes específicos, cu...+ ver más

Menos mal que los criminólogos y el derecho penal hace rato dejaron de pensar en "matrices de conducta" y se centraron en incidentes específicos, cuidadosamente tipificados para imponer un mínimo de restricciones y sanciones y no tratar, como con mandato divino, de decidir cual es la forma correcta de pensar. No se si lo ha leído, pero le recomiendo el Proceso de Civilización de Norbert Elías. Es el mejor recuento de como se fueron cambiando las mentalidades de occidente. Después lo compara con los ambiciosos esfuerzos totalizantes con cuya filosofía usted no parece tan crítica.

Kathy Porto

- 08 de Febrero

49 Seguidores

¡Brillantes ambos en vuestro genial debate.A ambos los califico de excelsa manera argumentalmente.
...+ ver más

¡Brillantes ambos en vuestro genial debate.A ambos los califico de excelsa manera argumentalmente.

Kathy Porto

- 08 de Febrero

49 Seguidores

Les propongo cambiar el ring dialéctico por una hermosa cena:
Bat: Prepara pastas al pesto.
Mauricio: Lleva las flores, un buen vino Malbec, ...+ ver más

Les propongo cambiar el ring dialéctico por una hermosa cena:
Bat: Prepara pastas al pesto.
Mauricio: Lleva las flores, un buen vino Malbec, chocolates,y lava los platos.
Bat: Diserta sobre sus libros y Mauricio mientras lava los platos arma otro rompecabezas.
Ah¡¡¡
Faltó el pan francés recién horneado y aderezado con ajos al estilo florentino.

Kathy Porto

- 08 de Febrero

49 Seguidores

Como lo señala Borges cuando relata la Letra Escarlata de Nathaniel Hawthorne-muy de New England él-,
Hawthorne amante de las alegorías siempre...+ ver más

Como lo señala Borges cuando relata la Letra Escarlata de Nathaniel Hawthorne-muy de New England él-,
Hawthorne amante de las alegorías siempre tiende a las interpretaciones.
Haré el papel de Hawthorne sin demeritar que vuestro cruce de argumentos fue en extremo brillante de ambos lados.
Bat: Triunfa en seriedad argumental.
Mauricio: Triunfa en sagacidad , originalidad y desvío de lo esencial.
Ambos se merecen esta cena.
Un Banquete al estilo de Fellini.

Kathy Porto

- 08 de Febrero

49 Seguidores

Ahora , no me dirán que soy florentina, poco Colombiana o elitista.
Adoro las pastas al pesto más que el ajíaco y ..qué????
De esto trata ...+ ver más

Ahora , no me dirán que soy florentina, poco Colombiana o elitista.
Adoro las pastas al pesto más que el ajíaco y ..qué????
De esto trata este Blog que pone a escribir a brillantes lumbreras como mi admirada y desconocida Bat.

Bat

- 08 de Febrero

0 Seguidores

jajajajajaja jajajajajajaja jajajajajaja jajajajajajaja.... jajajajajajaja
Qué divertida andas hoy, Kathy.
...+ ver más

jajajajajaja jajajajajajaja jajajajajaja jajajajajajaja.... jajajajajajaja
Qué divertida andas hoy, Kathy.

Bat

- 08 de Febrero

0 Seguidores

Por ahí no va mi idea. No hay una ecuación: piropeador = violador. Lo que hay es una matriz cultural: el hombre impone a la mujer su deseo. ¿En qu...+ ver más

Por ahí no va mi idea. No hay una ecuación: piropeador = violador. Lo que hay es una matriz cultural: el hombre impone a la mujer su deseo. ¿En qué se parece el piropeador al violador? Ambos coinciden en que es admisible que el hombre imponga su deseo a la mujer. Por eso comparten la misma lógica, por eso ambos se hallan inscritos en la misma matriz simbólica. Por eso, de una u otra forma, culturalmente se refuerzan: el uno hace simbólicamente lo que el otro hace de manera dramáticamente real: penetrar sin permiso.

Mauricio Rubio

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Por supuesto que diferencio el madrazo callejero de las lesiones personales. Lo primero lo hacemos muchos y muchas, lo segundo muy pocos. Lo primero n...+ ver más

Por supuesto que diferencio el madrazo callejero de las lesiones personales. Lo primero lo hacemos muchos y muchas, lo segundo muy pocos. Lo primero no es ofensa penal, lo segundo sí. No miro el piropo en abstracto, todo lo contrario, me baso en la poca evidencia que conozco. No he encontrado ninguna evidencia de que "el piropo se juega en un contexto que comprende episodios de abuso". Usted tiene alguna concreta? Ni siquiera en Atrévete, cuyo objetivo es recolectar esos episodios y demostrar que son violencia sexual han logrado hacerlo. En el otro extremo, los testimonios sobre niñas y jóvenes violadas no tienen nada que ver con el piropo. Lo común es que empiecen en silencio, por la espalda, a la fuerza y con armas. Nada que ver. Le volteo la pregunta, si no es defendible el derecho de un obrero a decir "adios preciotsura", cual es su propuesta? Código penal? Linchamiento? Sanción laboral?

Bat

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Mi propuesta no es penal (qué palabra tan erótica!), sino cultural. Mi propuesta es que los hombres entiendan que las mujeres sentimos distinto. Que...+ ver más

Mi propuesta no es penal (qué palabra tan erótica!), sino cultural. Mi propuesta es que los hombres entiendan que las mujeres sentimos distinto. Que no necesariamente lo que para ustedes es bueno, para nosotras lo es. Que cuando vean a una mujer en la calle piensen por un momento en que ella tiene derecho a seguir su camino sin que nadie intervenga. Que tal vez va preocupada, que tal vez no quiere ser seducida. Y en beneficio de la duda razonable, no impongan su deseo.

Mauricio Rubio

- 07 de Febrero

0 Seguidores

Creo que, en el fondo fondo, no entendió el post. La idea principal es que a pesar de todas sus limitaciones Marx tiene más relevancia que Simone de...+ ver más

Creo que, en el fondo fondo, no entendió el post. La idea principal es que a pesar de todas sus limitaciones Marx tiene más relevancia que Simone de Beauvoir. Meter en un mismo paquete a los hombres y en otro a las mujeres, de todas las clases sociales para decir que todos los primeros dominan a todas las segundas es simplemente vivir en la estratosfera. Eso es academia ficción. Sólo la dogmática feminista puede plantear que un tipo como Esgar impone su deseo. El respeto está basado en la reciprocidad y en Colombia sinceramente, para el trato que reciben de algunas de ellas, un piropo es una respuesta mejor que la merecida. La humillación no tiene por qué ser verbal.

Las historias más vistas en La Silla Vacia