Viernes Abril 25, 2014

Menú principal

El Blogueo

Muchos hemos vivido de cerca algún aborto, menos dramático y sin las repercusiones mediáticas del de Florence Thomas, quien defiende la despenalización total de esta práctica y debe estar definiendo estrategia para el debate que viene. Las mujeres enfrentadas a un embarazo  inoportuno, pero también todos los hombres que tuvimos algún descache, estamos en deuda con ella. Su lucha no se ha conformado con las condiciones –atípicas, y excepcionales- consideradas necesarias por la jurisprudencia colombiana para que la Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) no sea clandestina.  

 

Los argumentos de Florence y sus compañeras de lucha requieren  algunas precisiones. La primera tiene que ver con el número de abortos al año. Sin sustento, y a pesar de la dificultad para contabilizar cualquier actividad clandestina, la cifra de 350 mil ha hecho carrera como verdad de a puño. El estudio más serio sobre el tema, El Aborto Inducido en Colombia, fue realizado a principios de los años noventa en el Externado. A partir de una encuesta a más de 33 mil mujeres, se encontró que el 23% de ellas había tenido alguna IVE. El total de abortos inducidos por cada cien embarazos era entonces del 12%.

 

En la actualidad estos porcentajes serían menores, pues el uso de anticonceptivos se ha incrementado. Aún con esas cifras, hoy por hoy, el número de abortos al año en el país apenas superaría los 100 mil. En efecto, en la actualidad hay un poco menos de 900 mil nacimientos al año. Si fuera cierta la cifra de IVEs más popular, uno de cada tres embarazos en Colombia terminaría en aborto, un dato que haría sonreír a cualquier ginecólogo. Suponiendo que la proporción de abortos sobre embarazos ha permanecido constante, se tendrían unos 108 mil abortos al año. Con la extensión de la contracepción, estos cien mil serían una cuota máxima. Al comparar a Colombia con otros países este estimativo es más plausible que el tercio de millón. De aceptar esta cifra, esta práctica estaría casi tan extendida en el país como lo está la IVE legalizada en la antigua cortina de hierro. El estimativo de 100 mil ya nos pone en rangos  verosímiles.

 

Otra vía, más actualizada pero más imprecisa, para estimar el número de IVEs es la encuesta de sexualidad hecha en el 2008. De nuevo, se llega a una cifra que ronda más los 100 que los 300 mil. El 14% de las mujeres que respondieron la encuesta -sin grandes variaciones por edades- reportan haber abortado alguna vez. Este porcentaje está bien por debajo del "44% de menores de 20 años (que) se ha practicado al menos un aborto" que se señala a la carrera sin especificar con qué población o en qué lugar se estimó tal cifra. 

 

En la actualidad habría en el país un poco más de 2.5 millones mujeres que han abortado. Pero esto no ha ocurrido en ocho años sino en el último medio siglo. Con el dato del número de abortantes por rangos de edad se puede estimar que los abortos que ocurren hoy, según esta encuesta,  serían unos 160 mil al año.


 

Si la incidencia se exagera, las características de quienes abortan se dramatiza. Se menciona que las principales víctimas de la clandestinidad son las jóvenes de bajos ingresos. Sólo las niñas ricas, se dice, pueden solucionar su problema. El estudio referido no concuerda con esta visión. Aunque las jóvenes de bajos recursos tienen más embarazos, pues no siempre usan anticonceptivos, el riesgo de aborto es menor pues aceptan más que la gravidez termine en nacimiento. Son las mujeres de clase media y alta las menos tolerantes al embarazo indeseado. 

La asociación apresurada entre la ilegalidad del aborto y la altísima tasa de embarazo adolescente tampoco convence. A veces queda la impresión de que la legalización sería la única manera de afrontar ese fenómeno. Se ignoran los testimonios de jovencitas enamoradas a quienes no sólo no les interesa interrumpir su embarazo sino que lo buscaron afanosamente. Ya en los años noventa, el aborto era más un asunto de mujeres vinculadas al mercado laboral que de adolescentes desempleadas que abandonaron la escuela.

No siempre la IVE es una salida al embarazo precoz o por fuera del matrimonio. A veces se trata más de “una práctica extrema para controlar un número de hijos ya establecido”. Además, es en los estratos bajos en donde los abortos ocurren entre el tercero, cuarto o quinto embarazo. Y es en las clases altas en donde más se da “la utilización del recurso al aborto para posponer la iniciación de la vida reproductiva”.

 

A diferencia de Florence, quien después de su experiencia supo que “no volvería a abortar nunca más”, sorprende que la ilegalidad del aborto no disuade a las colombianas sino que es algo que desde hace mucho parecen asimilar. “El riesgo de abortar se incrementa con el número de abortos. Una vez que ha ocurrido el primero, es cada vez más probable pasar al segundo y de este al tercero”. Es como una especie de síndrome de Sanandresito: se asimila la ilegalidad. 


Sólo con este dato de reincidencia, que desafía la idea de que todo ocurre en condiciones sanitarias deplorables, surge la curiosidad por averiguar en serio cuantos son los abortos clandestinos que están ocurriendo en el trasfondo de los mataderos municipales, cuantos con sondas y agujas de tejer, cuantos con métodos modernos en consultorios de ginecólogos discretos y liberales, e incluso cuantos en la habitación de la sorprendida.

Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Mié, 2011-08-03 14:01

Finalmente una pregunta : Si el proyecto de ley que están radicando los conservadores resultara aprobado, se hecha para atrás la despenalización que hoy día nos rige?

Jue, 2011-08-04 14:45

La despenalización que se logró con la sentencia de la Corte Constitucional es para 3 casos verdaderamente excepcionales, que constituyen menos del 1% de los abortos.

Mié, 2011-08-03 13:58

En tal sentido es que la importancia de informarse por los medios que se debe, cobra importancia y es el Estado a través de una Política pública seria de Educación sexual laica alejada de preceptos religiosos y moralistas es quien debe encabezar la transformación. Me preocupa que se vuelva atrás porque en este tema se ha avanzado y la legalidad ha permitido que mas mujeres tomen las riendas de sus destinos lo cual las acerca a la independencia que los seres humanos con plena libertad tenemos derecho por el simple hecho de tener Razón o mejor de ser seres racionales.

Mié, 2011-08-03 13:52

Es hora de hacer debates mucho más académicos que moralistas. Es preocupante que se discuta sin tener en cuenta opinión de las mujeres quienes hemos ido evolucionando y aprendiendo que nuestro proyecto de vida lo decidimos nosotras de manera responsable.
En algunos Colegios he visto que "enseñan" sexualidad mas desde el miedo que desde la argumentación científica. Docentes del siglo XXI que se niegan a transmitir bien la información legal, MANIPULAN.
valdría la pena que los medios de comunicación jueguen un papel menos "mojigato" y sensacionalista porque la intención es que más información y de mejor calidad llegue hasta el punto más alejado de la geografía porque el poder que éstos manejan es impresionante.
En los pueblos y municipios distantes los medios locales casi siempre están al servicio de los grupos religiosos cristianos y los mensajes que llegan son extremadamente conservadores falaces, no son veraces y como si ésto fuera poco hacen eco de un lenguaje inquisidor que confunde

Dom, 2011-07-31 08:50

Lo de los números no deja de ser importante. Recuerdo cuando en una emisora comentaban un desacato de una IPS a practicar el aborto de una menor de edad y alguien mencionó una cifra cuestionable, que en Colombia morían por prácticas abortivas ilegales e insalubres aproximadamente 40.000 mujeres al año...Lo primero que se me vino a la mente: "entonces el aborto deja más muertos que el conflicto armado". Obviamente no creí en esa cifra y en muchas otras que se muestran para justificar una despenalización total ó parcial que, valga decirlo, apoyo. Es más, con las cifras tan bajas de abortos en los tres casos despenalizados por la Corte Constitucional los defensores de la iniciativa han llegado a conclusiones apresuradas: "Que aquí no se está cumpliendo la sentencia", "Que las IPS intervienen", "que los médicos no aseguran", "que las niñas tienen derecho", etc. ¿No será más bien que esos casos excepcionales son eso, una excepción?

Sáb, 2011-07-30 16:06

¿Y qué pasa con que los abortos no sean tantos? No entiendo lo que quiere decir este artículo.

Sáb, 2011-07-30 21:48

Si en número son apenas la tercera parte de lo que se dice, y las características de las mujeres que abortan son otras, cambia el diagnóstico del problema.

Sáb, 2011-07-30 15:18

Lo que se defiende en la Sentencia C-355 es la despenalización del aborto en tres terribles circunstancias: violación, afectación de la salud y la vida de la mujer y malformación fetal incompatible con la vida.
Acá no se habla del aborto como método de planificación, eso es otra cuestión. La mujer puede o no estar planificando cuando es víctima de una violación y eso no la convierte en responsable del embarazo. La mujer puede haber deseado el embarazo que termina afectando su vida, y no por eso es responsable de la enfermedad que la puede llevar a la muerte. La mujer pudo haber deseado el embarazo que resultó en un hijo malformado gravemente, y no por eso ser obligada a llevarlo a término exponiendo su vida.
La cuestión acá es que el Estado le garantice la salud, la vida y la dignidad a la mujer que se encuentra víctima de estas situaciones, a través de la interrupción voluntaria del embarazo en las mejores condiciones de seguridad para su integridad física y sicológica.

Sáb, 2011-07-30 21:50

Ojalá se supiera cuantos son los abortos que corresponden a las circunstancias contempladas por la CC.

Sáb, 2011-07-30 14:48

Interesante visión, porque se quiere ser realista, sin embargo, aunque no da los datos del estudio de Florence ni los del Externado, creo que le pasó lo de El Tiempo, el aborto no es una opción de la mayoría de mujeres, esa idea que quieren exponer a mujeres abortando como si de hacerse una manicure se trata, no es cierta. Definitivamente es necesaria mucha educación sexual no sólo a los jóvenes, sino a sus padres, pues si percibo, sin encuestas, que el embarazo en adolescentes se ha disparado y eso es un problema mayúsculo, con violación o sin ella, claro el primero es peor, porque es truncar dos vidas. Este es un tema en donde no debe haber cabida a las concepciones religiosas, distintas para la mujer que se enfrenta ante un embarazo inesperado, es ella quien debe tomar la decisión nadie más. Llama la atención la señora de la Procuraduría de familia, quien no ha tenido hijos ni vínculo de convivencia e imponiendo quien debe tener hijos, claro sin involucrarse en su crianza.

Sáb, 2011-07-30 00:11

Yo estoy a favor de la legalización del aborto aunque debo decir que sería preocupante ver decenas de niñas haciendo fila para abortar. Creo que hay que comenzar por mejorar la educación sexual porque todavía hay jóvenes que no saben qué es un condón o no saben ponérselo... ni saben de más métodos anticonceptivos.

Vie, 2011-07-29 19:21

Aunque son unas cifras interesantes no las veo relevantes para modificar la razón principal del aborto que es el derecho básico de una mujer de tener control sobre su cuerpo. Como sacar un estudio que diga que muy pocas mujeres en el país tienen intención de votar, entonces se les va a quitar el derecho al sufragio.

Sáb, 2011-07-30 11:44

El embrión es algo más complejo que una "parte" del cuerpo de la mujer.

Vie, 2011-07-29 16:12

Aunque no se si estoy de acuerdo con los postulados del post, me gusta la intencion: las discusiones de politica tienen que hacerse con base en cifras serias. No mas repetir lugares comunes infundados!

Vie, 2011-07-29 14:19

No estoy de acuerdo con el aborto, pero es innegable que, sin su legalización, las mujeres que decidan abortar lo harán, sea donde sea y aún a sabiendas que arriesgan su vida. Mientras tanto, la legalización otorgará las condiciones idóneas para que una mujer no muera si se practica dicho procedimiento. De todas formas, el aborto es un proceso antinatura, y no se puede alegar que la mujer puede hacer lo que quiera con su cuerpo, pues es una nueva y distinta criatura la que lleva en su vientre, y que será totalmente independiente cuando sea el momento. No es un órgano que, como no le sirve, tiene que "quitárselo".

Otro problema que está ligado al aborto es la supuesta falla de los métodos de anticoncepción. Muchos de los embarazos no deseados son producto de la mala utilización de los métodos anticonceptivos (siendo cierto que no son 100% efectivos). El ejemplo más plausible: Pregúntenle a alguna amiga si siempre se aplican juiciosas la inyección o se toman las pastillas cuando es.

Sáb, 2011-07-30 11:43

Adelantando un poco el tema de la próxima entrada, parte de la confusión actual es afirmar que el aborto implica peligro de muerte. La tecnología ha cambiado mucho y el riesgo al abortar se ha reducido drásticamente.

Sáb, 2011-07-30 16:05

El aborto, tanto el espontáneo (1 de cada 5 embarazos),como el provocado, generan muertes (hemorragia e infección principalmente).
Estas muertes disminuyen de forma muy importante cuando los procedimientos se llevan a cabo en condiciones de seguridad médica.
En el caso del aborto espontáneo, con un tratamiento médico oportuno; en el caso del aborto provocado, con una preparación adecuada antes del mismo que ofrezca la mayor seguridad en el método a elegir, y en un seguimiento juicioso del caso.
El hecho de despenalizar el aborto en tres circunstancias crueles, dá la garantía a las mujeres de minimizar las complicaciones de los procedimientos. Por el contrario, la clandestinidad asegura un resultado deletéreo para las mujeres.
Los procedimientos para la Intervención Voluntaria del Embarazo van desde la administración oral de Misoprostol en embarazos seleccionados de menos de 9 semanas, que no requieren internación en hospitales,hasta la práctica de legrados y aspiraciones uterinos.

Vie, 2011-07-29 10:36

Los datos son interesantes y es necesario tener un estudio más actualizado y más riguroso, auqnue sea dificil, para entender mejor el fenómeno. En todo caso, si bien es necesario establecer las dimensiones y complejidades de la cuestión, no se puede desconocer que es un problema de salud pública, que debe ser atendido, y sobre todo que el debate por la legalización del aborto tiene que ir más allá de las cifras y centrarse en la necesidad de otorgarle a las mujeres todos las garantías para que tomen las decisiones que quieran sobre sus cuerpos y sus vidas.

Vie, 2011-07-29 10:11

Recuerdo que a principios de los noventa, cuando todos los violentólogos afirmaban que el narcotráfico y la guerra tenían poco que ver con la tasa de homicidios del país (la más alta del mundo en ese entonces) porque estos se debían mayormente a riñas de borrachos y delincuencia no organizada, este man demostró lo contrario.

Vie, 2011-07-29 08:38

Interesantes insumos para del debate. ¿De dónde son las citas textuales del final del texto? Saludos.

Sáb, 2011-07-30 12:32

Las citas son del estudio del Externado

Vie, 2011-07-29 08:12

Bueno, me gusta que su tono busca sopesar adecuadamente las partes y darle la vuelta al tema... yo me quedo con algo y es que se necesita un estudio hoy 2011, porque están cambiando y no pocos factores en la población: está el tema del incremento por desplazamiento económico y social de una gran cantidad de extranjeros en el país -con su consecuente aumento de embarazos, deseados o no- y también que estoy bastante seguro que don Ordoñez Torquemada ha metido la manito más que una vez en los procesos de educación sexual y fácil acceso a las medicinas para la IVE.

Tengo que saberlo... ¿quién le hizo el dibujo de la mujer aterrada? ¡Está buenísimo! :)

Sáb, 2011-07-30 12:33

La caricatura la encontré hace unos meses con google, no guardé la dirección y no pude volver a encontrarla.

Vie, 2011-07-29 07:23

Increíble que parezcan pocos 150.000 abortos al año. Pareciera que la intención del artículo es pintar la falta de derecho al aborto como razonable. ¡Le sorprende que la ilegalidad no disuada a las colombianas! En el mundo un tercio de los embarazos no son planificados y una quinta parte de las embarazadas aborta, números más razonables de asumir que los de encuestas a mujeres reticentes a declarar o los de Thomas que está medio chiflada por el feminismo. Si yo tuviera que operarme clandestinamente de la próstata no quisiera realizar el procedimiento en un sitio donde las condiciones sanitarias no fueran "deplorables" sino usar un hospital común y corriente, en un POS normal. Que el derecho a la salud, que a punta de tutelas se usa hasta para cirugías plásticas, se niegue en el caso del aborto parece asombroso a cualquier ser humano razonable. Resumo: el artículo parece escrito por un moralista racional que solo dice: "no es para tanto". ¿Y si en vez de moralismo apoyaramos la ética?

Vie, 2011-07-29 13:23

Son pocos con relación a los 300-350 mil que se pregonan.

Añadir nuevo comentario