Domingo Abril 20, 2014

Menú principal

El Blogueo

El poder de las Cifras
Imagen de César Caballero

Espacio dedicado al análisis de hechos de interés general y coyuntuales a partir de las cifras asociadas a ellos, las cuales, muchas veces, tienen una gran influencia en la conformación del imaginario colectivo de la sociedad colombiana.

César Caballero es politólogo de la Universidad de los Andes con una especialización en Gestión Pública de la misma universidad y una maestría en Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Oxford, Inglaterra. Durante su vida profesional ha alternado el servicio público con la academia.

Actualmente trabaja como gerente de su firma Cifras y Conceptos S.A.

Como director del DANE durante la primera administración de Álvaro Uribe, se hizo célebre tras su dimisión al cargo después de que el Presidente le prohibiera revelar los resultados de la Encuesta de Victimización.

Fue decano de la Facultad de Ciencias Sociales y Empresariales de la Universidad Autónoma de Manizales.

Hilos temáticos:

Dedico este blog, no a la novela, sino al debate suscitado por ella. Para comenzar reiteremos lo obvio: es una novela, no un documental.

Considero necesario y oportuno para nuestra memoria como sociedad, abordar estos temas, así sean dolorosos y polémicos, e incluso si el tratamiento dado a los hechos no es equilibrado. La libertad de expresión se debe preservar, así las opiniones nos parezcan desequilibradas. Tiene límites, como todo derecho, pero su esencia es la posibilidad de permitir diversas visiones sobre la realidad.

Quienes intentan presionar a los anunciantes, en mi criterio, cometen un error, pues también existe el derecho a pautar donde se considere más conveniente. En nuestro pasado no muy lejano, grupos económicos bloquearon a medios respetables e independientes, pues sus dueños consideraron desequilibrada la información reportada. En ese momento eso fue calificado como un ataque a la libertad de expresión.

Al abordar una parte de nuestra historia reciente, quienes la escribieron y la producen asumen riesgos y deben haber reflexionado sobre cómo dar el tratamiento más responsable posible a los temas. Pero claramente tienen el derecho a presentar su novela sin que nadie intente censurarlos ni generar bloqueos económicos.

Al final, todos tenemos el derecho a cambiar de canal.

Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Jue, 2013-04-04 13:14

Es cómico que este tema superficial sea mas leído que los temas de fondo... el circo es mas popular que la problemática del país, jajaja

Jue, 2013-04-04 16:21

Sí, la libertad de expresión es un tema superficial... en Cuba y en Corea del Norte.

Vie, 2013-04-05 00:28

Y en RCN... jajajaja

Jue, 2013-04-04 13:34

+1
Si así llenaran lo de minería, indígenas o mujeres en el conflicto... pero a las víctimas es mejor no visibilizarlas. ;)

Lun, 2013-04-01 16:03

Apreciado Cesar yo estaría totalmente de acuerdo con usted si no fuera porque existen los niños, niñas y a adolescentes, lo invito a mirar este video http://www.youtube.com/watch?v=uEprPpDGgeM. Tenga en cuenta que hablamos de contenidos de entretenimiento, que la tele audiencia infantil en Colombia pasa mucho tiempo sin un adecuado acompañamiento, que la gran mayoría de los papás, mamás y cuidadores no tienen el nivel educativo, ni entienden el daño que hace a sus hijos el recibir contenidos violentos. Por eso es válida la acción de #Noen3caines, aún más cuando la Autoridad Nacional de TV no hace cumplir la Ley relativa a las franjas horarias que dice que estos contenidos deben estar después de las 9:30 o 10 pm. Yo si le pediría a todos los involucrados en el negocio de la TV que lo que se emite en la franja familiar es lo que quisieran que vea su hijo, su hermano, sobrino o nieto. Podríamos así construir unos acuerdos sociales #PrimerolaNiñez

Mié, 2013-04-03 04:26

Gracias, lo vi y es duro. No obstante, un dialogo semejante podría darse también frente a algunos "programas infantiles". He visto análisis en ese sentido, por ejemplo, sobre los Simpsons. Sobre la no actuación real de Autoridad Nacional de TV, también es un buen punto, pero ante la masificación de los multimedia, es posible que dicha regulación (de contenidos por horarios) pierda su sentido

Lun, 2013-04-01 16:27

De una vez que prohiban los televisores y los computadores (porque todo se puede conseguir en Internet).

Y que prohiban que la gente pobre tenga hijos porque ellos no son educados (como Carolina Piñeros) o inteligentes (como Carolina Piñeros) y no van a saber cómo educar a sus hijos.

Lun, 2013-04-01 11:21

Definitivamente la gente en Colombia preferiría que las cosas que no le gustan no existieran.

Lun, 2013-04-01 12:32

Los ciudadanos somos libres de manifestarnos y actuar en contra de lo que no nos guste (así al autor del post y a otros comentaristas no les guste que se ejerza esa libertad). Por poner ejemplos cualquiera, los ciudadanos tenemos derecho a protestar en contra del derecho al aborto, de una novela que ofende mi sensibilidad, del matrimonio gay, de la construcción de una autopista cerca a mi casa, etc. Mientras se hagan sin violencia y dentro de la ley, estas manifestaciones deben protegerse y entenderse como expresiones de una ciudadanía libre y deliberativa. Las libertades ciudadanas en una democracia no se limitan al derecho a "cambiar de canal."

Lun, 2013-04-01 16:41

Si su causa es "buena" y es la "correcta", ¿por qué cree que se necesita mover a la gente para boicotear el programa? ¿no cambiaría de canal por iniciativa propia?

Lun, 2013-04-01 17:02

Creo que no leyó mi comentario. Yo no creo eso ni estoy defendiendo esa "causa. Símplemente recuerdo que en una democracia la gente es libre de manifestar su opinión y defender sus causas (las que sean) como les de la gana (incluso cambiando de canal), siempre y cuando sea sin violencia y dentro de la ley.

Lun, 2013-04-01 17:36

Tiene razón, quedó mal redactado mi comentario y se entiende que usted está de acuerdo con este boicot.

Lo que quería preguntar es más genérico: si la causa que uno defiende es "buena" o "correcta", ¿por qué se necesitaría que promoviera un boicot?

Claro, la gente está en todo su derecho de hacer lo que quiera siempre que lo haga de manera pacífica y dentro de la ley. Mi punto es, ¿para qué el boicot cuando la gente puede decidir de manera independiente (sin motivaciones adicionales) si cambia o no de canal?

Mar, 2013-04-02 18:09

Si se hacen dentro de la ley los boicots y protestas son expresiones democráticas legítimas que buscan llamar la atención y/o crear conciencia en la sociedad sobre un tema de interés para las personas que los promueven. Por ejemplo la gente que se opone a o defiende el derecho de las mujeres a abortar, el de los gays a casarse, y en este caso, una cierta visión de la historia difundida masivamente. Creo que son una forma básica de acción política democrática.

Creo también que cuestionar esos derechos humanos fundamentales (a la libre asociación y a la libre expresión) es propio de regímenes (o temperamentos) autoritarios.

(corrección de un comentario anterior)

Mié, 2013-04-03 14:18

Estoy parcialmente de acuerdo.

Según su razonamiento, no estaría mal que un grupo de gente se organizara, hiciera elegir congresistas y pasaran una ley que impidiera la transmisión de los programas de televisión que no coincidieran con su visión del mundo. En últimas, habrían actuado pacíficamente y dentro de la ley para boicotear la transmisión de esos programas.

De otro lado, mi pregunta es ¿por qué se necesita que algunos se asocien para limitar la expresión de un punto de vista? ¿por qué tiene que ser un tercero el que decida si lo que un canal produce es "aceptable" y/o lo que la gente ve/cree en lugar de la misma gente?

Mié, 2013-04-03 17:48

Veamos. Una manifestación ciudadana pacífica como el boicot es una forma legítima de acción política organizada, protegida por los artículos 20 (libertad de expresión) y 38 (libertad de asociación) de la constitución. Derechos además consagrados en la declaración universal de los derechos humanos.

Lo autoritario (y forzado) es describir esta manifestación política legítima como un "límite a la libertad de expresión" de un canal, puesto que las compañías que quieran financiar la serie a pesar de la presión social bien pueden seguirlo haciendo. Ellos tienen el poder, no las personas que legítimamente promueven el boicot.

Uno esperaría ver más argumentos del lado de los que quieren que se emita la serie (para hacer valer su visión de la historia, o por negocio, o lo que sea) pero lo que se ve hasta ahora es una actitud autoritaria y algo reaccionaria de descalificar la existencia misma del debate, y mandar a la gente calladita a la casa a cambiar de canal.

Mié, 2013-04-03 18:20

No, es que a mí me da lo mismo que la gente se vaya calladita o que presionen a los anunciantes. Yo no veo eso y me interesa muy poco si RCN se quiebra o si pasan la serie a las 2am.

A mí lo que me llama la atención es la insistencia de todos los que promueven el boicot en que la serie no se transmita. Eso sí, jamás uno podría decir que son autoritarios porque finalmente los que toman la decisión son los anunciantes. El autoritario es el que dice que preferiría que la decisión de cambiar de canal lo tome la gente por su propia cuenta y no asusada por los demócratas que consideran que son dueños de la "verdad histórica".

Mi argumento es: deje que la gente elija. El de los del boicot es: eso no me gusta entonces trato de presionar para que el canal no lo muestre.

Se ven argumentos muy fuertes de los demócratas que creen que la censura privada es distinta a la censura del gobierno.

Mié, 2013-04-03 18:33

Creo que Ud. está confundiendo el significado de las palabras. Llamar a un boicot ciudadano (protegido por la constitución, etc., etc.) "censura privada" es equivocado pues la censura por definición la ejerce un órgano o persona con poder sobre la difusión de la información.

Su argumento es "deje que la gente elija." Muy bien, dejar que la gente elija significa también dejar que elijan cómo existir en la sociedad, cómo debatir, cómo convivir. Nuestras libertades ciudadanas no se limitan a la libertad de cambiar de canal.

Jue, 2013-04-04 09:12

Con lo de la censura privada tengo mis dudas (si hay una clase de censor distinta al oficial, debe considerarse posible la censura privada). En todo caso, estamos de acuerdo en que el boicot es una forma legítima de mostrar descontento siempre que sea pacífico y dentro de la ley.

Con respecto a que la gente elija, eso tiene límites. A menos claro, que usted crea que una sociedad pueda elegir esclavizar a un grupo o a que elijan dirimir los problemas legales asesinando a las familias de los otros.

Claro que las libertades no se limtian a cambiar de canal. Pero eso se refiere a lo que se puede hacer y en eso estamos de acuerdo. Mi punto es si se debe boicotear la emisión de un programa en un canal privado. Porque si es así, ¿por qué no boicotear la publicación de libros? ¿por qué no boicotear exhibiciones privadas de arte que alguien pueda considerar ofensivas?

Jue, 2013-04-04 14:57

Como dije arriba, cada sociedad negocia entre sí y con su historia los límites de lo que es aceptable. Expresiones legítimas de movilización ciudadana pueden llegar a desplazar esos límites y, con el tiempo, trazar nuevas leyes (ej:es lo que buscan quienes cuestionan el derecho de las mujeres a abortar), pero querer hacer pasar la movilización social como autoritarismo gubernamental es símplemente equivocado.

Sobre la pregunta de si se "deben" boicotear cosas. La pregunta es mañosa porque los derechos no son deberes. Todos tenemos derecho a manifestarnos en contra de lo que no nos gusta, pero no estamos obligados a hacerlo. Por ejemplo: si ponen pornografía un sábado en la mañana en TV y la gente protesta pacíficamente con cartas y plantones, es un acto legítimo protegido por la constitución y las leyes internacionales. Esa indignación y acciones son legítimas, aún cuando no todos las compartan, y aún cuando habrá quienes les digan que basta con cambiar de canal.

Mié, 2013-04-03 18:18

Sobre la adenda del razonamiento: De acuerdo. Las sociedades democráticas negocian y debaten los límites de lo que es aceptable. Por eso negar la posibilidad del debate es peligroso. A una escala muy pequeña (no de leyes, sino de simple presión social), el efecto que busca el boicot a la serie es desplazar los límites de lo aceptable en relación con las representaciones del conflicto colombiano (en Alemania, por ejemplo, están prohibidas las posturas negacionistas del holocausto judío).

Pero hay ejemplos más claros aún. A pesar de haber sido vencidos en congreso y cortes, las personas que se manifiestan en contra del derecho de las mujeres a abortar, o el de los gays a casarse, buscan que sus visiones de la sociedad y de lo humano se vuelvan leyes y le den forma a la sociedad. Creo que en lugar de cuestionar la legitimidad del debate mismo, la democracia se trata de escuchar y debatir.

Jue, 2013-04-04 09:10

Bueno, lo de Alemania con el holocausto siempre lo he considerado una ridiculez. ¿Para qué poner leyes que impidan la difusión de una idea que en todo caso nadie cree y que todos encuentran repulsiva? Y si no todos están convencidos, ¿por qué prohibir que la gente opine y promueva (pacíficamente) sus convicciones? Yo no creo que uno (o un grupo, así sea mayoritario) pueda decidir por el resto cuáles son las ideas "aceptables". A mí no me molestaría que hubiera gente que promoviera la esclavitud. Perderían su tiempo y yo los consideraría estúpidos y retrógrados y hasta peligrosos. Pero mi reacción ante las ideas que no comparto o desprecio no es eliminarlas sino discutirlas.

Y yo no estoy en desacuerdo con que la gente se manifieste (de nuevo, pacíficamente y dentro de la ley) en contra de una idea/ley/versión que considera ofensiva. Lo que a mí me parece mal es que se busque ocultar la idea en lugar de debatirla. Y debatir no es ocultar las ideas, es discutirlas.

Jue, 2013-04-04 11:52

Que yo sepa este boicot se trata de unos plantones y cartas a anunciantes, y no de hacer nuevas "leyes." ¿Por qué se quiere hacer pasar como autoritarismo gubernamental una forma legítima de presión social?

Por otro lado: Si hay quienes encuentran algo completamente inaceptable, digamos, el que se transmita pornografía un sábado por la mañana en televisión, es normal que se enfoquen en buscar sacar eso del aire. Esta postura es válida y forma en sí misma parte del debate. No es válido decir que esta postura es un ataque a la libertad del canal pornógrafo, puesto que movilizaciones pacíficas no constituyen ataques a la libertad de expresión. De hecho son expresiones de esa libertad.

pd. Sin defender la prohibición Alemana (no conozco el asunto en suficiente detalle), desafortunadamente no es para nada cierto que "todos encuentran repulsivas" las ideas que propiciaron el holocausto.

Jue, 2013-04-04 14:39

Hay canales que transmiten pornografía a las 10 am. La decisión es suya en la medida en que usted compra la suscripción. Pero más allá de eso, yo no encuentro completamente inaceptable que un canal gratuito transmita pornografía a ninguna hora. Lo que yo encuentro inaceptable es que los niños vean la pornografía, pero eso no es un problema del canal sino de quien usa el televisor.

De otro lado, en Internet hay pornografía a disposición del público a todas horas. Si todo el mundo considera completamente inaceptable la transmisión de pornografía en "horario familiar", ¿por qué no salir a protestar? ¿por qué no pedirle a los proveedores de internet que restrinjan esas páginas? ¿por qué no ejerceer ese derecho?

Con respecto a la prohibición alemana, el hecho de que no todos encuentren repulsivas las ideas que propiciaron el holocausto es un argumento en contra de la censura. ¿Con qué derecho "la sociedad" le prohibe a unos divulgar sus ideas?

Jue, 2013-04-04 15:23

Seamos realistas. ¿De verdad cree que nadie protestaría se se transmite pornografía en RCN a las 10 AM un sábado? (¿Doble moral? Tal vez --es otra conversación). Mi punto es que la gente tiene derecho a asociarse y expresarse como se les de la gana mientras lo hagan pacíficamente, así Ud. o yo no estemos de acuerdo. La impresión que dejan sus comentarios es que esas libertades no cuadran con su modelo ideal de sociedad, y por eso Ud. legisla, en abstracto, sobre lo que la gente "debe" y no "debe" hacer.

Creo que he intentado hacer ver mi punto varias veces (ver mis otras respuestas arriba y abajo) y damos vueltas. Me despido por ahora. Saludos.

Jue, 2013-04-04 16:18

¿Quién dijo que nadie protestaría? Dije que yo no protestaría, que es muy distinto.

No, yo no legislo. Yo cuestiono a los boicoteadores no por ejercer su derecho sino porque creo que uno debería dejar que la gente elija. No estoy diciendo que en mi sociedad ideal no podrían hacerlo, lo que estoy diciendo es que me parece una manera inconsistente de ejercer el derecho a expresarse: tengo derecho a expresar que el otro no debería expresarse en tal o cuál sentido.

No cometen nigún delito ni hacen nada que sea condenable, solo hacen algo que no es consistente con el ejercicio mismo del derecho a expresarse libremente.

Jue, 2013-04-04 17:30

Lo que se lee en su comentario no es solo que Ud. no protestaría, sino que los otros no deberían protestar.

Cuando ud. defiende la (esa sí) censura de una obra de arte por parte de cierto sacerdote argentino ¿no cree que un juez de un estado laico debe darle a la gente la opción de elejir si ver o no la obra?

Vie, 2013-04-05 08:03

No, lo que se lee en mi comentario es que la manera de protestar que yo considero valiosa es que quien esté descontento trate de mostrar el punto propio y no trate de sofocar la divulgación del punto contrario. Lo que estoy diciendo es que protestar no debería (aunque puede) pasar por callar al otro sino por uno mismo presentar, publicar, divulgar su punto de vista.

En el caso que enlaza, yo estoy de acuerdo en que no puede haber censura. Mi crítica en ese caso va a dos cosas:

1. Con recursos públicos no debería promoverse arte que ofende a la mayoría de quienes pagan impuestos. De hecho, creo que el Estado no debe promover arte de ninguna clase. ¿O le parecería bien que se gastaran recursos públicos promoviendo arte religioso o películas como esta?

2. El juez mezcla su propia interpretación de la obra con la aplicación de la ley cosa que es completamente absurda. Imáginese que el juez hubiera sido A. Ordoñez.

Jue, 2013-04-11 08:28

Es que ahí está la confusión: protestar sin violencia no es "callar" ni "sofocar" al otro. Esos verbos describen una situación muy distinta a la del caso que tratamos. ¿Es "sofocar" lo que ud. hace con esos que protestan al querer que expresen su desacuerdo de la forma que Ud. considera apropiada? No creo. Pero creo que ya agotamos la parte productiva de ese desacuerdo.

Punto 1: la obra en cuestión no se hizo con fondos públicos, de modo que es forzado decir que el estado "promueve" tal o cual arte por el hecho de que se presente en un museo. Además, ud. dice que no debe haber censura pero renglón seguido la justifica, argumentando que "ofende" a una supuesta mayoría. Según esa lógica, habría que adoptar un modelo en que una burocracia eclesiástica o gubernamental decide cuál es el arte "correcto" para la gente. No gracias.

Punto 2: Lo que el juez defendió es la libertad de interpretación, no una interpretación particular. Sospecho que Ordóñez tendría una visión distinta del asunto.

Lun, 2013-04-01 11:01

¿Por qué un boicot ciudadano no se puede definir como "censura"? Aquí hay otro análisis para enriquecer la conversación [Link]. Toda la columna es buena pero la nuez está acá:

La apelación al retiro de las marcas, los plantones ante el canal y las cartas en contra de la novela no constituyen en lo absoluto una amenaza a la independencia de los medios. Todo lo contrario: los medios independientes solo pueden florecer en sociedades con una ciudadanía activa y crítica, pues es esta el más importante bastión para enfrentar las reales amenazas a la independencia de los medios: el poder político y el poder económico.

(Comentario post post: acabo de ver que es el mismo link que Bruno I. colgó abajo)

Páginas

Añadir nuevo comentario