Menú principal

Viernes Septiembre 19, 2014

Blog de Notas
Imagen de Blog de Notas

Este blog para pensar la educación: el más impopular y menos vendedor de los temas políticos, el que se menciona tangencialmente y sin profundidad, del que no se hacen series televisivas, y sin embargo del que depende todo lo demás.

 

Este blog es escrito por un grupo de profesores e investigadores con un interés en la educación. Los autores han trabajado en el tema desde diversas perspectivas, que van desde la psicología del desarrollo hasta los estudios económicos. Los autores creen que entender la educación implica poder moverse de generalizaciones fáciles (e.g., señora, el niño no quiere aprender!!!) y empezar a revisar en detalle tanto los procesos de enseñanza y aprendizaje, como los datos existentes alrededor del impacto de las políticas públicas y sus posibles interpretaciones. Los coordinadores del blog son Carolina Maldonado del Departamento de Psicología de la Universidad de los Andes, Darwin Cortes y Dario Maldonado del Departamento de Economía de la Universidad del Rosario, y Javier Corredor del Departamento de Psicología de la Universidad Nacional ([email protected]). Las opiniones expresadas por los autores se hacen a título personal y no comprometen el nombre de las instituciones a las cuales los autores se encuentran afiliados.

Twitter del autor

Hilos temáticos: Políticas Públicas, Educación

Por Javier Corredor

Si usted ha estado cerca de la élite colombiana probablemente conoce a alguien que cree que Meissen es una marca de cerveza alemana, o que Kennedy queda en algún estado al este de los Estados Unidos. Probablemente, también tuvo que ayudarle a alguno a llegar a la Plaza de Bolívar en las protestas contra Samper, o explicarle que Lucero Alto no es el nombre de una cantante de música de planchar.

Todo esto empieza con la endogamia educativa.

El destino manifiesto y nunca puesto en duda de una mayoría importante de los estudiantes de estrato seis (o más) en Bogotá es hacer un posgrado en el exterior (Estados Unidos y Europa por supuesto); es formar pareja con alguien que asistió como ellos a un colegio internacional, y que creció a pocas cuadras de su casa; es también tener un grupo de amigos que frecuenta los mismos círculos, que habla por lo menos dos idiomas y que es prolífico en apellidos de origen extranjero. A veces preservados obstinadamente con un guión después del apellido nacional. En palabras del Chavo para que me entiendan mejor: Los Pérez-Abolengo.

No todos. Algunos se rebelan, o conocen a alguien que les mueve el piso y se quedan a vivir en la clase media globalizada y renuncian de esta forma a los privilegios heredados. Para preocupación de los padres, que cada día más prefieren dejarlos hacer el pregrado aquí, no sea que vuelvan confundidos como Clara López o Daniel García-Peña, o como el mismo presidente, que después de Kansas le dio, más bien con poca consistencia, por intentar ser un traidor a su clase. Algunos pocos en sus viajes hacen amigos de otro origen; pocos también, venidos de provincia o de la educación pública. Los otros, la mayoría, vuelven al redil después de haber conocido el mundo, y paradójicamente sin conocerlo.

La historia no es nueva. Tampoco lo es la evidente desventaja genética que implica en el mediano plazo, ya saben por aquello de casarse entre castas. Lo que es nuevo y preocupante es la forma en que éste se ha convertido en el modelo a seguir para la educación en todos los niveles. Lo preocupante es también que ellos son los encargados de dirigir el país y de pensarlo. La columna de Marc Hofstetter sobre las víctimas, o mejor contra ellas, me recordó la que es quizás la más grave consecuencia de esta endogamia: la ausencia de empatía por los que sufren. Allí se implica que la búsqueda de reparación o más generalmente de cualquier otro apoyo estatal, es el producto de una actitud lastimera y vergonzante. Una obligación políticamente correcta pero sin fundamento. Como si haber nacido pobre, o ser víctima, o estar quebrado, fuera el producto de una autocondescendencia elegida. Más allá del debate de política pública que el texto pretendía abrir, y de las aclaraciones y disculpas del autor en la sección de comentarios, la siempre buena excusa de que lo que se hizo fue sacrificar un mundo para pulir un verso, lo que es irritante del texto es la notoria incapacidad empática. Como si en realidad el autor no se pudiera conectar con la angustia de un caficultor quebrado, o el dolor silencioso e irreparable de alguien que busca a un familiar desparecido, como si esas cosas, más allá de las cifras, no existieran. 

Lo que un modelo educativo segregado genera es la incapacidad de ponerse en la posición del otro (del otro en el espacio social: otra clase, otra raza, otra experiencia vital). Lo que una experiencia social compartida en una escuela incluyente (o una lectura básica de Rawls) puede enseñar es que nadie elige nacer donde nace, y que por lo tanto no es merecedor (ni culpable) de lo que esa posición implica. Las víctimas no eligieron su destino (tampoco los pobres), ni lo hicieron en una conspiración para acceder a beneficios estatales. Esa es la historia ya gastada por los republicanos de la welfare mom, en su tarea de desacreditar los programas de ayuda social. Mi pregunta es cómo alguien pudo escribir eso sin sonrojarse: Tal vez no se preguntó cómo se distorsionan los mercados cuando a la gente la descabezan para robarle la tierra, o peor no pudo conectar con el sufrimiento que eso implica. Las escuelas enseñan desde antes de empezar las clases, por la decisión e imposición de quienes pueden entrar, de quienes tienen el derecho, y de quienes se quedan afuera. Sin experiencia vital compartida, sin empatía con los que están en una posición más débil, todo lo que se hable en la clase de ética, son palabras perdidas.

Comentarios - Cada usuario tiene la posibilidad de incluir solo tres comentarios
Vie, 2013-09-20 09:00

La endogamia podría acabarse si elevamos calidad y competitividad de educación pública en Colombia (porque hasta la privada en nuestro país es mala comparada mundialmente al ser un negocio), y todas las clases sociales o razas nos mezclamos y asistimos a la oportunidad de colegios sin costo o universidades de calidad mundial, con excelentes profesores e investigadores bilingües, de buenas Us y bien pagos, por mérito, sin roscas mediocres. Es decir cuando nuestros dirigentes decidan acabar el subdesarrollo y nosotros forzarlos

Mar, 2013-08-27 10:04

Yo si estoy esperando a ver con que es que Uds. se vienen.

Díganle a los duros de LSV que la página esta funcionando muy,pero muy mal en las historias,el querido diario, que tenemos un control remoto y fácilmente se cambia de canal.

No reconocen al usuario, se cae la pagina, se desconfigura, desaparecen comentarios, es una locura, los cambio así lleven la mejor intención y que visualmente resultan muy frescos y ágiles, no se están reflejando en la parte técnica. la verdad han logrado menos que más.

Una recomendación, busquen entrar desde computadores que no pertenezcan a la red que manejan, así notaran más fácil los errores que se están presentando, y que son bien molestos.

Sáb, 2013-08-24 17:13

Javier, buena entrada en el blog. Es tremendamente dificil recibir a esos "burbujeados" en las universidades, y tratar de cambiarles el esquema mental en el que siempre han vivido. Imaginese lo que nos sucede a los profesores que dictamos asignaturas en el area de politicas sociales. Somos muchos los que crecimos y vivimos en esa burbuja, pero muchos más los que aún viven dentro de ella, sin querer salir. Hoy revisaba mi twitter en el sexto día del paro, y muchos de mis amigos y ex-vecinos hablan de sus fiestas de fin de semana, de haber perdido la opción de ir a la finca, de los trancones por las protestas y de no probar ajiaco hoy, por la falta de mercado en algunos puntos gracias a los desadaptados campesinos que les dio por sobar la vida de los de la ciudad. Para los "burbujeados" hablar de la situación del país es de"quinta", es aburridor, y te quita clase. Y no hablo precisamente y solamente de nuevas generaciones, sino de muchos que pertenecemos a la generación de la guayaba.

Sáb, 2013-08-24 19:52

Me gusta su comentario. Yo traté de hacer claro dentro del texto que no hay una condición esencial por nacer en lugar social particular. Mucha gente que nació en la burbuja como usted la llama se da el chance de vivir otras realidades y entiende, muchas veces con una valentía que aterra frente a una gran cantidad de imposiciones y presiones sociales, que van desde los comentarios de salón hasta el ciberbullying cuando ponen algo que a los demás (sus amigos de la infancia, su familia extensa) no les parece. Además creo que la gente que mejor entiende esto es la que está en posiciones sociales ambiguas. Uno puede hacer el caso de gente de clase media baja que tampoco entiende: creen que basta ponerse un Rolex chiviado para ser parte de la elite. Y sí, a veces toca respirar profundo y dejar pasar para no terminar metido en una guerra eterna en el facebook, porque la gente sube todo el tiempo comentarios como los que usted cita.

Dom, 2013-08-25 14:59

http://www.lasillavacia.com/elblogueo/blognotas/36866/el-homofobico-que-... "http://www.lasillavacia.com/elblogueo/blognotas/36866/el-homofobico-que-...".

"Las críticas van desde peticiones de derecho (e.g., “es mi derecho que no me guste cierto tipo de gente”) hasta sofisticadas sugerencias metodológicas (e.g., “los tiempos de reacción se ven afectados por el orden de los estímulos previos”), todas dirigidas a mostrar que la prueba de sesgos implícitos –el IAT- no demuestra que ellos tienen sesgos."

Ojo, gato, no lo estoy acusando de homofóbico, y creo que después de la discusión sobre la paradoja, podemos hablar tranquilamente así tengamos opiniones distintas. Pero el punto es: los estereotipos son naturales, y eso no quiere decir que sus consecuencias sociales sean deseables. El argumento que está usando ese mismo. Justificar el capital simbólico como una barrera legitima, es no entender que entre el buen gusto y una muralla no hay mucha diferencia...

Mar, 2013-08-27 11:07

Oiga Corredor, no había pillado este link que refiere, es de verdad muy buen artículo, ojalá le sirva a la persona aquella, porque si creo lo necesita.

Y no se olvide de lo de arriba.

Mar, 2013-08-27 11:06

.

Sáb, 2013-08-24 09:11

Considero que Javier tiene razón. Muchos de los niños y niñas del estrato 6 se educan en una burbuja, tanto emocional como social y política. Y es bien sabido que si no hay relación con algo, tarde o temprano se pierde la sensibilidad frente a lo desconocido. Para los muchachos de estratos altos es casi una ficción la pobreza del país. Ellos juzgan la realidad a partir de lo que viven y no pueden creer lo que no experimentan. Por ello es tan delicado que se perpetúe un modelo como el que está siendo aplicado en esos colegios. Si alguien puede hacer algo, sería fabuloso.

Jue, 2013-08-22 16:52

Deseo aclarar que hasta hace 4 meses tuve una cuenta en tuiter bajo el usuario "elgatodeschrödinger" y que cancelé y que el comentarista de esta columna de opinión que firma con ese mismo usuario nada tienen que ver conmigo.
Cordialmente,
Iván salas Vergara

Jue, 2013-08-22 18:44

Vea pues y yo que creí que la paradoja del gato de Schrödinger era otra... :) http://www.youtube.com/watch?v=d1tn56vWU_g

Vie, 2013-08-23 10:12

Su solicitud ha sido negada. (Sus comentarios no corresponden a los de un gato muerto).

Vie, 2013-08-23 15:31

Para ser exactos, no se puede saber si está vivo o muerto...hasta que se intenta medir....

Vie, 2013-08-23 16:18

Para continuar siendo exactos, mientras no se observe, el gato está vivo y muerto al mismo tiempo; de ahí la paradoja.

Vie, 2013-08-23 18:43

Si señor, tiene toda la razón...

Mié, 2013-08-21 22:19

Yo por fortuna no deciendo de ese sistema hendogamico si no del muy saludable mestizaje, pero defiendo lo que dice Hofstetter sin sonrrojarme, lo defiendo por que mi padre que quedo huerfano a los 7 años por la violencia y que la mayor parte de su vida la vivio en la pobreza, me enseño algo. Nosotros no podemos reclamarle al Estado por nuestro destino, nuestra vida es tan importante que no podemos responsabilizar a nadie por nuestras desgracias, cambiar nuestra realidades una responsabilidad solo nuestra y por eso nosotros no podemos aceptar ser victimas.

Jue, 2013-08-22 20:15

Eso, no resposabilize por sus propios problemas, exija sus derechos, y haga sus deberes, es lo que significa vivir en una sociedad!!! Es lo que hacen los campesinos, porque deben pagar ellos mas impuestos que los parasitarios latifundistas!!!

Vie, 2013-08-23 19:00

Que graciosos usted aun le faltan 200 años de historia.

Sáb, 2013-08-24 20:13

Ah es de los que omite pedazos importantes de la historia de Colombia. Ya, siga discutiendo en su subjectividad.

Dom, 2013-08-25 19:44

Si la historia de los comuneros hay que incluirla para entender mucho, que bien que sabe de fechas. Y una vez mas, los campesinos estan en todo el derecho de exigir sus derechos, y si mis impuestos van a ir ayudar a alguien, que sea a los campesinos y no a los latifundistas.

Lun, 2013-08-26 19:11

Buena idea, lo que lleva a la parte de hacer veeduria de los dineros publicos y a que si hay una democracia, se elijan dirigentes capaces y honestos. Lo otro es la alianza publico privada, que tambien genera avanzes en el bienestar de la gente.

Jue, 2013-08-22 21:15

Exacto yquetales, esa es la visión de los derechos que necesitamos! surgen del ciudadano y solo este los puede delegar. no se los podemos exigir al Estado pues no es este quien los tiene son intrinsecos a lo que significa ser humano, de ahí que me entristece tanto ver como temas como la reforma tributaria se pasaron sin suficiente debate por parte de la gente que se vería mas afectada con ellos y con eso no quiere argumentar que no se deban pagar impuestos, sino que los ciudadanos tienen que ser exigentes con lo que el Estado hace con sus impuestos.

Vie, 2013-08-23 19:03

interesante anotacion, y si creo que las protestas debieron ser antes de firmar los tratados del TLC, nos falta educacion politica.

Sáb, 2013-08-24 20:18

"yo se que es terrible sentirse solo cuando no conoce de los temas"

Saludos

Mié, 2013-08-21 19:25

Si el autor Marc queria hablar de una clase que recibe todo tipo de prevendas y asistencialismo del Estado, debio haber hablado de la clase latifundista Colombiana que todavia nos quiere mandar al sigo XVII.

Jue, 2013-08-22 20:12

La clase latifundista, la retrograda, atrazada, la misma que de forma parasitaria recibio el Agro Ingreso Robo Seguro de Arias.

Vie, 2013-08-23 19:05

Creo que usted esta hablando solo.

Lun, 2013-08-19 14:11

Hace mucho no me leía un articulo con el que estuviera más de acuerdo. Gracias!

Vie, 2013-08-09 11:35

"De pobres a pobrecitos": Típica columna de una MENTE PERVERSA. Hobbes concebía al ser humano como egoísta y malvado por naturaleza y, aunque yo NO comparta esa generalidad, presumo que Marc Hofstetter hace parte de ese pequeño grupo de individuos.

Vie, 2013-08-09 11:04

Excelente artículo, con toda seguridad lo dicho sobre la casta bogotana vale para los oligarcas paisas, bastante reaccionarios por cierto y que ni siquiera conocen el centro de Medellín.

Esta clase "dirigente" da grima y en el fondo tienen un pensamiento que no ha superado atavismos coloniales. Álvaro Uribe es su ejemplo más acabado, por decirlo así.
La educación colombiana produce monstruos en ambos extremos de la escala zoocial criolla. El racismo y el clasismo más burdos siguen siendo lastres que comprometen a largo plazo nuestra supervivencia como nación.

Páginas

Añadir nuevo comentario