Por Carlos Suárez @carlossuarezr · 19 de Febrero de 2017

4426

2

La Doctora Carmen Teresa Castañeda fue Personera de Bogotá y de su gestión, poco o nada se conoce.

Con la se pretendía arrebatar de las manos de la politiquería el manejo de las personerías Distritales y municipales; sin embargo, luego de casi un año de ejercicio de los primeros personeros así elegidos, se comprueba que la mafia política se mete por cualquier hendija y se devora cualquier elección en la que participe.

En el concurso para su elección, la Doctora CASTAÑEDA y así logró que su nombre llegara al Concejo de Bogotá a fin de ser 'evaluada' en entrevista para optar por el cargo de Personera Distrital.

La abogada Castañeda, destacada por tener una hoja de vida sin vínculos  políticos y desconocida para las huestes del concejo bogotano, tenia pocas posibilidades debido a su inexistente roce con los cabildantes, con quienes no tenia 'lenguaje'.

Sin embargo; la inexperta candidata tenía un as bajo la manga: originaria del Departamento de Santander, conocía al Senador Horacio Serpa Uribe y acudió a él para buscar su ayuda en el proceso de elección. Así empezó a tener reales posibilidades de triunfo pero también, abrió la hendija por medio de la cual se coló la politiquería que terminaría a la postre cooptando la Personería de Bogotá.

Serpa padre la condujo a Serpa Junior y el delfín se encargó de armar la coalición para ungirla como personera: el partido liberal izó la bandera del triunfo en ese órgano de control.

Dentro de quienes apoyaron a Serpa a llegar al concejo de Bogotá, están dos personajes conocidos en la política bogotana: Juan Antonio Nieto Escalante y Samir Abisambra. Esta dupla ha sido muy exitosa en sus movidas políticas, el cucuteño Juan Antonio Nieto fue Contralor de Bogotá e hizo lo que espera la clase política de un contralor: pasó sin pena ni gloria en cuanto al control fiscal que debía ejercer y entregó la Contraloría a la coalición que lo eligió.

Posteriormente, fue nombrado por el condenado Alcalde de Bogotá, Samuel Moreno, como secretario de Medio Ambiente y estuvo en ese corrupto gobierno amparado por su partido, el Liberal.

Hoy, al que llegó por postulación que hiciera ante esa bancada, el entonces representante Orlando Velandia (actual director de la Agencia Nacional de Hidrocarburos) e impulsado por Simón Gaviria ante el Presidente Juan Manuel Santos.

Juan Antonio Nieto afianzó vínculos con Samir Abisambra desde el Gobierno de Samuel Moreno, allí lo nombró como sub secretario de Medio Ambiente de Bogotá.

Samir Abisambra ha sido un saltimbanqui de la política; tras haber usado como trampolín ese cargo en el gobierno de Samuel Moreno, por Bogotá en las listas del Partido Verde, apoyado por el concejal de ese partido, Edward Arias, Samir, de la mano de Nieto Escalante, volvió pronto a reencaucharse y terminó apoyando políticamente la campaña de Serpa junior en las elecciones al concejo en 2015.

Aqui es donde se unen las vertientes que acabaron apoderándose de la Personería y secuestrando la administración de Carmen Teresa Castañeda. Serpa Junior que había armado la coalición para elegirla Personera de Bogotá, logró imponer en el cargo de Secretario General de ése órgano de control a Samir Abisambra, socio político del -ahora influyente entre los representantes liberales-, director del IGAC, Juan Antonio Nieto Escalante.

La inexperiencia política de la Personera, aunada al feroz apetito burocrático de quienes la eligieron, hizo que durante el 2016, todas las decisiones de nombramientos y contratación se concentraran en el secretario general manejado por Serpa y Nieto.

Para nadie es un secreto que al  debido a que sus compañeros concejales se dieron cuenta que la Personería se la 'despacharon' él, Nieto Escalante y Samir Abisambra, pasando por encima de los acuerdos de repartición equitativa de la torta burocrática y contractual que la coalición exigía.

La Señora Personera, después de casi un año de estar atrapada por la politiquería que se apoderó de su gestión, empezó a indagar sobre la realidad de esos secretos a voces  y se percató que unas 150 órdenes de prestación de servicios que se suponía se habían entregado a los concejales como parte de su representación burocrática, así como varios cargos del orden directivo y operativo de la Personería, eran realmente cuotas de la tripleta: Serpa-Nieto-Samir y no de quienes supuestamente los apadrinaban, razón por la cual, pidió la renuncia de su flamante secretario general el pasado mes de Diciembre.

Como corolario a esta historia, el otrora verde y ahora rojo, Samir Abisambra, ya anunció su candidatura a la cámara por el partido liberal como fórmula del Senador Horacio Serpa Uribe, para que no quede duda de dónde viene y sobretodo, para dónde va.

Solo queda esperar que la primiparada de la señora Personera le haya servido para que en lo que le resta de periodo pueda ejercer el cargo con independencia y sin los amarres politiqueros que la anularon en el 2016. ¿Será capaz de liberarse y hacer valer el "concurso de méritos"?

Comentarios (2)

DIDUNDI

19 de Febrero

1 Seguidores

Jaja Suárezterapia decidió actuar como el  CSI político y se fajö tre...+ ver más

Jaja Suárezterapia decidió actuar como el  CSI político y se fajö tremendo chisme. Pero igual q Riveros en sus + reciente salida, termina actuando como si no conociera q burocracia y política en Colombia interactúan.
La frase final NO tiene dudas, simplemente no será capaz..!!, Ni q lo intente, no sea q la moda d hacer una llamada de, a, algún poderoso y termine sin chamba.

Rivera

22 de Febrero

0 Seguidores

Muy inocente el artículo. La señora personera le tiene cuota burocrática a ...+ ver más

Muy inocente el artículo. La señora personera le tiene cuota burocrática a por lo menos el 70% de los nobles cabildantes. Incluso, a uno que salvó el plan de desarrollo de Peñalosa y que posiblemente expulsen de su partido político. Y si allá están mal, la Contraloría es peor!

Las historias más vistas en La Silla Vacia